Foro Hyuga


 
PortalÍndiceGaleríaCalendarioFAQBuscarRegistrarseMiembrosGrupos de UsuariosConectarse

Comparte | 
 

 Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2, 3  Siguiente
AutorMensaje
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Mayo 13 2010, 16:53

Hola, este va a ser el segundo fic que ponga aquí en el foro, la verdad lo tengo desde hace tiempo en fanfiction.

Les dejo el resumen, y si les gusta les pongo el primer capítulo.
---

Resumen: Naruto y todos sus amigos están en un universo alternativo, en donde, en lugar de ser ninjas, son policías, o tienen profesiones más o menos en este ámbito.

Naruto es un despistado total, como siempre, y también un poco pervertido. Es el mejor amigo de Hinata, pero no sabe que ella está enamorada de él, y no lo descubre hasta que un rival inesperado aparece. Al mismo tiempo, está por perder su trabajo, pero ha decidido tomarse las cosas en serio y no dejar que su jefe: Sasuke Uchiha (ex mejor amigo desde la escuela) lo corra así como así.

Ellos investigan los crímenes de la peligrosa banda Akatsuki, de la cual el hermano mayor de Sasuke es parte, y razón por la cual el azabache se desvive por hacerle pagar a Itachi la muerte de sus padres, sin saber que hay una verdad oculta en todo eso.

Sakura Haruno, la fiscal, está enamorada de Sasuke, pero hace años hubo algo entre ellos, y por eso ahora ha decidido darse una oportunidad con otro hombre, sólo que no esperaba que Sasuke si le correspondiera, volviendo las cosas aún más complicadas.

Por otro lado, el rival de Naruto, quien menos él esperaba, hará todo lo posible por conquistar el corazón de la chica a la cual cree amar. Gaara, uno de los mejores amigos de Naruto será quien le haga ver que siente en verdad hacia la ojiperla cuando éste intente quedarse con ella.

Shikamaru Nara, un brillante abogado, tiene en la mira a la banda, y al hombre que asesinó a su mentor: Asuma Sarutobi.

Y mientras tanto, Akatsuki tiene claras sus metas; otener todo el dinero que les sea posible, a costa de quien sea, y como sea.

------

Bueno, más o menos de eso va la historia, pero aún hay muchas cosas más que están en el misterio.
Si quieren que les ponga el primer capítulo me dice, y yo con gusto lo hago.
Bueno, bye ^^


Última edición por Selene-chan el Dom Dic 04 2011, 06:32, editado 11 veces
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Vie Mayo 14 2010, 10:43

OOOOOOOO SELENE LA HISTORIA SE VE SUPER INTERESANTE XD.


ASI QUE TE DIGO QUE ESCRIBAS EL PRIMER CAPITULO PRONTO XD.

NO TARDES!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

ESCRIBE EL CAP. PRONTO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 16 2010, 06:00

Bueno, aquí está el primer capítulo, de hecho ya estaba escrito desde hace mucho tiempo xD
Espero que les guste ^^
-----------

Capitulo 1: Naruto, el detective mediocre

Era un día soleado, por una muy transitada calle de la ciudad Konoha, un chico de cabello rubio y ojos azules, de aproximadamente unos 25 años, acechaba por los lares a un transeúnte despreocupado.

-El objetivo esta localizado, cambio – Hablaba el rubio por el pequeño radio comunicador que llevaba oculto entre su chaqueta color anaranjado oscuro.

-Recibido, prepárate para interceptarlo – Le dijo una voz a través del radio.

-Ok, cambio y fuera –Cierre de la transmisión-

El hombre que era vigilado, vestía una larga gabardina color negro, y usaba un sombrero negro también, en su mano derecha llevaba un maletín, el cual parecía ser el motivo de su persecución.

-Aquí voy – Dijo el rubio sacando un revolver de entre su vestimenta- ¡Eh, tú, manos arriba, quedas detenido por tráfico ilegal de narcóticos!

-¿Qué? ¿Yo trafico ilegal? ¿Pero quien eres tú? – El hombre levantó sus manos asustado, pero no parecía saber de que se le acusaba.

-Detective Naruto Uzumaki, quedas bajo arresto, mas vale que te entregues sin la menor oposición, o me veré obligado a disparar – El rubio en ningún momento bajaba su arma, y su mirada era muy determinante a disparar si era necesario.

-Pero si yo no soy un delincuente señor – Decía el hombre intimidado por el arma, hasta que de un momento a otro se detuvo a pensar - ¿Dijo Uzumaki?

-Así es – Respondió el policía.

-Ahhh, yo lo conozco.

- ¿A si? – Preguntó el rubio algo orgulloso- Si, soy muy famoso por estos lares, es que todos me conocen como…

-Si, es usted el detective mediocre.

-¿Mediocre dice? – Al detective Uzumaki se le marcó una venita en la frente, pero aun seguía apuntando con su arma a pesar de su rostro enfadado.

-Si, yo he oído hablar mucho de usted.

-Pagarás por haberme llamado mediocre.

-¿Naruto, pero por que amenazas a ese hombre? – Se les acercó un hombre de cabello castaño y ojos cafés, a su lado iba un enorme perro blanco y en su placa de policía decía "Brigada anti narcóticos".

-Kiba… pero si el es el objetivo – Dijo Naruto aún apuntando al pobre hombre.

-¡Idiota! El no es el hombre – Un enorme grito se hizo presente en todo el rededor de donde ellos tres se encontraban.

-¿A no? – Se preguntaba el rubio confundido.

-Por supuesto que no.

-Pero si tú me dijiste el sujeto de gabardina negra, y un maletín.

-Si, pero con nubes rojas, rayos pero como eres idiota – Dijo Kiba mientras se golpeaba el rostro secamente con la mano derecha.

-Disculpe… ¿Ya me puedo ir? – Preguntó el hombre con una gotita en su frente.

-Si, ya lárguese, digo… puede retirarse, lamento el mal entendido – Dijo Kiba mientras una venita se marcaba en su frente al ver el rostro de idiota culpable que ponía Naruto.

-Si, adiós – El hombre se retiró medio confundido, pues había sido confundido con un criminal, pero por suerte no pasó a mayores – Oh rayos nunca volveré a vestirme así.

-Rayos, me equivoqué de nuevo – Suspiró decepcionado Naruto.

-Eres un completo idiota Naruto, el jefe esta vez si que te despedirá.

-¡Wau! – Ladró el perro blanco que acompañaba a Kiba (No tienes ni una gota de inteligencia, te despedirán).

-Es verdad Akamaru, Naruto es hombre muerto.

-¿Oye por que hablas con ese perro? – Preguntó el rubio algo confundido.

0000

Luego, los dos policías se dirigieron a la comisaría. Naruto sabía que lo más probable era que fuese despedido, ya había cometido muchos errores y había sido perdonado muchas veces, puesto que su gran jefe, alguna vez fue su mejor amigo y aunque hoy no se llevaran bien, ese cariño seguía ahí.

-¡¿Como que lo dejaron escapar?! – Gritó un pelinegro golpeando fuertemente su escritorio, estaba realmente enfadado y no quería ningún pretexto por parte de Naruto.

(Bueno, ya deben saber de quien se trata ¿No es así?)

-Pero Sasuke, no grites que me vas a dejar sordo – Dijo el rubio tapándose los oídos.

-Maldita sea Naruto, como puedes ser tan idiota, por tu culpa ese maldito narco escapó otra vez, a veces pienso que eres un x9.

-¿Pero como te atreves a llamarme x9? Yo no soy esa clase de persona, solo soy un poco torpe para esto nada más.

(nota: para los que no sepan, un x9 es un informante infiltrado, ya saben el que le avisa a los delincuentes si van por ellos, etc, o sea un traidor)

-Calma comisario, prometo que la próxima vez ese tipo no escapará, lo aseguro – Dijo Kiba mientras apretaba sus puños con fuerza, parecía tener un asunto personal con aquel criminal que se les había ido de las manos.

-Mientras Naruto este aquí, no confío en que eso suceda – Dijo Sasuke ya más calmado.

-¿Qué dijiste? – Reprochó el rubio con un tono de enfado total.

-Digo, que si vuelves a arruinar un solo caso, quedas fuera de este trabajo ¿Me oyes? Y yo mismo me encargare de que no puedas conseguir otro en toda tu vida.

-Maldita sea, esta bien comisario – Dijo Naruto en tono de rabia y bajando la mirada, en verdad no le agradaba perder.

-Ahora vete, tengo mucho trabajo – Dijo el comisario malhumorado mientras volteaba su silla para ver hacia las nubes.

-Si "maldito Sasuke, como desearía que no fueras mi jefe" – Pensaba Naruto mientras salía de la oficina.

Afuera de la oficina del comisario, se encontraba una hermosa joven pelirrosa, de ojos color jade, como dos esmeraldas brillantes, y un cuerpo muy bien formado. El rubio la observó un momento embobado, y luego se le acercó.

-Hola Sakura-chan – Saludó amistosamente Naruto mientras la veía con su rostro sonrojado.

-Ah, hola Naruto – Dijo la pelirrosa dándole muy poca importancia al rubio a su lado.

-Te ves muy hermosa hoy.

-Si, gracias ¿Sasuke esta en su oficina?

-¿Solo vienes por él? – Naruto puso cara de pocos amigos al oír ese nombre.

-Por que mas vendría Naruto, recuerda que soy la fiscal, y tenemos trabajo juntos.

-Si, pero a ti te gusta él – Dijo el rubio mirando hacia otro lado, estaba un poco triste al decir estas palabras.

-¡Naruto! Eso es otro tema, no lo digas aquí que nos puede oír – Dijo la pelirrosa un tanto sonrojada y algo exaltada.

-Esta bien Sakura-chan – Dijo finalmente resignado- Ya me voy.

-Adiós, y oye… ya haz un buen trabajo ¿Quieres? – La pelirrosa le ofreció una hermosa sonrisa para darle ánimos a su amigo.

-Si – Le sonrió el rubio con esa sonrisa que solo el tiene, pero en el fondo estaba triste, por dos razones, una era porque si arruinaba otro caso, perdería su amado trabajo, y la otra razón, era esa pelirrosa, desde hace tiempo el estaba enamorado de ella, pero ella parecía no notarlo, siempre lo rechazaba, y eso le ponía mal, muy mal, y cuando se ponía así, solo había una persona en el mundo que lo podía ayudar, la única persona que lo comprendía, su única amiga de verdad, Hinata.

En una fuente de sodas, se encontraba el rubio, muy abatido sentado a la mesa y frente a el, había una joven de ojos aperlados, cabello azulado y una figura excelente, la cual trataba de animarlo, ella lo observaba muy preocupada y a la vez con un leve sonrojo en sus mejillas, pero al parecer él no lo notaba.

-Hinata… gracias por estar conmigo ahora, eres mi mejor amiga – Dijo el rubio mientras daba pequeños sorbos a su malteada con una pajilla en forma de espiral, y su rostro reflejaba su tristeza.

-Lo sé – Dijo la chica y luego le ofreció una cálida sonrisa- "Si tan solo te dieras cuenta de lo que siento".

-Sakura nunca me va a querer Hinata ¿Acaso sabes lo que se siente amar y no ser correspondido? – Su mirada se notaba más triste con cada palabra que salía de sus labios, definitivamente Naruto Uzumaki sufría por Sakura Haruno de una manera terrible.

-Naruto-kun…"Si supieras como me duele oírte decir eso" Anímate, yo se que ella se fijará en ti – Dijo Hinata sonriendo.

-¿Tú crees? – Le preguntó Naruto aun desanimado.

-Si, quien no se fijaría en un chico como tú, que es tan lindo y atento, además guapo y simpático – La ojiperla volvió a sonreír aunque su mirada se veía algo triste.

-Gracias Hinata, tú siempre sabes como animarme, eres la mejor, por eso te adoro –Le decía mientras le brindaba un fuerte abrazo a la chica que se encontraba un tanto sonrojada por la cercanía del rubio ojiazul.

-Bueno, es hora de volver a casa – Dijo Hinata poniéndose de pie - Ya se hace tarde y te prometí que hoy iría a prepararte la cena.

-Si es verdad, tú cocinas muy bien – La mirada de Naruto se alegró un poco al oír hablar de comida- ¿Y sabes que Hinata? Les demostraré a todos que yo soy un excelente detective y policía, y resolveré todos los casos que se me presenten en adelante.

-Así me gusta Naruto, sonríe – Hinata le hizo un gesto con su dedo pulgar mientras sonreía.

-Seré el mejor, ¡De veras! – Sonriendo.

-Si – Ella estaba feliz por Naruto, disfrutaba cada una de las sonrisas únicas de su mejor amigo, le encantaba verlo feliz, aunque eso significara que ella no fuera parte de esa felicidad, solo si él estaba feliz ella también lo estaba.

-Bien, vamos a casa.

-Adelántate, yo pasaré a la comisaría olvidé algo ahí – Dijo Hinata mientras comenzaba a caminar.

-Claro agente Hyuuga, no te demores porque ya tengo mucha hambre.

-Claro – Sonriendo se alejó paso a paso la joven agente de policía.
Naruto vivía frente a Hinata en el mismo edificio, de hecho, es ahí donde se conocieron, y luego formaron parte de la misma comisaría. Hinata es agente de policía al igual que Naruto, solo que el es detective especial y todo eso, aunque es algo tarado, y por eso es conocido por el pueblo como el detective mediocre, cosa que realmente le fastidia mucho, pero piensa demostrar a todos que el no es un mediocre.

0000

Durante la hora de la cena, el timbre del departamento de Naruto sonó. El sabía muy bien de quien se trataba y se apresuró a abrir porque se estaba muriendo del hambre.

-Perdón por la demora Naruto, traje ramen para que comas mientras preparo la cena ¿Te parece? – Hinata sonreía tiernamente en la puerta.

-Claro, eres grandiosa Hinata, sabes que adoro tus comidas porque cuando yo cocino se me quema todo, no se preparar ni un cubo de hielo – Suspiró decepcionado Naruto.

-Pero para eso estoy yo jeje, no te preocupes porque la gran Hinata Hyuuga te hará un delicioso plato – Dicho esto la chica entró al departamento de Naruto, el cual estaba bastante desorganizado por decir lo menos.

-Perdón por el desorden Hinata – Dijo el rubio apenado.

-No importa – Dijo ella mientras se dirigía a la cocina - ¿Sabes? Hoy me llamó mi padre, dijo que mi hermana iba muy bien en sus estudios de medicina, que le hubiera gustado que yo fuera como ella – Su voz se oía melancólica al decir esto último.

-Si… ya se que tu padre nunca aceptó que no siguieras con el negocio de la familia ¿No es así?

-Si, papá es muy obstinado, tuve el valor para dejar mi casa y vivir sola, pero creo… que nunca podré volver a verlos como antes – Unas pequeñas lágrimas cayeron de los ojos de Hinata mientras estaba pelando cebollas en la cocina. Como el departamento era muy pequeño la cocina estaba junto a la sala y se podía hablar perfectamente mientras uno estaba en la sala y otro en la cocina.

-Ya no llores, tu seguiste tu propio camino y eso habla muy bien de ti – Dijo Naruto acercándose a ella para abrazarla tiernamente. Muy pocas veces había sido él quien tenía que animarla, pero era justo, ya que ella siempre estaba ahí para él mas que como una amiga, como una hermana, era así como el la quería, aunque ni sospechase los verdaderos sentimientos de ella..

0000

Al día siguiente, ya muy temprano nuestro rubio se encontraba en la oficina del comisario para recibir información sobre el que tal vez sería su último caso en la vida, o el primero de muchos más, aunque nadie lo creía ya que todos se inclinaban más por la primera opción.

-Bien Naruto, he decidido darte este caso, pero ya sabes un solo error más y quedas fuera – Dijo Sasuke de manera desafiante.

-Ya lo sé no tienes para que repetírmelo todo el tiempo – Dijo Naruto de forma en que parecía no estar interesado.

-Irás con Hinata, e investigaran un asesinato en una casa cerca de aquí.

-Bien ¿Y cual es el nombre del difunto? – Preguntó el rubio de la misma forma desinteresada.

-Inoichi Yamanaka.

-¿El padre de Ino? – Se preguntó Hinata.

-Así es – Dijo Sasuke.

-¿Ino? ¿Qué Ino? – Se preguntaba Naruto con signos de interrogación en su cara y mirando a todos lados para hallar una respuesta.

-Ino Yamanaka, es una joven muy conocida aquí en Konoha, es la hija del dueño de la cadena más grande de floristerías del país Inoichi Yamanaka, el que fue asesinado – Dijo Sasuke.

-¿A si? Nunca oí hablar de él – Dijo Naruto.

-Bueno… él ha muerto, y tú debes descubrir al asesino ¿Me oyes?

-Si, te oí, te oí, yo lo haré.

-Naruto-kun, vamos, tenemos trabajo que hacer – Dijo Hinata mientras giraba la perilla de la puerta para salir.

-Si, y esta vez, lo resolveré – Dijo Naruto mientras apretaba sus puños y su mirada se mostraba llena de seguridad.

-Eso espero Naruto, si no ya sabes – Dijo Sasuke.

-Si, si ya se, quedo fuera, bla, bla – El rubio se dirigió a la puerta que acababa de abrir Hinata.

-Ya vete si – Dijo el joven comisario con una vena marcada en su frente - Este idiota… solo espero que no lo arruine.

Y así comienzan las locas aventuras de un chico que quería ser el mejor detective del mundo, y que se encontrará con duros retos por el camino y tal vez algún día descubra que el amor que tanto quiere está más cerca de lo que se imagina.
------------

Bueno, ese ha sido el primer capítulo, espero que les haya gustado, y aquí el avance (Siempre pongo avances xD)

Avance:
Naruto y Hinata investigan la muerte de Inoichi Yamanaka, encontrándose con algunos sospechosos en el camino, más el rubio ha decidido hacer un buen trabajo por fin, demostrando que si es capaz de resolver el caso que se le ha encomendado, mientras que Sasuke se reprocha algo que le sucedió hace tiempo, y piensa que es su culpa. Hinata mientras tanto, siente celos de que Naruto mire a otras mujeres, menos a ella.

Próximo capítulo: ¡Naruto descubre al asesino!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 16 2010, 07:21

SELENE TE QUEDO SUPER BIEN EL PRIMER CAP.


ESTUVO

YA DECIA QUE EL FINC SERIA INTERESANTE


CONTINUALO PRONTO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 23 2010, 05:26

Bueno, este capítulo está más largo, espero y no les aburra. Y pronto vendrá el naruhina y las demás parejas ^^

------

Capítulo 2: ¡Naruto descubre al asesino!


Lugar: florería Yamanaka, escena del crimen
Hora: 12:30 de la mañana
-Rayos, pobre tipo – Decía el rubio espantado al observar el cadáver del difunto
-Al parecer lo arrojaron desde aquella terraza luego de apuñalarlo por la espalda – Decía la ojiperla mientras revisaba la escena del crimen y trataba de reconstruir los hechos - Con que fue un robo
-Debió ser una muerte muy dolorosa – Comentó Naruto, mientras el resto de oficiales revisaba los alrededores en busca de pruebas
-Ay no, mi pobre padre – Decía una rubia de ojos azules, envuelta en un mar de lágrimas
-“¿Pero quien es esa belleza? Digo…” Oye Hinata, ¿Ella es Ino yamanaka?
-Así es Naruto
La rubia seguía llorando, mientras un oficial de policía le ofrecía su pañuelo
-Gracias – Dijo Ino sonándose con el, luego se lo entregó al oficial
-Cielos –miraba el pañuelo con asco y con una gotita en su frente

Mientras los demás oficiales investigaban el lugar y tomaban fotografías al cuerpo, Naruto se le acercó a la joven
-Disculpe… ¿Puedo hacerle algunas preguntas?
-Si, como no – Decía aún llorando a mares la joven
-Bueno… ¿Que hacía usted durante la hora en que su padre fue asesinado?
-Yo… estaba en casa de una amiga – Aun llorando- Y…al regresar encontré a mi padre ahí, muerto – De nuevo soltó las lágrimas y se apoyó en el hombro de Naruto, que al parecer no estaba nada molesto con el atrevimiento de la joven
-Yo te comprendo – Decía el rubio con una cara de perversión
-Naruto, no vinimos aquí para hacer migas – Le dijo la ojiperla en tono enfadado – Estamos trabajando y recuerda que es un ¡Homicidio! – Recalcó la última palabra para que Naruto se pusiera al corriente y dejara de estar coqueteando. Aunque Hinata sabía que Naruto jamás la miraría como algo más que una amiga, ella era muy celosa y lo demostraba, pero Naruto como siempre jamás lo notaba, pensaba que solo eran celos de amiga
-Ah, es cierto Hinata jejejeje

Un hombre un tanto anciano se acercó, acompañado de una mujer más adulta pero muy bien parecida
-Ino, hija mía ya deja de llorar de seguro tu padre no estaría contento de verte así – Habló la mujer
-No me llame hija señora, usted es solo mi madrastra, no mi madre – Dijo fríamente la rubia
-¿Pero como te atreves? – Se dijo la mujer a regañadientes
-Disculpe, ¿Es usted la esposa del señor? – Preguntó Naruto
-Si, permítame presentarme mi nombre es Ichigo, y soy la esposa o mas bien la viuda de Inoichi – Decía mientras se secaba las lágrimas con un pañuelo blanco- disculpe que me comporte así joven
-No tiene que disculparse, yo se que debe ser muy difícil para usted – Decía Naruto anteponiendo sus manos un tanto sonrojado- “No cabe duda de que ese tal Inoichi si que tenía buen gusto, con esa esposa y esa hija…” - Dígame… ¿Robaron algo?
-Sí es, algunas cosas de valor, entre ellas la gargantilla de mi esposo, era muy valiosa
-Claro – Naruto anotaba todo en una agenda que traía mientras el otro hombre se acercaba a Ino
-Por favor señorita Ino, vaya a su cuarto, no se encuentra bien
-Si, gracias Tochiro-san
-¿Y usted es…? – Preguntó el rubio
-El es Tochiro, nuestro mayor domo – Respondió la mujer
-Ya veo –“Mmmm, este hombre se ve algo sospechoso” - Mientras observaba al mayor domo por todas direcciones, rodeándolo de allá para acá
-Disculpe señor, pero creo que me esta observando mucho –decía mientras naruto lo rodeaba de miradas intrigantes, en un tono muy sofisticado
-Mmmm, agente lee – Llamó Naruto

Se apareció un joven pelinegro, de peinado ridículo y cejas espesas que se veía muy activo pues llegó de un salto al llamado de Naruto
-¿Si, que sucede señor?
-¿Que han averiguado de la escena del crimen?
-Nada muy relevante señor Contestó Lee
-¿Y el arma homicida? – Preguntó Naruto mientras anotaba en su agenda
-Aun no sabemos nada señor
-Ya veo, bien, seguiremos investigando en la comisaría, vamonos, y lleven el cuerpo con Shino para que le haga la autopsia – Era extraño, pero Naruto se veía demasiado serio ésta vez, incluso Hinata estaba sorprendida
-¡Si señor! – Respondieron todos los agentes de policía
-Bueno nosotros nos retiramos, mucho gusto señora, y en cuanto a usted… lo tengo vigilado – Se dirigió al mayor domo con mirada intrigante
-Si señor Uzumaki – Dijo él con su tono sofisticado y parado tan rectamente que parecía una estatua

Mas tarde en la comisaría, Naruto y Hinata explicaban los hechos a Sasuke con calma
-¿Que pudieron averiguar?
-Nada sobre el asesino, pero tengo mis sospechas puestas en alguien – Dijo el rubio pensativo
-¿A si? ¿En quien? – Preguntó Sasuke incrédulo
-En el mayor domo, un tal señor Tochiro – Respondió el rubio intrigado
-Naruto-kun, a poco desconfías de él – Dijo Hinata con una gran gota en su frente
-¿Y por que?
-Mmmm, es demasiado serio, además en las películas de asesinatos el mayor domo siempre es el culpable jeje
-Ay Naruto-kun – Suspiró Hinata
-Bien, vamos a la morgue a ver que nos dice Shino – Dijo Sasuke tratando de ignorar la estupidez de Naruto
-Hai – Dijeron los dos

Minutos más tarde en la morgue…
-Rayos, ese tipo no se ve muy bien – Decía Naruto cubriendo su nariz mientras el cuerpo estaba siendo revisado por el médico forense, que en este caso era Shino
-La muerte de este hombre fue muy dolorosa al parecer – Dijo Shino muy seriamente y sin sentir asco alguno como los otros tres
-Ya lo creo, si lo apuñalaron y cayó desde esa altura, claro que si – Comentó Sasuke
-Te equivocas… él no murió ni por las puñaladas ni por la caída
-¿A no? – Preguntaron los tres al unísono muy intrigados por lo recién dicho por Shino-
-¿Entonces por que fue? – Preguntó Hinata
-Este hombre fue envenenado minutos antes del apuñalamiento – Dijo Shino mientras los demás oían con mucha atención
-Eso quiere decir que cuando fue apuñalado ya estaba muerto
-Así es Naruto – Dijo Shino
-¿Pero por que alguien haría una cosa así? – Se cuestionó Hinata
-Lo mas seguro es que la muerte no fue planeada, y para aparentar una especie de asalto, el homicida ideó este plan – Sasuke se hizo una idea de los hechos basándose en lo recién descubierto ¿Por qué apuñalar a una persona muerta? ¿Hacerlo parecer un asalto? Poco a poco las piezas iban calzando, pero claro… tuvo una ligera impresión
-Tal vez eso quiere decir, que el no era el objetivo del homicida – Dijo seriamente el rubio mientras llevaba una mano a su mentón
-Es lo más probable – Recalcó Shino
-Pobre hombre – Se dijo la ojiperla
-Entonces hay que volver a la casa, yo iré con ustedes esta vez, y por favor Naruto, no digas tonterías como el mayor domo la mató ¿Ok?
-Ok – Respondió con flojera el rubio- “Maldito teme”

Luego regresaron a la casa de los Yamanaka, junto con ellos también iba Sasuke.
-Bienvenidos oficiales – Dijo Ichigo con mucha calma, parecía que ya no estaba tan afectada
-Mucho gusto, mi nombre es Sasuke Uchiha y soy el comisario
-Mucho gusto señor comisario, por favor pasen – La mujer les hizo un gesto con la mano invitándolos a pasar, de inmediato los agentes comenzaron la inspección nuevamente
-Si – Dijo Sasuke -“Esta mujer, no me da confianza” - Oye, Hinata – Le hizo señales con una mano
-S... si ¿Que pasa comisario?
-Necesito preguntarte algo, ven
-Hai
-Señora, lamento lo ocurrido – Dijo Naruto mientras la observaba fijamente, también se había dado de cuenta de lo poco afectada que se encontraba en comparación a la otra vez
-Si, yo también, pero que criminal podría haber sido capaz de un crimen tan horrible
-No lo se – La mirada de Naruto era cada vez más intrigante, estaban en la gran sala, dentro de la tienda Yamanaka, él miraba con atención cada cosa hasta que…
-Disculpen señores ¿Les puedo ofrecer un café?
-“Mmmm, el hombre murió envenenado, tal vez…” - Oiga usted ¿El señor Yamanaka acostumbraba beber café muy seguido? – Preguntó el rubio
-¿Eh? Pues ahora que lo dice, así es, el acostumbraba beber una taza de café caliente todas las mañanas – Respondió Tochiro en pose pensativa
-Claro… eso tiene sentido – Naruto se quedó pensando
-¿A que se refiere? – Preguntó Ichigo algo intrigada
-No… son suposiciones mías, nada más
-Ya veo – Dijo la mujer desconfiada
-Y por casualidad, ¿Usted le llevó el café hoy en la mañana?
-No señor, hoy era mi día libre, y me encontraba en mi casa señor
-Mmmm – Fue todo lo que dijo Naruto

De pronto, desde el pasillo se asomó la joven hija del difunto
-Ustedes están aquí de nuevo…
-“Oh rayos, es tan sexy” – Pensó Naruto – S… si, señorita, lamento que estemos aquí molestando
-Ustedes solo hacen su trabajo, es lo que papá siempre decía – Dijo Ino en un tono de tristeza lo que conmovió al rubio uzumaki
-“Pobre… lo debe estar pasando muy mal, tal como yo cuando murió papá” – Naruto recordó un poco una dura etapa de su vida, pero de pronto fue sacado de sus pensamientos por el agente de policía Rock Lee
-¡Oh, señor Naruto, señor Sasuke, lo encontré! – Gritó con entusiasmo el chico cejudo
-¿Que encontraste? – Preguntó el rubio interesado
-Es el cuchillo con que fue apuñalada la victima – Respondió Lee muy orgulloso de su hallazgo
-Déjame ver – Dijo Sasuke tomando la bolsa donde habían puesto al arma blanca - ¿Dónde lo hallaste?
-Aquí, detrás de unos maseteros – Dijo Lee señalando el lugar en donde lo encontró
-Bien hecho agente Lee – Dijo Naruto, entonces al voltear, una extraña cosa le llamó la atención - ¿Eh? -“¿Pero que es esto?” – Recogió algo del suelo justo atrás de la maseta
-¡Oh, si señor! – Gritó Lee emocionado
-Bien, creo que con el arma en nuestras manos, no tentemos nada más que hacer aquí – Dijo Sasuke de forma muy seria, como era su costumbre - Hinata, recuerda lo que te pedí
-Hai – Respondió la chica
-¿De que habla Hinata? – Preguntó Naruto en voz baja
-Luego te digo – Respondió ella en el mismo tono

Lugar: Comisaría de konoha
Hora: 16:30 horas
-Bien, lo encontré – Dijo Hinata entrando con unos papeles y poniéndolos sobre la mesa
-Que, que, que – Decía Naruto muy curioso
-Observa esto, es lo que Sasuke me pidió que buscara – Dijo la ojiperla enseñándole un papel
-Ah, ¿Qué es eso hinata? No entiendo nada
-Naruto-kun – expresó Hinata con una gota en su frente- Esto es un certificado, y unos estados de cuenta donde dice que todo el dinero del señor yamanaka, pasará a manos de su hija cuando ella cumpla los 25 años
-¿Y eso que? – Preguntó el confundido rubio
-Según esto, toda la fortuna de el pasaría a manos de su hija en solo unos meses
- Ah… ya entiendo
-Dice también que en caso de que ella no se pudiera hacer cargo, pasaría todo a manos… de su esposa
-¿De su esposa? – Naruto comenzó a reflexionar en silencio, algunas imágenes llegaban a su cabeza, lo que había encontrado tras la maseta, lo que dijo el mayor domo sobre el café, los estados de cuenta del difunto, todo comenzaba a aclararse, solo bastaba una cosa para estar seguro - ¡Eso es, lo tengo!
-¿Que cosa?
-Solo necesito unas cuantas pruebas más, ya se quien lo hizo Hinata
-¿En serio? – Decía incrédula Hinata
-Si, de veras, por favor confía en mi, ahora voy al laboratorio, nos vemos

Sasuke se encontraba en su oficina revisando unos papeles, su rostro se veía muy molesto mientras recordaba un episodio vivido el día anterior cuando Sakura fue a su oficina
-¡Ah! Rayos

//////Flash Back//////

-Sasuke, ¿Cuándo dejaras de pensar en eso? – Le preguntó Sakura apoyada en la puerta de la oficina, mientras lo veía con bastante tristeza
-Nunca, sabes que nunca dejaré de pensar en eso – Dijo Sasuke fríamente (Estaba sentado como cuando Kakashi les preguntó sus objetivos en la serie)
-Pero Sasuke, entiéndelo, tu no tuviste la culpa de lo que sucedió, eras sólo un niño y…
-¡Claro que si! – Gritó golpeando el escritorio - Yo pude evitarlo, y no lo hice, fue mi culpa, ellos… murieron por mi culpa…
-Sasuke…
-Ya vete, quiero estar solo
-Muy bien, pero si necesitas ayuda, no dudes en llamarme – Sakura le ofreció una tierna sonrisa antes de salir de la oficina, con su rostro muy triste. Sasuke sin embrago no dijo nada

//////Fin Flash Back//////

-¡Maldición! – Gritó el azabache golpeando el escritorio
-¡Sasuke! – Naruto irrumpió en la oficina estrepitosamente
-¡¿Naruto, que quieres?! – Preguntó Sasuke sobresaltado
-¡Ya lo tengo Sasuke, ya se quien lo hizo! – Le gritó Naruto emocionado
-¿En serio? – Sasuke lo miró desconfiado
-Si, vamos
-¿Estás seguro que no fue el mayor domo? – Preguntó el Uchiha arqueando una ceja
-Solo sígueme si – Le dijo Naruto algo enfadado
-De acuerdo, pero no lo arruines – Sasuke se levantó

Lugar: casa de los yamanaka
Hora: 17:30 horas
-Muy bien, espero que hayan descubierto algo, para habernos reunido a todos aquí – Dijo la viuda Ichigo muy arrogante
-La verdad no estoy muy seguro de esto – Dijo Sasuke suspirando
-Ni yo, pero hay que confiar en Naruto-kun – Dijo la ojiperla de la misma manera que Sasuke
-“Pues ya que” – Pensó el azabache
-Bien, creo que estamos todos, ahora puedo comenzar con mi historia – Dijo Naruto muy confiado de sus palabras, su rostro mostraba una enorme seguridad
-A ver que hace – Se dijo Sasuke a sí mismo
-Muy bien, esto es más simple de lo que parece, esta mañana, el señor Tochiro salió temprano de la casa, así que hoy no llevó el café a su jefe como siempre lo hacía, sin embargo, el señor yamanaka si bebió su café hoy en la mañana, un café que estaba envenenado
-Eso que quiere decir, ¿Qué alguien en esta casa asesinó a mi padre? – Preguntó Ino impactada
-Exactamente, alguien aquí lo hizo, no fue un robo ni nada por el estilo, aunque así lo hayan querido hacer ver, y yo se quien fue, además el no era el verdadero objetivo del asesino, si no usted, señorita Yamanaka
- ¿Yo? ¿Querían matarme?
-Naruto, explícate – Demandó el comisario
-Esa persona, preparó un café para usted, que estaba envenenado, pero su padre lo bebió por error, seguro habrá pensado que el señor Tochiro lo dejó para el, pero ese fue su fatal error
-Ay no, mi pobre padre – Ino se largó a llorar nuevamente- ¿Pero quien lo hizo, quien?
-Eso es algo que pienso responder después de contar como el asesino mató a su víctima, una vez que vio como se tomaba el café envenenado, no podía permitir que se descubriese su intento de homicidio hacia la señorita Yamanaka, entonces tomó un cuchillo de la cocina y lo clavó en la espalda de la víctima que para ese entonces ya estaba muerta, por eso no sangró mucho, después de morir los cuerpos casi no sangran, y claro, para hacerlo aún más creíble lo arrojó por el balcón de la tienda
-¿Pero quien haría semejante atrocidad? – Preguntó la mujer
-No finja más, señora ¿O debería decir… ¡La verdadera asesina!?
-¡¿Qué?! – Poniéndose de pie- ¡¿Pero como se atreve a llamarme asesina?!
-Me atrevo porque es la verdad, usted lo hizo, usted quería matar a la señorita, pero al ver que su plan le salió al revés planeó lo de un supuesto robo, quería quedarse con todo el dinero, seguramente iba a matar a su esposo de todos modos
-¿Por que querría yo matar a mi hijastra, o a mi marido? – Dijo la mujer de manera arrogante
-Simple, porque usted sabía que si la mataba a ella, todo el dinero de su esposo sería suyo, y también que cuando ella cumpliera 25 años, ella sería la dueña de todo, cosa que usted no podía permitir – Respondió el rubio con audacia
-¿Acaso tiene alguna prueba? – Preguntó Ichigo al verse acorralada
-Claro que si, las tengo, la primera es, esta gargantilla que supuestamente le fue robada durante el asalto, la hallé tras unas plantas, usted no lo notó, pero la dejó caer al momento de apuñalar a su esposo y deshacerse del arma del crimen, como luego no se la vio puesta pensó en decirnos que la habían robado, pero se había quedado enganchada al cuchillo, lo noté porque fue arrancada con brusquedad del cuello de la víctima, casi como si de verdad hubiese sido un robo y la otra prueba es… esto, lo encontré luego de registrar los cuartos – Dijo mostrando un extraño frasco vacío – Estaba en su cuarto, es el frasco donde estaba el veneno, fue inteligente al no dejar huellas en el arma, pero aún así yo la descubrí
-Maldito mocoso, me descubriste – Dijo la mujer enfadada, claro su plan había sido totalmente descubierto, sólo por no fijarse en esa gargantilla
-No puede ser, Naruto en verdad lo hizo – Sasuke y Hinata parpadeaban sorprendidos
-Oficiales, deténganla – Ordenó el comisario ya más serio
-Señora, tendrá que acompañarnos – Lee trataba de ponerle las esposas
-Quítenme las manos de encima puercos – Decía la altiva mujer mirando a todos con desdén
-No se resista señora – Lee le puso las esposas y se la levó fuera
-Bien hecho Naruto, realmente lo hiciste bien – Le dijo Sasuke sonriendo, mientras ponía una mano en el hombro del rubio
-Je, lo se – El rubio sonrió también
-Increíble Naruto-kun, por fin resolviste un caso – Le dijo Hinata muy orgullosa de esa brillante demostración, le alegraba ver que Naruto si era capaz de lograr lo que se proponía, y eso de alguna forma sólo la hacía sentirse más atraída hacia él
-Ah, no fue nada para el gran Naruto Uzumaki, yo soy el mejor jajajajajajajajaja
-Creo que ya se le subieron los humos – Pensó el Uchiha con una gotita en su frente
-Que horror, pobre padre – Musitó la joven rubia
-Lo siento mucho – Le dijo Naruto seriamente, en verdad el tema parecía importarle y como no si él había vivido algo parecido
-Gracias señor Uzumaki – Le dijo la rubia dándole un beso en la mejilla
-De… de nada – Naruto se sonrojó enseguida
-Hmp – Masculló Hinata molesta, mientras se cruzaba de brazos y miraba a otra parte
-Hinata… ¿Estas molesta por algo? – Preguntó ingenuamente Naruto
-No, es hora de irnos – Respondió tajante
-Si, de veras
-“Naruto-kun… ¿Cuándo dejarás de ser tan ciego?” – Pensó la ojiperla viéndolo desconsolada

Continuara…


Última edición por Selene-chan el Dom Mayo 23 2010, 06:39, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 23 2010, 06:11

Pon la conti *-*

Hinata celosa de naruto! No me impresiona siempre hay celosos

Que saske le dijo a hinata??

No dejes intriga!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 23 2010, 07:33

SELENE QUE GENIAL CAP. ESTUVO SUPER


POR LO QUE PARECE NARUTO NO ES TAN TONTO

BUENO CONTINUALO PRONTO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!



P.D. Rena me conecto en si todo el dia en toda la semana si no estoy dos dias me mori o sali XD.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Mayo 27 2010, 05:12

Capitulo 3: Un viaje, y un viejo amigo

Hora: 13:15 horas

Lugar: aeropuerto de Konoha

-Rayos, maldito teme, siempre tengo que ir a lugares muy alejados por su culpa – Decía el rubio fastidiado, al su lado había una maleta dispuesta para unos dos o tres días y Hinata estaba junto a él

/Flash Back/

-¡¿Qué? ¿Cómo que a Tokio? – Gritó el rubio furioso

-Mira Naruto – Dijo Sasuke – Lo que pasa es que cada año hay una reunión muy importante de todos los jefes de policía del país, y éste año es en Tokio, pero como tengo otros asuntos que atender no puedo ir y por eso te envío a ti

-Pero yo no tengo idea de reuniones ni conferencias ¡Voy a aburrirme como ostra!

-¡Deja de rezongar Naruto! ¡Vas a ir porque yo lo digo y harás lo que yo digo! ¡Y si no quieres te largas!

-Bueno ya, no es para tanto, pero que genio

/Fin Flash Back/

-Naruto, ya deja de quejarte, siempre haces eso – Decía en tono molesto la ojiperla

-Pero Hinata, es que no me gusta venir al aeropuerto de Konoha, tú sabes que siempre que vengo se ríen de mí

-Como no reírse, recordando lo que hiciste la ultima vez que vinimos

/Flash back/

-Yo soy Naruto Uzumaki, y soy el detective numero uno de todo el mundo- Gritaba en medio del aeropuerto levantando su índice hacia el sol en señal de triunfo

-Mira mamá ¿Ese señor esta loco? – Preguntó un niño que iba de la mano con su madre

-Si hijo, lo está – Le respondió la madre

-Na… Naruto-kun… - Hinata se cubría la cara sonrojada mientras veía como toda la gente observaba a Naruto

-¿Que pasa? ¿Por qué todos me ven raro? – Se preguntaba Naruto mirando a todos lados

-¡Ah! ¿Pero que se ha creído ese chico? – Dijo una mujer exaltada

-Es un pervertido – Dijo secamente una chica que pasaba por ahí

-¿Pero que tengo?

-Naruto… lo que pasa es… que no… no traes pantalones – Dijo Hinata aun cubriendo su rostro con esa tono sonrosado en sus mejillas

-¿Qué? – Se preguntó Naruto mirándose para comprobar lo que decía Hinata, y efectivamente no traía pantalones- Rayos, y yo que pensé que había viento – Temblando de frío

Entonces todos los del aeropuerto, las gente, los guardias y hasta los que iban abordando, las azafatas e incluso la persona al otro lado del altavoz se mataban de la risa mientras Naruto se hacía cada vez más pequeño de la vergüenza que sentía

-Rayos

/Fin Flash Back/

-Ya lo recuerdo – Decía él con cara de pocos amigos – No tenías que contármelo de nuevo

-Jejeje, fue muy gracioso – Hinata comenzó a reír de forma muy tierna. Naruto la observó por unos segundos, su sonrisa era muy linda, reflejaba a la perfección su personalidad tan agradable y la hacía lucir muy… hermosa ¿Hermosa? ¿Acaso la había visto de otra forma?

Naruto pov:

Wow, nunca me había fijado, pero Hinata tiene una sonrisa muy linda, además ella es muy linda ¿Pero que estoy diciendo? A mi me gusta Sakura-chan, Hinata es sólo mi amiga, mi mejor amigas, jamás me perdonaría su supiera lo que estoy pensando, ¡Naruto no puedes tener ese tipo de pensamientos con tu mejor amiga!

Fin Naruto pov

-Mira mamá es el tipo que venía sin pantalones – Dijo el mismo niño de la otra vez

Naruto cambió su expresión a una de desagrado por lo que oía

-Bueno, vámonos – Dijo Hinata mientras una gotita bajaba por su frente

-Si – Dijo el deprimido rubio

Después de unas horas de viaje en avión, llegaron a la ciudad donde debían asistir a esa tediosa reunión, estaban listos para irse a un hotel.

-Bueno… ya llegamos, tengo muchísima hambre vamos a comer Hinata – Naruto estaba a punto de irse a comer cuando Hinata lo agarró de una oreja

-¿A dónde crees que vas? No tenemos tiempo para eso Naruto

-Pe… pero Hinata yo quiero comer ramen

-No, primero debemos ir a Buscar el hotel donde Sasuke nos hizo las reservaciones – De pronto Hinata pudo ver que desde la entrada del aeropuerto un montón de chicas se agrupaban gritando cosas como ¡Te amamos! Y ese tipo de cosas locas de fan - ¿Oye ese que viene ahí no se te hace cara conocida Naruto?

-¿El que? – Preguntó Naruto aun con su oreja sujeta a la mano de Hinata, entonces se le quedó viendo fijamente a esa persona

-¡Ya basta! ¡Dejen de empujar por favor! – Decía un chico alto de cabello castaño, vestido completamente de negro y con gafas oscuras mientras él y un grupo más trataban de dispersar a todas esas chicas de un pelirrojo de ojos verde agua

-Uhm… - Naruto lo meditó un rato - ¡Pero claro! ¡Gaara!

-Oh, pero si ahí están – Dijo el castaño - ¡Naruto, Hinata por aquí!

-¿Eh? – Se preguntaron los dos jóvenes

-¿Qué no me reconocen? Soy yo Kankuro – Dijo el chico quitándose sus gafas oscuras para dejar ver con más claridad su rostro

-Oh Kankuro-san – Dijo Hinata soltando la oreja de Naruto, lo que lo hizo caer al suelo en lo que la ojiperla se acercaba a saludar

-Vaya Hinata, cuanto has madurado, ya no te ves como una niña sino todo lo contrario – Dijo Kankuro algo sonrojado

-Hola Hinata-san – Dijo el pelirrojo

-Gaara-kun, cuanto tiempo – Dijo Hinata sonriendo, lo que provocó un poco de sonrojo en el rostro del chico, quien volteó a ver a otro lado

Naruto se puso de pie y se acercó a los chicos – Oigan ¿Por qué están aquí? ¿Y por que Gaara es tan popular?

-Naruto, deberías saludar primero – Le dijo Hinata algo molesta

-Verás, desde que Gaara se ha vuelto el jefe de policía todas las chicas lo persiguen como locas por eso tenemos que estar siempre con él, la verdad tampoco entiendo su popularidad – Dijo Kankuro celoso

-¿Gaara es el jefe de policía? – Preguntaron los dos jóvenes sorprendidos mientras parpadeaban

-¿Qué no sabían? – Preguntó Kankuro confundido

Después del encuentro en el aeropuerto, todos se dirigieron en limusina hacia el hotel en donde estaban registrados. Mientras iban en el auto Hinata observaba hacia las ventanas, cuando de pronto un recuerdo del día anterior al viaje se le vino a la mente…

/Flash Back/

-Creo que durante el viaje te llevarás una gran sorpresa

-¿Qué quieres decir con eso Uchiha-san? – Preguntó confundida la ojiperla

-Ya lo verás – Respondió el comisario

/Fin Flash Back/

-"¿Qué me habrá querido decir Sasuke con eso de la sorpresa?"

Minutos después en la recepción del hotel…

-¡¿Qué? – Gritaron los dos policías de Konoha - ¡¿Cómo que la misma habitación?

-Bueno… el señor que la reservó dijo que era para una pareja casada – Decía la recepcionista algo asustada

-Maldito Sasuke, siempre con sus bromas – Naruto apretó su puño enfadado mientras Hinata se había quedado helada

-¿Ca… casados?

-¿Hinata estás bien? – Naruto pasaba su mano frente al rostro de Hinata pero no había reacción de su parte

-¿Eh? Ah si, estoy bien Naruto-kun…

-Rayos, Sasuke y sus bromas de mal gusto, pero no tenemos más opción, Hinata tú quédate en la habitación y yo pediré otra

-No hay más habitaciones disponibles – Habló la recepcionista

-¿En serio? Cielos esto es un problema

-No te preocupes tanto Naruto, no pasa nada por que compartamos habitación ¿Cierto?

-Bueno no pero… ¿No quieres tener privacidad y todo eso que les gusta a ustedes las mujeres?

-Estaré bien – Dijo sonriendo la joven

-Bu… bueno… - Naruto estaba algo sonrojado – Tomaremos la habitación

-Tomen su llave, muchas gracias señores – Dijo la sonriente recepcionista

-"No es tan grave, sólo compartiremos la habitación" – Pensó Hinata

Al llegar a su habitación, nuevamente se llevaron una gran sorpresa, sólo había una cama. Los dos se observaron fijamente y luego miraron la cama.

-Esto no puede ser – Suspiró el rubio

-"¿Tendremos que dormir juntos? No creo poder soportarlo"

-Bueno… será mejor ir al hall para ver todo eso de la reunión – Naruto dejó sus cosas en la habitación – Te esperaré ahí Hinata

-De acuerdo

Naruto salió del cuarto mientras Hinata se sentaba en la cama con su rostro completamente sonrojado.

-No puedo creerlo, Sasuke ¿Pero en que estabas pensando? – Suspiró algo nerviosa - ¿Qué voy a hacer ahora?

Naruto llegó al hall del hotel en donde estaban reunidos una gran cantidad de representantes de todas las ciudades y regiones del país.

-Oh cuanta gente… - Decía algo sorprendido

-Eh Naruto – Lo llamó Kankuro - ¿Qué haces tan solo? ¿Y Hinata?

-Se quedó en la habitación ¿Y donde está Gaara?

-Aquí estoy – Dijo el pelirrojo llegando y junto a él una chica muy linda

-Hola Naruto, cuanto tiempo sin verte – Se oyó la voz delicada de una joven, entonces Naruto se volteó lentamente mirando a una exuberante rubia muy hermosa

-¿Qui… quien eres tú?

-¿Qué no me recuerdas? Pero que mala memoria tienes chico por Dios

-¿Temari-chan? – Preguntó algo incrédula la ojiperla que acababa de llegar en el minuto

- Hinata… valla cuanto has cambiado, no pareces la misma – Dijo la rubia

-Mírate a ti Temari, ahora pareces sacada de una revista de modas jejeje

-Bueno no precisamente – Dijo Temari sonriendo

¿Cómo se conocieron todos ellos? Simple, y aunque no lo crean, durante la academia de policía, Gaara y sus dos hermanos eran llamados los chicos prodigios de la academia, todos decían que llegarían muy alto y bueno, la mayoría los consideraba un trío de petulantes y creídos, pero Naruto y Hinata fueron los primeros en hacerse sus amigos.

Naruto no dejaba de ver a Temari de manera pervertida, en verdad la rubia se había vuelto muy hermosa en estos dos años que no se veían.

-¿Naruto sucede algo? – Le preguntó Hinata mirándolo algo molesta, no podía soportar que Naruto mirase a las otras mujeres de esa forma y a ella no

-¿Eh? No nada Hinata – El rubio desvió su mirada hacia otro lado, en donde pudo ver a mucha gente muy importante - ¿Y esos tipos quienes son?

-Ese tipo de allá es el jefe de investigaciones de la ciudad de la lluvia – Dijo Kankuro apuntando a un tipo muy extraño, de cabellos en punta y con algunos percings en el rostro

-Es extraño… - Se dijo Naruto - ¿Y ese quien es? – Preguntó apuntando a un tipo enmascarado

-Ese tipo es Madara, el es el comandante en jefe de toda la policía de Japón

-¿En serio? Todos aquí son muy extraños

-Naruto, no seas mal educado, esas personas son muy importantes y tus les llamas raros – Le dijo Hinata

-Pero yo sólo digo la verdad ¿Oye y a todo esto, cuando empieza esta cosa?

-La reunión oficial es mañana – Respondió Gaara – Hoy sólo se hace un conteo, pero si quieres ya puedes irte

-¿Por qué no vamos de compras Hinata? – Le preguntó Temari

-¿De compras? ¿Y para que?

-¿Cómo que para qué? ¿No creerás que esta es una reunión cutre, hay que estar bien presentadas – La rubia agarro de la mano a la ojiperla y se la llevó del lugar mientras ella trataba de resistirse

-Las chicas son un problema – Dijo Kankuro

-Hinata ha cambiado mucho en éstos dos años – Habló el pelirrojo

-¿Por qué lo dices? – Preguntó Naruto

-Bueno… ahora se ve mucho más segura y determinada que antes, ni si quiera tartamudea

-Ahora que lo dices eso es cierto, cuando la conocí incluso llegue a pensar que estaba enferma porque siempre que me acercaba a ella se desmayaba – Dijo Naruto en pose pensativa

-"¿De verdad puede ser tan idiota?" – Pensó Kankuro con una gotita en su frente viendo a Naruto

-Si, pero no sólo me refería a su forma de ser, también está mucho más hermosa – Esto último Gaara lo dijo con algo de vergüenza y un poco sonrojado

-¿Tú crees? Para mi sigue siendo igual – Dijo el rubio muy normalmente

-Eso es porque tú la ves todos los días – Le reprochó Kankuro algo celoso

El atardecer se acercaba lentamente mientras dos chicas recorrían la enorme ciudad de Tokio con algunas bolsas en sus manos.

-Esta ciudad es enorme – Dijo Hinata fascinada por la gran ciudad

-¿Si verdad? Siempre que vengo aquí me lo compro todo – De pronto Temari se puso algo seria - ¿Dime Hinata, todavía te gusta Naruto?

-¿Eh? – Hinata se puso como un tomate por la pregunta - ¿Po… por que me preguntas eso?

-Se te nota en la forma que siempre lo ves, ¿Acaso todavía no se ha dado cuenta?

-No… - Respondió la chica algo cabizbaja – La verdad es que siempre he estado enamorada de él, pero soy la única chica que no le interesa, siempre está viendo a otras chicas y eso me pone muy mal…

-Hinata… no te desanimes, tal vez el cabeza hueca de Naruto no es el que te conviene, búscate a otro chico que te quiera y te haga feliz – Le dijo Temari sonriendo

-¿Pero a quien?

-Pues… ¿Qué te parece mi hermano Gaara?

-¿Gaara-kun? ¿Pe… pero por que él?

-Eso es obvio, desde la academia todos sabemos que él estaba loco por ti, pero tú nunca le hiciste caso por estar pendiente de Naruto

-Pe… pero yo creí que esas eran sólo bromas de la gente, Gaara-kun jamás me dijo que fuese verdad

-Pero era verdad, y sigue siendo, te lo puedo asegurar, a mi hermano aun le gustas y si tú decides olvidarte de Naruto, estoy segura que él y tu serían muy felices – Finalizó con una sonrisa

-¿Gaara-kun de verdad…?

La noche cayó rápidamente y Naruto se dispuso a dar una vuelta por el hotel, viendo a todo tipo de gente extraña y eso lo perturbó un poco. La gente de ese lugar si que era peculiar.

Después de su paseo decidió regresar al cuarto, recordando que de seguro iba a tener algunos problemas con Hinata. Iba muy distraído, mientras se dirigía al baño del cuarto y no pudo notar el sonido de la ducha. Abrió la puerta del baño sólo para quedarse con la boca abierta mientras veía el cuerpo de la ojiperla bajo las gotas de agua.

-Hi… Hi… Hinata

-¡Ahhhh! – Gritó Hinata mientras se cubría con una toalla - ¡¿Pero que haces Naruto?

-¡Lo siento! ¡No sabía que estabas aquí! ¡Perdón! – Naruto agitaba sus manos mientras pedía disculpas como loco, y de pronto una hemorragia nasal comenzó y tuvo que cubrirse la nariz con su mano

-¡Naruto hentai!

-¡No Hinata, no es lo que tú…! – Pero sus palabras fueron interrumpidas por un golpe de Hinata en toda su cara – Crees… - Finalizó cayendo al suelo inconsciente

-¡Ah! ¡Creo que lo maté! – La chica corrió hacia él muy preocupada - ¿Naruto estás bien? Lo siento mucho, me alteré

-Ya lo creo… - Dijo el adolorido rubio

Hinata recordó que aun seguía cubierta sólo por la toalla y se sonrojó de golpe, entonces corrió al baño y cerró fuertemente la puerta.

-Cielos… pero que hermosa es Hinata… ¡Ah! ¡Lo sabía me he vuelto un pervertido! – Se gritó a sí mismo aun tirado en el suelo y con una cara muy chistosa – Maldición, nunca me olvidaré de esto – Cubrió su rostro con su mano cerrando sus ojos

En la habitación de cierto pelirrojo, la televisión se encontraba encendida. Estaba viendo antiguos videos de cuando iba en la academia; observando a todas esas personas, en especial a cierta chica de ojos como perlas.

-A pesar de estos dos años no me he olvidado de ti… - Dijo mientras ponía pausa a una escena en donde Hinata salía sonriendo – Hinata… estás más hermosa de lo que te recuerdo, me arrepiento de no haberte dicho nunca lo que sentía por ti

La puerta de su cuarto comenzó a sonar y detrás de ella se podía escuchar la voz del rubio llamándolo.

-Gaara ábreme, maldita sea necesito hablar con alguien

Gaara suspiró y apagó el televisor, luego se dirigió a la puerta y la abrió - ¿Qué demonios te pasa Naruto?

-Me pasó algo tan… tan… - Naruto tomó a Gaara de los hombros sacudiéndolo - ¡Gaara he visto a Hinata desnuda! – Gritaba desesperado

-¿Qué? – Se sorprendió el pelirrojo - ¿Pero como? ¡¿Qué tratabas de hacerle? – Gritó enojado

-¡Nada, lo juro! Fue un accidente, pero mira como me dejó el rostro – Señalando su mejilla roja por el golpe

-Bueno… ¿Y que rayos quieres aquí?

-Deja que me quede aquí esta noche, no puedo verla ahora, tal vez quiera matarme o que se yo, además me da vergüenza verla – Confesó algo sonrojado el rubio

-Bien – Dijo Gaara – Sólo esta noche Naruto, mañana te las arreglarás como puedas

-¡Que bien! – Dijo entusiasmado entrando a la habitación, entonces pudo ver que el reproductor de video estaba encendido - ¿Estabas viendo una película? Yo también quiero ver

-¡No! – Gaara corrió hacia el reproductor y sacó el DVD rápidamente tirándolo por la ventana – Tú no puedes ver eso – Poniéndose serio

-¿Por qué no? – De pronto Naruto puso una cara pícara – Así que estabas viendo películas para adultos, quien lo pensaría de ti Gaara

El rostro de Gaara se puso del mismo color que su cabello y le dio un golpe en la cabeza al rubio.

-Yo no soy de tu condición

-Bueno, no te enfades – Dijo el rubio sobando su cabeza – Hoy todos me golpean, que injusticia

-Naruto, eres demasiado atolondrado para ser un oficial de policía – Decía el serio pelirrojo con los ojos cerrados - ¿Cómo es posible que hayas pasado? Cielos…

-Oye, no me trates así, ya se que soy torpe pero no es para tanto

Naruto se sentó en el sillón y encendió la tele - ¿Oye tienes FOX?

Gaara sólo suspiró.

Hinata se sentó en la cama, vistiendo un pijama muy cómodo de color blanco algo trasparente, hasta las rodillas y con tirantes. Suspiró y su rostro enseguida se tornó rojizo.

-No puedo creerlo, Naruto-kun… - Tocó su pecho, ya que su corazón latía muy fuerte por lo ocurrido

Continuara…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Mayo 27 2010, 07:23

dios! naruto que panico por ver a una chica desnuda

te has juntado mucho con jiraiya!!

bueno jiraiya es el sensei de naruto y tambien kakashi que se la pasa leyendo icha icha paradaise ¡que mal ejemplo!

bueno lo que pido es conti!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Mayo 27 2010, 08:22

SELENE TE QUEDO MUY

EL CAP.

NARUTO ES MUY PERVERTIDO

MMM DE VERDAD ES DISTRAIDO, COMO NO SE DA CUENTA DE QUE HINATA LO AMA??.

MMM YA QUIERO SABER QUE PASA

CONTINUALO PRONTO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 30 2010, 09:15

Hola!!
Aquí el capitulo 4, espero que les guste ^^ y como avisé en mi otro fic, me demoraré ya que me quedo sin internet por un tiempo, pero iré al ciber, así que no se preocupen ^^
------------

Capitulo 4: Acercándonos, ¿Me amarás?

La noche pasó rápidamente y por fin el día asomaba con los primeros rayos del sol. Hinata se vestía para la tan mencionada reunión mientras se preguntaba donde había pasado la noche su amigo.

-Cielos… - Dio un hondo suspiro – Creo que lo de anoche fue demasiado para ambos.

Le joven agente Hyuuga salió con calma de la habitación, para dirigirse a la sala, sin embrago al abrir la puerta notó que había un hermoso arreglo floral justo delante de ésta.

-¿Pero que hace esto aquí? Hay una tarjeta – Hinata tomó la tarjeta y la leyó.

“Buenos días Hinata-san, espero que hayas pasado una maravillosa noche, te envió éstas flores para alegrar tu día, aunque claro, no se comparan con tu belleza. Atte. Gaara”

-¿Gaara-kun envió esto para mí?

//////Flash Back//////

-Hinata… no te desanimes, tal vez el cabeza hueca de Naruto no es el que te conviene, búscate a otro chico que te quiera y te haga feliz – Le dijo Temari sonriendo.

-¿Pero a quien?

-Pues… ¿Qué te parece mi hermano Gaara?

-¿Gaara-kun? ¿Pe… pero por que él?

-Eso es obvio, desde la academia todos sabemos que él estaba loco por ti, pero tú nunca le hiciste caso por estar pendiente de Naruto.

//////Fin Flash Back//////

-Esto no debe ser más que una coincidencia, no puede ser verdad que yo le guste a Gaara-kun – Pensó la chica mientras reía nerviosa.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Mientras tanto, en Konoha, un azabache hacía de muy mala gana unos cuantos papeleos, mientras observaba en la televisión las noticias locales.

-La famosa banda de narcotráfico Akatsuki ha vuelto a hacer de las suyas durante un evento de la alta sociedad, ahora hay que preguntarse ¿Dónde está la policía? ¿Por qué no los han atrapado? Esto sólo nos hace ver que nuestros policías no se interesan para nada en defender a nuestra ciudad.

-¡Demonios! – Sasuke golpeó con fuerza su escritorio.

-Oh ¿Otra vez viendo esa porquería en la tele Sasuke?

Sasuke levantó su vista para encontrarse con los ojos color jade de la fiscal Haruno y a su lado un tipo bastante arrogante, de mirada perezosa y ojos desorbitados, parecía estar mirando a cualquier parte y al mismo tiempo no.

-¿Qué demonios haces aquí abogado Nara?

-¿Qué son ese tipo de formalidades? – Dijo el hombre de coleta sentándose sobre el escritorio del comisario y encendiendo un cigarrillo – Cuando estábamos en la escuela sólo me llamabas Shikamaru ¿No te acuerdas?

-Lo siento si te interrumpimos Sasuke – Habló la pelirrosa – Pero Shikamaru está aquí porque tiene algo importante que decirte.

-¿Algo importante? – Sasuke lo miró intrigado – Espero que sea algo bueno, porque no estoy dispuesto a perder mi tiempo contigo, Shikamaru.

Shikamaru sonrió – Así que ahora me llamas por mi nombre, que gracioso eres.

-Ya basta de tonterías, dime a que has venido.

-Se trata de tu hermano.

Sasuke se quedó en blanco, el sólo oír que eso tan importante era sobre su hermano le congelaba la sangre. No podía perdonarlo jamás por aquello tan terrible que había hecho en el pasado, no podía.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Naruto estaba en la sala de reuniones junto a Temari, Gaara y Kankuro, sólo Hinata no estaba presente, algo que de pronto lo comenzó a incomodar.

-“Demonios ¿Dónde está Hinata? ¿Eh? ¿Por qué de pronto tengo tantas ganas de verla?” – Comenzó a revolverse el cabello confundido.

-Oh, hola Hinata-san – Saludó cordialmente Gaara.

Naruto dejó lo que hacía para quedarse con la boca abierta. Hinata lucía especialmente linda el día de hoy, y no se lo podía explicar.

-B-Buenos día Naruto – Dijo la chica muy sonrojada y desviando constantemente su mirada.

-Hola Hinata – Saludó Naruto de la misma forma.

-Hola Gaara-kun – Sonrió de pronto – Muchas gracias por las flores, estaban hermosas, no te hubieras molestado.

-“¿Flores?” – Naruto los observó a los dos mientras reían y de pronto se sintió algo… ¿Celoso?

-No fue nada Hinata-san, a una persona como tú se le debería recibir todos los días con un ramo de flores – Dijo el pelirrojo sonriendo.

-De todas formas fue un lindo detalle – Dijo un poco sonrojada la chica.

-Buenos chicos, será mejor que dejen de hablar y presten atención que la reunión va a comenzar.

En ese momento el celular de Naruto comenzó a vibrar. Al ver en la pantalla el nombre de la persona que llamaba, Naruto decidió salir de la sala un momento.

-Que bueno que me llamas – Tomó un poco de aire - ¡¿Acaso estás loco?! ¡¿Cómo demonios se te ocurrió ponerme en la misma habitación con Hinata?! ¡¿Qué mierda tienes en la cabeza Sasuke?!

-Cállate Naruto, y escúchame, éste no es el momento para tus estupideces – Le dijo Sasuke muy serio.

-¿Qué pasa? – Preguntó más calmado el rubio.

-Tengo razones para creer que habrá un atentado durante la reunión.

-¿Qué? ¿Pero como sabes eso?

-Akatsuki…

El rostro del rubio se puso muy sorprendido y luego serio – Entiendo ¿Quieres que lo busque verdad? ¿O prefieres que detenga la explosión?

-Ambas cosas

Naruto sonrió – Claro… puedo hacer ambas – Colgó el teléfono mientras entraba a la gran sala donde se encontraba hablando el importante Madara.

-Naruto pero que mal educado eres, saliendo justo antes de que empezase la reunión.

-Hinata, no hay tiempo para eso, aquí va a haber un atentado terrorista, debemos evacuar a todos ahora y encontrar a los responsables.

-¿Qué? ¿Pero como sabes eso?

-Sasuke me llamó y me lo contó todo, rápido Hinata, avísale a todos sigilosamente mientras yo me encargo de buscarlos, me he memorizado sus caras hace tiempo así que no me será difícil hallarlos.

-Hai – Hinata asintió mientras comenzaba a caminar con sigilo por entre la gente y los oficiales presentes.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Shikamaru Nara y Sakura Haruno salín de la comisaría, ésta última un poco agobiada por la reacción de Sasuke ante el asunto de que su hermano, parte de la banda más famosa de ladrones, terroristas, narcotraficantes y caza recompensas del país, estuviese metido en esa reunión de la policía.

-De cierta forma tiene sentido, matarán a todos sus enemigos de una sola vez – Comentó Sakura una vez que ya estuvieron afuera - ¿Pero como te enteraste Shikamaru?

-Ya sabes que he estado siguiendo sus pasos desde hace tiempo, tengo fuentes de información muy confiables. Sabes que al igual que todos los demás también los quiero atrapar… por lo que hicieron hace tiempo… - Mientras Shikamaru decía esto último, su ceño se frunció recordando un doloroso episodio de su vida. Sakura lo observaba recordándolo también.

Sakura pov:

Es verdad, hace dos años atrás la novia de Shikamaru murió en uno de los atentados de esa banda de criminales. Lamentablemente aún no hemos podido hacharles el guante debido a que son muy astutos. Cada uno de ellos tiene un talento increíble para escabullirse de la policía. A pesar de conocer sus rostros son unos maestros del disfraz. Creo que Shikamaru jamás olvidará lo que pasó, pero lo entiendo de cierta forma, debe ser doloroso perder a alguien que quieres.

Fin Sakura pov.

-Bueno Shikamaru… ¿Qué tal si vamos a comer o algo? ¿Qué me dices?

-¿Planeas coquetear conmigo? – Shikamaru la miró arqueando una ceja – Porque no funcionará, las mujeres son muy problemáticas y…

-¡Idiota no es eso! – Sakura le dio un golpe en la cabeza furiosa – Esto me gano por tratar de ser amable contigo – En eso vio a una chica de ojos color perla y cabello castaño oscuro dirigirse a la comisaría - ¿Eh?

-¿Qué pasa? – Preguntó Shikamaru.

-Esa chica… tiene un cierto parecido con alguien ¿Pero quien?

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

-Esto es inútil, no los veo por ninguna parte – Naruto no podía reconocer ninguno de esos rostro. Habiendo tanta gente en el lugar era imposible encontrar a alguien así, seguramente estaban disfrazados.

-¿Qué pasó Naruto? ¿Los has encontrado? – Le preguntó Hinata apareciendo tras él.

-No Hinata… - Se le quedó viendo fijamente – Hinata… sé que no es momento para esto pero… lamento lo que ocurrió anoche, no fue mi intención.

Hinata se sonrojó levemente – No pasa nada, olvidémoslo.

-Si – Dijo Naruto. En ese momento miró hacia su izquierda y vio a cierto tipo sospechoso. Era de cabello rubio y largo, usaba unos lentes oscuros y ropa negra, la verdad llamaba bastante la atención, sobre todo porque se le notaba que hablaba sólo o más bien por un pequeño radar – Ese sujeto… es Deidara.

-¿Es él? Pero claro – Dijo Hinata reconociéndolo también – Voy a avisarles a todos en este momento, Naruto-kun atrápalo.

-Si, lo haré – Naruto comenzó a caminar hacia el sigilosamente entre los agentes de policía.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Dentro de la comisaría, el oficial Kiba Inuzuka y el oficial Rock Lee jugaban a las luchas mientras la oficial Tenten los veía con una gotita en su frente.

-No puedo creer que se diviertan con eso – Decía la chica hartada de esos dos hombres tan infantiles.

En ese momento una extraña joven que se les hacía muy conocida entró y se dirigió a la oficial ya que era la única que se veía más seria.

-Disculpe ¿Puedo ver a Hinata Hyuuga?

-¿Eh? – Tenten la miró algo intrigada – No se encuentra, ella está de viaje en Tokio ¿Quién la busca?

-Su hermana, Hanabi Hyuuga – Al instante los dos chicos dejaron lo que hacían atraídos por esa joven.

-¿Eres la hermana de Hinata? – Preguntó Kiba – Es extraño que venga alguien de su familia, que yo sepa no la querían volver a ver.

-Eso es algo que no te incumbe. Se ve que aquí hay gente muy entrometida – A Kiba se le marcó una venita en la frente.

-“¿Pero quien se ha creído? Esta chiquilla es muy pesada”

-Bueno… que mala suerte tengo, tendré que volver en otro momento ¿Cuándo regresa mi hermana?

-Esto… creo que mañana si no me equivoco – Respondió Tenten.

-Bueno, adiós – La chica salió sin si quiera dar las gracias, tan petulante como había entrado.

-Pero que tipa más creída – Dijo Kiba.

-Es cierto, no se parecía en nada a Hinata-san, a pesar de ser su hermana no comparten el mismo carácter, aunque físicamente si se parecen – Dijo Lee.

-Como sea, no puedo creer que sea hermana de la dulce de Hinata.

-¿La dulce de Hinata? – Preguntó Tenten con mirada picarona atosigando a Kiba - ¿Por qué eso me suena como a algo más que una amistad?

-Porque estas loca Tenten – Le respondió Kiba evadiendo la pregunta de la chica.

-¡¿Qué has dicho?! – Amenazó la castaña con el puño.

-Esto… será mejor seguir charlando en otra parte ¿No crees Kiba? – Lee tomó a Kiba del brazo - ¡Nos vemos Tenten! – Luego se alejó llevándose al castaño para que no fuese golpeado por la chica que de por sí a veces era algo violenta.

-¡Me las pagarás Kiba! – Gritó furiosa.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

-En menos de cinco minutos éste lugar hará kaboom – Decía el rubio de lentes sonriendo mientras hablaba por una especie de radio comunicador muy bien oculto entre su ropa. En eso sintió una mano en su hombro.

-No lo creo Deidara – Era nada más y nada menos que el detective Naruto
–U-Uzumaki ¿Pero como has…?

-Estás arrestado Deidara, miembro de Akatsuki. Ahora señala a todos tus amigos – Naruto puso una pistola en la espalda del chico y éste levantó sus manos.

-¿Y no podemos llegar a un arreglo detective? – Sonrió Deidara para hacer una especie de señal con su mano derecha en alto – No quisiera que esto acabe mal.

-Te vas a ir preso desgraciado

Deidara volvió a sonreír – No lo creo… - Al instante se oyó el sonido de un disparo y Naruto vio como su brazo izquierdo sangraba levemente. Al mirar al frente observó como Deidara huía del lugar.

-Demonios – Dijo cogiendo su brazo herido – Se me ha escapado.

Todos los presentes se percataron de lo ocurrido, pero ninguno se dio cuenta de donde vino el disparo, ni se fijaron en el tipo que había salido huyendo.

Al ver a Naruto herido lo primero que pensó Hinata es que podía haber sido algo grave, así que corrió hacia él mientras la gente comenzaba a salir pues Naruto había gritado que había una bomba en el lugar y en cualquier momento explotaría.

-¡Naruto! ¿Estás bien?

-No es nada Hinata, estoy bien, sólo fue mi brazo – Dijo Naruto tomando su arma del suelo, pues con el impacto se le había caído.

-Pero estás sangrando, debemos llevarte a la enfermería.

-Estoy bien, primero debemos atrapar a esos tipos, además de encontrar esa bomba – Sintió que el dolor lo invadía – Demonios, esto duele.

-Le dije a Gaara-kun y a los chicos y ellos están buscando la bomba, no te preocupes, todos aquí somos policías – Hinata logró hacer que Naruto se apoyara en su hombro – No te eches toda la responsabilidad a ti sólo, estás herido Naruto-kun, déjame ayudarte – Dijo sonriendo.

-De acuerdo Hinata – El rubio también sonrió.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Deidara corrió y se metió a un callejón muy poco iluminado. Al sentirse seguro se quitó los lentes para que sus ojos azules se viesen a la perfección.

-Gracias por eso, Itachi – Dijo mirando a un chico de cabello negro amarrado con una coleta y lentes oscuros como los suyos.

-No fue nada, pero eres muy idiota, por poco y el detective mediocre ese te atrapa. La próxima vez no te ayudaré.

-Lo sé, fue culpa mía – Dijo Deidara sonriendo – Bueno ¿Y que hay de ti Sasori? Pudiste hacer algo ¿No? – Se dirigió a un chico pelirrojo de aspecto solitario.

-No me dio tiempo, ya sabes que Itachi dispara más rápido que yo, aunque yo hubiera apuntado a la cabeza, no soy tan suave.

-No es que sea suave – Dijo Itachi – Sólo fallé.

-Si, como no – Rió Sasori.

-Ese maldito Uzumaki me las va a pagar, ha arruinado mi gran obra de arte, pero esto no se quedará así – Decía Deidara enfadado.

0000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Ya habían pasado varias horas desde el suceso. La reunión fue cancelada debido a lo ocurrido.

Sasuke hablaba por teléfono con Hinata. Ella se encontraba en la sala de espera del hospital, al parecer la herida de Naruto tenía cierto grado de delicadeza.

-¿Entonces la bomba fue hallada? – Preguntó Sasuke.

-Si, el equipo de Gaara-kun la encontró rápidamente – Respondió la ojiperla – Fue una suerte porque estaba a segundos de explotar.

-No esperaba que Gaara fuese el jefe de policía, de verdad me sorprendí.

-Lo mismo nos pasó a Naruto y a mí. Ah, ahora que lo recuerdo ¿Cuál era tu idea al ponernos a ambos en el mismo cuarto?

-Bueno… nada más quería darles un empujoncito, pero conociendo a Naruto seguro lo arruinó todo ¿No es verdad?

Hinata se sonrojó de solo recordar lo que había pasado la noche anterior.

-No digas tonterías Uchiha-san, mejor voy a ver como está él, me tiene un poco preocupada.

-Bueno, luego hablamos – Sasuke cortó la llamada. Hinata guardó su celular y se dirigió hacia la habitación en donde estaba Naruto.

-Sorpresa – Dijo al entrar.

-Hinata, que bueno que vienes – La recibió el rubio con una sonrisa. Llevaba el brazo vendado y con un cabestrillo.

-¿Te duele mucho? – Preguntó la ojiperla sentándose a su lado.

-No, el doctor dice que me puedo ir mañana, así que podremos regresar a Konoha cuanto antes – Dijo sonriendo Naruto.

-Que bueno… cuando te vi sangrar me preocupé mucho por ti. Pensé que te habían herido gravemente y… bueno… me dio mucho miedo… - Hinata hablaba muy seria, de verdad había estado muy preocupada por Naruto.

-Lo siento Hinata, prometo no volver a preocuparte así – Se disculpó el rubio muy seriamente. Hinata le sonrió haciendo que de alguna forma su corazón latiera de pronto más fuerte y su rostro se sonrojara. Volteó a otro lado para disimular su sonrojo, de verdad algo muy extraño le estaba pasando con Hinata y no se lo podía explicar.

-¿Te pasa algo? – Preguntó Hinata acercándose a él, haciéndolo ponerse muy nervioso.

-N-No pasa nada Hinata, esto… bueno yo… - Naruto se quedó viendo fijamente los labios de la chica. Eran rojos y le llamaban bastante la atención, le entraron unos deseos incontrolables de besarlos, de poseerlos. Sin darse cuenta ya estaba muy cerca de ella, mientras los rostros de ambos estaban más rojos que un tomate, se miraban a los ojos fijamente sin decir nada. Estaban a punto de besarse cuando un golpe a la puerta los interrumpió haciendo que se separaran.

-¡Pase! – Gritó el rubio.

Gaara y sus hermanos entraron a la habitación.

-Ah, chicos, que bueno que vienen.

-Si, venimos a ver como estás Naruto – Dijo Kankuro. Luego miró a Hinata – Pero por lo que veo estás bastante bien.

Hinata se sonrojó por el comentario mientras Gaara se ponía celoso, pero sólo él y su hermana lo sabían.

-Entonces como estás bien yo me voy – El pelirrojo salió de la habitación en silencio.

-Gaara… - Murmuró Temari.

Hinata pov:

Cielos… nos han interrumpido ¿Qué hubiera pasado si no llegaban? Tal vez Naruto-kun y yo… No, eso es imposible, aunque no hubieran llegado jamás habría sucedido lo que yo hubiese querido, estoy segura.

Fin Hinata pov.

Naruto pov:

¿Qué estaba a punto de hacer? ¿Iba a besar a Hinata? ¿A mi mejor amiga? No puedo creer que casi lo haga, soy un imbécil. Seguramente Hinata se hubiera molestado conmigo si me hubiera atrevido. Tengo que dejar de pensar en ella ¿Pero como?

Fin Naruto pov.

Hinata observaba como Naruto, Kankuro y Temari reían juntos – “Me pregunto… ¿Si algún día me amarás como yo a ti?”

Continuara…

-------

Gracias por sus post, y nos estamos leyendo.
Bye ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Mayo 30 2010, 11:35

SELENE QUE CAP.


QUE LASTIMA QUE NO TENGAS INTERNET POR UN TIEMPO PERO AL MENOS IRAS AL CIBER

SE PUSO MUY BUENA LA HISTORIA, ESPERO QUE GAARA ENCUENTRE A OTRA CHICA POR QUE CON HINATA NO SE PODRA


TRATA DE CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Vie Jun 04 2010, 05:59

Bueno, gracias, aquí el capi 5 ^^
----------

Capitulo 5: Segundo caso de asesinato: La obra encantada Primera parte

Hinata Pov:

Después de lo que sucedió durante la reunión en Tokio… y de que Naruto saliera herido, regresamos a Konoha al día siguiente. Hasta ahora no ha pasado nada nuevo, ya han pasado cuatro días desde lo ocurrido. El brazo de Naruto se ve mejor. Aunque… de pronto me pongo a pensar en todo lo que pasó mientras estuvimos allá: lo que dijo Temari sobre Gaara-kun ¿Será verdad? Y sobre todo me pregunto ¿Qué habrá pensado Naruto-kun sobre mí? Me siento tan confundida, cielos…

Fin Hinata pov.

Hinata se encontraba entrando a la comisaría. Divagaba en sus pensamientos, completamente inconsciente del mundo a su alrededor, hasta que fue sacada de ellos.

-Disculpe agente Hyuuga – Le habló Tenten.

-¿Eh? ¿Qué sucede?

-Es que se me había olvidado decirle que el otro día estuvo aquí su hermana, la señorita Hanabi.

-¿Mi hermana? ¿Eso es posible? ¿Para que habrá venido? – La ojiperla se preguntaba el motivo de esa extraña visita, pues desde que dejó la casa de su padre nunca volvió a hablar con su hermana. Era como si ella le tuviese algún tipo de resentimiento por haberla dejado sola.

-También dijo que volvería al día siguiente pero no lo hizo. Bueno me tengo que ir a hacer mis deberes, con su permiso agente.

-Gracias Tenten y, por favor llámame por mi nombre ¿Quieres? – Pidió sonriendo Hinata.

-Claro Hinata – Sonrió Tenten para luego retirarse.

-¡Hinata! – Al oír esa voz la joven se puso muy nerviosa y se volteó de forma mecánica.

-N-Naruto ¿Cómo has estado hoy? No nos vimos esta mañana – Dijo sonriendo.

-Bien – Respondió el rubio con una sonrisa dibujada en su rostro – Oye, llegó esto para ti – Le entregó una especie de carta – Estaba afuera de tu departamento cuando salí del mío.

-Ah, gracias. Seguramente no lo noté al salir – Hinata lo recibió, era una carta efectivamente y llevaba el remitente a nombre de Gaara - ¿Es de Gaara-kun?

-¿De Gaara? – Naruto puso mala cara al oír de quien era dicho escrito - ¿Y que dice?

-Oye, no seas entrometido, mejor vete a hacer tus deberes mientras yo la leo.

-¿P-pero vas a decirme que dice luego?

-No – La chica le sacó la lengua mientras Naruto caminaba enfadado hacia la oficina de Sasuke.

-Que mala eres – Dijo antes de entrar.

-Que entrometido es Naruto, un momento… ¿Estaba celoso? – Hinata se quedó pensando por un momento en esa pequeña posibilidad – No… como si eso fuera posible.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-Que rabia que no me haya querido decir nada – Refunfuñaba el rubio mientras entraba a la oficina de un muy serio Sasuke.

-¿Qué quieres Naruto?

-¿Eh? ¿Cómo que qué? Tú me mandaste a llamar ¿O ya se te olvidó? – Decía Naruto un tanto confundido.

-Ah si – Sasuke miró el brazo del rubio – Veo que aun no te has curado de esa herida.

-¿Ah esto? No es nada, ya casi no me duele, pero no me llamaste para hablar de esto ¿Verdad?

-No. Quería preguntarte si mientras estuviste allá… pudiste verlo…

-No – Respondió Naruto muy serio al igual que su compañero – Pero estoy seguro… de que estaba allí – Tocando su brazo herido – Que fue él quien me disparó. Lo siento Sasuke, no pude atraparlo…

-No te disculpes, si no pudiste atraparlo es porque él es muy hábil. Y bueno – De pronto el ambiente tenso cesó para dejar una sonrisa en el rostro del comisario – Cuéntame que tal te fue en el viaje.

-Es cierto ¿Cómo te atreves a hacerme eso? No sabes lo que tuve que pasar por tu culpa, Hinata casi me mata – Dijo Naruto muy furioso golpeando el escritorio de Sasuke mientras éste reía sin disimularlo.

-¿Por qué lo dices? ¿Qué pasó?

Naruto se echó para atrás y con una expresión seria contestó – No te diré nada – Y salió de la oficina.

-Naruto, siempre tan idiota jeje

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Sakura se encontraba en una fuente de sodas, mientras bebía una soda de naranja, ordenaba y leía unos papeles que parecían ser muy importantes.

-Cielos, cuanto desorden tengo aquí.

-¿Trabajando en su hora de almuerzo fiscal Haruno?

-¿Eh? – La pelirrosa oyó a sus espaldas una voz muy conocida y se volteó con una sonrisa – Ah Sai, hola ¿Qué tal?

El chico de cabellos negros, ojos negros y piel blanca se sentó a la mesa.

-Nada nuevo, ya sabes…

-En cambio yo tengo mucho trabajo. Ha habido muchos casos de homicidio este último año y como habemos muy pocos fiscales en esta ciudad bueno tú entenderás.

-Si, en cambio la vida de un pintor no es tan excitante – Dijo el chico con desgano.

-Bueno, tú elegiste dejar de ser un policía para ser un pintor ¿Acaso ya te has arrepentido Sai?

-Puede que sí, no lo se. Como sea yo no venía a eso.

-¿Y a que vienes?

El pelinegro sonrió mostrando dos entradas que sacó de su bolsillo.

-¿Quieres ir?

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-¿La obra encantada? – Naruto miró con extrañeza las dos entradas que su amiga Hinata sostenía en sus manos - ¿Qué clase de espectáculo es ese Hinata?

-Es una obra de teatro que se exhibirá ésta noche ¿A que suena divertido? Venga Naruto, vamos – Pidió sonriendo Hinata.

-B-bueno… no lo sé, tal vez me quede dormido nada más empezar la obra ¿Además de donde sacaste esos boletos?

-Me los envió Gaara-kun como regalo ¿Verdad que es muy amable? – Sonreía Hinata.

-Si, lo que digas – Naruto puso mala cara a penas oyó el nombre de Gaara. Últimamente cada vez que lo oía nombrar en los labios de Hinata, le entraba una rabia inexplicable, ni el mismo sabía por qué siendo Gaara su amigo.

-¿Entonces si vas?

-De acuerdo, pero nada más para que no digas que soy un egoísta que no quiere gastar su tiempo acompañándote.

-Así me gusta, gracias Naruto.

-¿Ustedes también van a ver esa obra? – Preguntó Kiba que acababa de llegar.

-Ah Kiba-kun, hola, no te había visto en todo el día – Dijo la ojiperla sonriéndole al recién llegado.

El castaño la miró sonrojado. De alguna manera sentía algo más por esa chica. Ella siempre lo había tratado muy bien, lo había ayudado mucho y eso a cualquier hombre le haría sentir mariposas en el estómago con sólo verla.

Naruto miró de mala gana a esos dos. ¿Pero qué? ¿Ahora también con Kiba? ¿Por qué de pronto sentía celos de todos los que se acercaban a Hinata?

-Así que tú también vas Kiba – Dijo Naruto malhumorado.

-Si, pero voy sólo.

-Entonces ven con nosotros – Opinó Hinata.

-¿Qué? Pero creí que iríamos los dos solos Hinata ¿Por qué de pronto invitas a Kiba?

-¿Acaso estás celoso Naruto? – Preguntó Kiba sonriendo mientras Hinata solo miraba a Naruto expectante de su respuesta.

El rubio negó con la cabeza – Claro que no.

Hinata sólo suspiró – Bueno entonces está decidido, vamos a ir los tres.

-Si – Dijo Kiba.

-Si… - Dijo Naruto desganado.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

La noche se acercaba y las estrellas ya salían en el cielo al igual que la luna llena. Las calles se comenzaban a iluminar con todo tipo de luces provenientes de hoteles, discotecas, casinos, teatros, etc. El tráfico a esa hora era insoportable pues la mayoría de los ciudadanos terminaban su jornada laboral. A pesar del ruido que había en las calles para Hinata era una noche hermosa, con todas esas luces iluminando. Miraba por la ventana de su cuarto, hasta que oyó el timbre sonar.

-¡Ya voy! – Gritó. Se dirigió hasta la puerta para encontrarse con el rubio muy bien arreglado. Era poco usual verlo usando corbata pues él odiaba ese estilo de ropa tan formal, sin embargo para Hinata él lucía guapísimo en traje.

-Ya estoy aquí Hinata, y por favor ya deja de mirarme así, sabes que odio usar traje – Decía él un poco apenado.

-¿Qué? Pero si te ves muy bien, aunque te has puesto mal la corbata – La ojiperla se acercó a él para arreglarle el nudo de la corbata que estaba mal hecho, pero al hacerlo Naruto la quedó mirando fijamente. El tenerla tan cerca le hacía sentir algo extraño en su pecho, como un cosquilleo ahí dentro que le estaba incomodando bastante.

-Hinata… - Susurró mientras ella se quedaba estática frente a él. Cuando Naruto comenzó a acercarse a ella aun más Hinata sintió que sus piernas le fallaban. Estaban tan cerca que sus respiraciones se entremezclaban, a punto de tocar sus labios.

-Al fin llego – La voz de Kiba los interrumpió en el momento en que estaban más cerca y sólo se separaron sonrojados - ¿Qué estaban haciendo? – Preguntó el castaño.

-Etto… le estaba arreglando la corbata a Naruto – Respondió la nerviosa chica.

-Como sea… ya es hora de irnos Hinata – Dijo el rubio tratando de disimular su rostro sonrojado.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-Bien ya estamos aquí – Dijo la pelirrosa frente al teatro donde se llevaría a cabo la presentación – Se ve que es una obra muy famosa, hay un montón de gente.

-Así es – Dijo Sai.

-Bueno… como hoy estás tan comunicativo… ¿Qué te parece si entramos de una vez?

-Si.

-Cielos con éste Sai – Sakura sólo suspiró.

Mientras en otra parte del teatro los tres jóvenes que habían venido juntos tomaban asientos.

-Que aburrido se ve esto – Decía Naruto con fastidio.

-No seas así Naruto, venga, hay que divertirnos – Le regañó Hinata.

-Pero Hinata, si tú sabes que odio este tipo de espectáculos, de verdad que sí – Decía el rubio.

-Pues te aguantas – Finalizó la ojiperla.

-Que injusticia – Replicó el rubio inflando las mejillas.

-Oye Naruto ¿Podrías dejar de quejarte? – Decía Kiba sentado al otro lado de Hinata. (Naruto a su izquierda y Kiba a su derecha)

-Bueno… pero tú déjame en paz – En ese momento las luces se apagaron y el telón subió mostrando que ya comenzaba la famosa obra.

-Silencio que ya va a empezar – Les dijo Hinata. Los dos chicos asintieron con la cabeza y trataron de poner atención en la obra.

Comenzaba con una joven caminando por un bosque, al parecer estaba perdida. Hinata miraba atentamente, pero en un momento su atención se desvió completamente de la obra al notar a su amigo rubio roncando.

-“No lo puedo creer, no van ni cinco minutos y ya se ha dormido el muy…” – Hinata se estaba enfadando mucho al ver el poco respeto que Naruto ponía por el arduo trabajo de esos actores, pero se calmó un poco al recordar que era solo Naruto, el hombre más cabeza hueca del mundo y que no era capaz de notar que ella se moría por él; o era demasiado inocente o demasiado idiota.

-Ps, Hinata – Kiba hablaba muy bajito para no molestar a los demás espectadores – No es por nada pero los ronquidos de Naruto hacen que las gente se moleste ¿Deberíamos despertarlo?

-Creo que si Kiba-kun – Dijo la chica viendo a Naruto dormir plácidamente – “Parece un niño pequeño durmiendo así, me dan ganas de besarlo, de gritarle que lo amo… pero no puedo… no me atrevo… será mejor despertarlo de una vez… “- Suspirando.

Hinata comenzó a acercarse a Naruto para despertarlo, mientras él tenía un extraño sueño.

Naruto se encontraba a las orillas de un lago, donde alguna vez estuvo cuando tenía unos 15 o 16 años. Caminaba hacia el agua, era de noche y el reflejo de la luna se veía claro y hermoso. De pronto el lugar desapareció, y apareció en otro lugar, estaba a las afueras de una iglesia y mucha gente gritaba ¡Que vivan los novios! Naruto no entendía nada, y mucho menos por qué nadie le hablaba, era como si no existiera, como si nadie pudiera verlo más bien.

-¿Un boda? ¿De quien podrá ser? – Se preguntó.

Notó que algunas de las personas que estaban afuera eran sus conocidos, y más aun, sus compañeros de trabajo. Ahí estaba Kiba con su perro al lado, Sakura y Sasuke hablando animadamente entre sí de lo bien que se veía la novia, Tenten y Lee discutiendo sobre la forma en que él iba vestido y también Temari y Kankuro, al parecer estos dos estaban más felices que el resto, pero su hermano Gaara no se veía por ninguna parte, ni tampoco…

-¿Do… donde está Hinata? – De pronto los novios comenzaron a salir de la iglesia, y cual fue la sorpresa de Naruto al ver que ellos eran Gaara y Hinata – H-Hinata… ¿Pero por qué?

-¡Muchas felicidades! – Gritaban los presentes.

-¡Hinata! ¡Hinata! – Naruto trataba de ser oído - ¡Hinata! – Se despertó y todos lo voltearon a ver enfadados pues hacía mucho ruido.

-¡Shhhh!

-Ah… perdón – Se disculpó el rubio notando el lugar en el que estaba.

-¿Na-Naruto que pasa? ¿Por qué decías mi nombre? – Preguntó la chica un tanto preocupada. Naruto la quedó mirando en silencio, sin poder creer lo que había soñado; era una tontería que no tenía ni pies ni cabeza ¿Qué iban a hacer Gaara y Hinata casándose?

-Nada Hinata… fue solo un sueño – Respondió bajando la mirada. Si hubiera sabido que a Hinata la importó mucho el saber que estaba soñando con ella, tal vez no se hubiera sentido tan extraño, tan mal… tan… ¿Celoso? Tenía que admitirlo, estaba celoso, no podía soportar la idea de ver a Gaara junto a Hinata, y eso lo tenía desde la reunión en Tokio, cuando notó que Gaara, su amigo, se comportaba de manera especial con ella ¿Pero por que eso le importaba tanto? – Demonios – Dijo para sí mismo, pero Hinata logró oírlo.

-¿Qué pasa? ¿Te sientes mal? Si quieres podemos irnos – Le habló Hinata sonriendo dulcemente.

Otra vez… otra vez su sonrisa lo hacía ponerse rojo, sentir que sus mejillas ardían, sentir un extraño cosquilleo en su pecho, todo eso provocado por esa bella sonrisa de Hinata.

-N-no, la obra está muy interesante jejeje – Dijo nervioso el ojiazul.

-No mientas – Dijo Hinata con sarcasmo – Te dormiste a penas comenzó y nos has visto nada.

-No, Hinata de verdad jejeje.

-Oye Naruto, si tienes tiempo de hablar ve a hacerlo afuera – Le interrumpió Kiba – Esta obra está muy interesante pero no entiendo una cosa…

-¿Qué cosa Kiba-kun?

-¿Por qué se llama la obra encantada?

-Bueno, según este folleto la llaman así porque cada vez que se presenta alguien muere. Dicen que es una obra que está maldita – Decía la ojiperla levantando su dedo índice – Y que incluso su estreno se pospuso varias semanas porque los actores no se atrevían a interpretarla por el miedo a morir, sin embrago hay quienes afirman que es solo una tonta leyenda, por esa razón no se ha presentado en casi 30 años, y hoy tiene tanta concurrencia.

-Ya veo… - Dijo Kiba sorprendido.

-Vaya, pero que historia más absurda – Opinó Naruto poniendo los brazos sobre la nuca – Ni que fuera a morir alguien – En ese momento vio hacia el techo del escenario, le pareció ver una especie de sombra humana en la parte de los focos que estaban sobre el lugar - ¿Qué es eso? – Se lo quedó mirando un poco más – E-eso es…

De pronto todos vieron con horror como el foco de la iluminación caía sobre la actriz principal de la obra. La gente se asustó mucho con el fuerte ruido, pensaron que era verdad que aquella obra estaba maldita, pero Naruto se dio cuenta de que eso no era ninguna maldición, alguien soltó ese foco, alguien en ese lugar era un asesino.

-No puede ser… - Dijo Hinata con espanto – N-Naruto - La chica vio como su amigo se alejaba corriendo del lugar quien sabe a donde – Kiba-kun, vamos a ver a la chica.

-Si – Dijo Kiba (Después de todo Hinata era su superior)

-“¿A dónde habrás ido Naruto-kun?”

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Naruto corría por los pasillos – “Maldición, se que vi a alguien en ese lugar, al asesino, estoy seguro” – Se detuvo en un lugar donde habían unas escaleras que conducían hacia la parte de arriba del montaje del escenario – Debe estar ahí todavía, no pudo huir tan rápido.

Naruto corrió a toda prisa y llegó al lugar en donde se sostenían los enormes focos, miró hacia abajo, había una enorme distancia con el suelo. Luego se fijó en donde habían una serie de cables cortados, parecían roñosos y viejos, pero no lo suficiente como para cortarse solos, también notó que justo debajo de eso yacía la chica, muerta.

-Demonios – Se dijo.

Abajo…

-Es inútil, está muerta – Dijo Hinata tocando su cuello para tratar de sentir sus signos vitales, pero nada – Que pena… y pasó frente a nuestros ojos, es una lástima la chica actuaba bien.

-¡Hinata! – Sakura y Sai corrieron hacia ellos – Kiba ¿Qué hacen aquí?

-Es una larga historia – Respondió Kiba.

-Eso ya no importa – Dijo la agente Hyuuga – Hay que llamar una ambulancia para que se lleven el cuerpo y elaborar un informe de la autopsia, también su acta de defunción, este ha sido un lamentable accidente.

-De accidente nada – Dijo Naruto llegando.

-¿Por qué lo dices Naruto? – Preguntó la pelirrosa.

-yo vi a alguien cortando los cables, esto no fue un accidente, es un homicidio – Dijo el rubio seriamente.

-¿Qué? – Se preguntaron todos. En ese momento, se acercaron los demás actores de la obra.

Continuara…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Bea
Nivel 5
Nivel 5


Femenino
Cantidad de envíos : 160
Edad : 19
Localización : riendome con mis amigas, chateando en el foro...
Fecha de inscripción : 06/05/2009

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Vie Jun 04 2010, 06:58

me encanta esta xupiiii!!!!!
pondras lemmon
nejiten
sasusaku
shikatema

Eta genial bravo
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Vie Jun 04 2010, 07:44

quien corto los cables??

apuesto a que fue uno de los akatsukis

conti!!!

eso no se vale cada vez viene alguien a interrumpir su beso!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Vie Jun 04 2010, 11:47

SELENE QUE CAP TAN


QUE BUEN TOQUE LO DEL ASESINATO Y MAS LO DE NARUTO CELOSO JEJEJEJJEJE

BUENO TODO EL CAP ESTUVO SUPER BIEN

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Senaku
Invitado



MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 06 2010, 00:59

Selene-chan sos incrible, me dan celos... ya quisiera ser tan bueno

en fin, me encanta la historia

continualo rapido que muro de la intriga

me inspiraste, supongo que podria intentar escrir algo
Volver arriba Ir abajo
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 06 2010, 06:02

Hola!!!!
Bueno, la verdad es que lemon no hay, sólo lime, es que cuando escribí este fic no me atrevía a hacer lemon, je, si esta va muy avanzado, aquí apenas van en el cinco xD
Ne, bueno ahora dejo el seis, por cierto, no sé si lo había dicho pero no me quitaron el internet ^^
Y también, no me tardaré mucho porque tengo muuuuuchos capítulos escritos.
Ahora sin más, aquí el que sigue.

----------

Capitulo 6: Segundo caso de asesinato: La obra encantada parte 2

Hinata se encontraba ordenando sus cosas en su departamento. Acababa de lavar la ropa hace algunas horas y ahora se dedicaba a planchar y guardar.

-Cielos… hoy tenemos un día pesado… y pensar que ayer parecía que sería tan tranquilo – Suspirando.

//////Flash Back//////

-Es inútil, está muerta – Dijo Hinata tocando su cuello para tratar de sentir sus signos vitales, pero nada – Que pena… y pasó frente a nuestros ojos, es una lástima la chica actuaba bien.

-¡Hinata! – Sakura y Sai corrieron hacia ellos – Kiba ¿Qué hacen aquí?

-Es una larga historia – Respondió Kiba.

-Eso ya no importa – Dijo la agente Hyuuga – Hay que llamar una ambulancia para que se lleven el cuerpo y elaborar un informe de la autopsia, también su acta de defunción, este ha sido un lamentable accidente.

-De accidente nada – Dijo Naruto llegando.

-¿Por qué lo dices Naruto? – Preguntó la pelirrosa.

-yo vi a alguien cortando los cables, esto no fue un accidente, es un homicidio – Dijo el rubio seriamente.

-¿Qué? – Se preguntaron todos. En ese momento, se acercaron los demás actores de la obra.

-Oh no, pobre Atsuko – Dijo uno de los chicos – Y ella que estaba tan contenta con su papel.

-Ay no, mi pobre hermana – Dijo una joven quien también actuaba en la obra.

-Disculpen ¿Podrían decirnos sus nombres y parentesco con la victima? – Sakura sacó una libreta para ir anotando.

-Llamaré a Sasuke, esto no se queda así – Naruto tomó su celular para marcar el número del comisario Uchiha.

-Kiba-kun, llama a la ambulancia – Indicó Hinata.

-Hai – Kiba asintió y sacó su celular.

-Mi nombre es Akiko – Dijo la joven de hace un momento a Sakura – Atsuko era mi hermana menor. Lamento tanto lo que sucedió – La chica de cabellos castaños se echó a llorar al hombro del joven de antes, mientras él respondía.

-Yo soy Keiji Himura, era el novio de Atsuko – Respondió muy triste el muchacho.

-Soy… Kasumi, éramos amigas y compañeras de actuación – Habló otra joven.

-Yo soy Kenta, también éramos amigos – Dijo un chico que también se veía muy conmocionado.

-Y yo soy Reiko, la directora de la obra. Siento mucho lo que sucedió, creí revisar perfectamente las luces y el escenario antes de comenzar la obra. No se como pudo pasar algo así – Se trataba de disculpar la mujer, quien se veía algo mayor que el resto de los chicos.

-Como ya dije – Naruto cerró la tapa de su celular – Esto no fue ningún accidente, los cables fueron cortados por alguien de forma intencional, además yo lo vi. Desgraciadamente no pude ver su rostro ni distinguir si era hombre o mujer, pero si se una cosa, es uno de ustedes.

-¿Qué? ¿Está diciendo que uno de nosotros asesinó a mi hermana? ¿Qué está loco? – Decía Akiko con lágrimas en sus ojos - ¿Cómo podríamos ser capaces? Todos la queríamos mucho.

-Las personas pueden decir querer a alguien, pero cuando menos te lo esperas te dan una puñalada por la espalda… por eso no me fío de nadie – Naruto miró hacia el suelo. Había recordado algo que evidentemente le resultaba doloroso.

-N-Naruto, no le hables así – Hinata lo regañó – Será mejor investigar esto mañana, ya es muy tarde. En cuanto llegue la ambulancia nos vamos.

-Si, el teme me dijo lo mismo por teléfono – El rubio se llevó las manos a los bolsillos del pantalón y se quedó pensando un largo rato, mientras Sakura terminaba de anotar algunas cosas y Kiba regresaba con los paramédicos.


//////Fin Flash Back//////

-Naruto-kun se veía realmente extraño, espero no le haya sucedido nada malo.

En eso sintió su teléfono sonar, pero como no alcanzó a llegar la grabadora comenzó a sonar.

-“Hola, habla Hinata Hyuuga, en este momento no puedo atender tu llamado porque no me encuentro disponible, deja tu mensaje después de la señal y te llamaré a la brevedad posible” – Se escuchó el bip del teléfono y una luz roja se encendió.

-Hinata, soy yo Hanabi. El otro día fui a buscarte en tu trabajo y no estabas, necesito que hablemos hermana, papá está muy mal, le han descubierto una enfermedad muy grave y quiere hablarte, por favor contesta, adiós.

Hinata se quedó sin habla ¿Su padre estaba mal? No podía creer lo que oía. Ahora la visita de Hanabi de hace unos días le parecía lógica, después de todo se trataba de su padre. Dejó de lado todo lo que estaba haciendo y se fue corriendo del departamento, dejando la puerta entreabierta.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Naruto se había levantado recién hace unos minutos. Tomó lo primero que encontró del refrigerador. Lo curioso es que llevaba puesto sólo un bóxer, lo que denotaba su bien formado cuerpo.

-Rayos, esta leche está vencida – Viendo la fecha de caducidad – Que bueno que me fijé antes – Suspiró – En fin, será mejor levantarme, hoy me espera un largo día.

El timbre de su casa sonó. Pensó podría ser Hinata, así que no se preocupó de su vestimenta y abrió sin mirar por la mirilla.

-¡¿Naruto que haces vestido así?! – Gritó Tenten al verlo. Se puso muy roja y le dio una cachetada que lo mandó a ver estrellitas.

-¡Ah! ¡¿Por qué me golpeas?! ¿Además que haces aquí?

-Vine a ver a Hinata pero no está – Tenten se cubrió el rostro con las manos y se dio la media vuelta quedando de espaldas al rubio quien se encontraba tirado en el piso – Pensé que estaba aquí. ¡Pero bueno vístete! ¡¿O te piensas quedar ahí toda la vida?!

-Oye, oye, estoy en mi casa y si quiero puedo andar desnudo, además yo no tengo la culpa de que me hayas visto, es tuya por venir cuando estoy en ropa interior – El detective Uzumaki se puso de pie y se dirigió al cuarto - ¡¿Y por que buscabas a Hinata?!

-Es que su hermana la estaba buscando en la estación hoy, y como no me contestó ni su teléfono ni su celular decidí venir a verla personalmente, pero ya se por qué no contestó.

-Claro que no, si dices que no está – Naruto llegó abotonando una camisa blanca con rayas verticales negras y usando un pantalón ajustado de color negro – Bueno, de todas formas tampoco ha contestado su celular, tal vez lo olvidó.

-Es lo más seguro – Tenten se volteó y al ver a Naruto se sonrojó un poco – “Vaya, ahora entiendo por qué a Hinata le gusta tanto, si está muy guapo” D-de cualquier forma será mejor buscarla – Suspiró – Pero yo no podré hacerlo, debo ir a la academia a dejar algunas cosas y se me hace tarde, además tengo que pedir un taxi.

-No te preocupes, yo te llevaré en mi motocicleta como disculpa por hacerte venir.

-Pero si no vine por ti.

-Si, pero me viste en ropa interior – Dijo sonriendo.

-¡Ya deja de decir eso! – Gritó Tenten sonrojada.

-Bueno, bueno, ya vámonos, luego buscaré a Hinata “Espero que esté bien” – Naruto tomó su chaqueta naranja que estaba sobre el sofá y salió cerrando la puerta con llave.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Sasuke se encontraba observando el reporte de la autopsia hecho por Shino, de la chica de la obra.

Así que si murió por el golpe, no por otra cosa – Dejó los papeles sobre el escritorio - ¿Quien podría haber sido?

En eso, sintió golpeteos a su puerta.

-Pase – Indicó.

-Perdón si te molesto Sasuke – Sakura abría lentamente la puerta - ¿No estás ocupado?

-No, pasa – Sasuke la miró de forma circunspecta mientras entraba y se sentaba frente a él – Escuché que fuiste a esa obra con Sai ¿Acaso están saliendo?

-¿Eh? ¿A que viene eso?

-Hmp – El azabache desvió su mirada disgustada hacia las hojas que estaban sobre su escritorio – Es sólo una pregunta, y espero que me respondas.

-Pues no estamos saliendo – Sakura respondió algo irritada debido a la demanda del Uchiha por una respuesta – Pero ¿Sabes? No sería mala idea.

Sasuke volteó a verla sorprendido ¿Estaba hablando en serio?

-Pues si te conformas con una mala copia de mi…

Sakura golpeó el escritorio furiosa. Sasuke nuevamente se sorprendió por la actitud que había tomado la pelirrosa, quien ahora lo miraba con ojos fulminantes.

-No te atrevas a llamarle copia de ti, Sasuke Uchiha. El es mucho más sincero que tú y entiende mis verdaderos sentimientos – Sakura se fue echando humo por la orejas, pero al cabo de unos segundos regresó tirando el informe que traía sobre el escritorio de un absorto Sasuke - ¡Ahí tienes! – Luego de eso se largó dando un portazo.

-Rayos ¿Y ahora que hice para que se ponga así?

Todos los oficiales vieron como la fiscal Haruno se alejaba disgustadísima, incluso había dado un portazo en la oficia del comisario.

-Cielos ¿Qué le pasará a Sakura? – Se preguntó Kiba.

-No se, pero esa aura malvada la hace lucir más hermosa – Dijo Lee.

-¿En serio? – Kiba lo miró con una gotita. Luego de eso, observó el recado que había dejado hace varios minutos Hanabi Hyuuga para su hermana por si se aparecía. No pudo evitar esbozar una sonrisa al recordar a tan “carismática” muchacha.

//////Flash Back//////

-¿Está Hinata?

-No, no está, o pero mira, si es nada más que la simpática niña del otro día.

-¿Tú otra vez cara de perro? Y yo no soy una niña, ya tengo 19 años para que lo sepas – La chica lo miraba enfadada.

-¿Si? Pues no se notan, más bien pareces de 10 años – Decía Kiba divertido.

-¿Pero quien te crees que eres cara de perro? No voy a permitir que me hables de ese modo.

-Yo no soy cara de perro, mi nombre es Kiba Inuzuka.

-¿Inuzuka? Hasta tu apellido te delata (Nota: Inu significa perro) Eres solo un perro rabioso – Hanabi sonreía de forma altanera y grosera – Bueno, nos vemos cara de perro, cuídate mucho.

-Cuídate tú niña, no vaya a ser que te quieran regresar a la escuela.

-Ja-Ja-Ja, muy gracioso – La chica se dio la media vuelta y se fue no sin antes dejar un recado para su hermana.


//////Fin Flash Back//////

-Es una pesada, pero es muy linda.

-¿De quien hablas Kiba?

-¿Eh? De nadie Lee, deja de estar preguntando tanto y mejor haz algo.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Naruto y Tenten llegaron a la academia, donde todos ellos habían estudiado para convertirse en policías. Al rubio le entró algo de nostalgia, de solo recordar aquellos tiempos, y cuando conoció a Hinata. Ella era una chica muy tímida, constantemente se escondía de la gente y hablaba muy poco, pero le parecía muy tierna, y claro, después cambio, se volvió más extrovertida y eso de cierta forma le encantaba de ella. A pesar de seguir siendo una chica tímida podía llevarse muy bien con las personas y había sido siempre un gran apoyo para él, su mejor amiga.

-¿En que piensas Naruto? – Le preguntó Tenten quitándose el casco.

-En nada. Venga entremos – Dijo sonriendo.

-Si, vamos.

Los dos chicos entraron a la academia, y los recuerdos los invadieron, sobre todo al rubio.

-“Y pensar que aquí hice a tantos buenos amigos” – Pensaba sonriendo.

-¿Señor Naruto Uzumaki?

-¿Eh? – Naruto se volteó al oírse nombrado - ¿Ino-san?

-¿Eh? – Tenten miraba sin entender mucho de lo que sucedía ahí - ¿Tú la conoces Naruto?

-No puede ser, señor Uzumaki es usted – Dijo la rubia de ojos azules – No pensé que lo vería tan pronto, me alegra mucho verlo.

-¿Qué haces aquí Ino-san? Yo te hacía encargada de los negocios de tu padre – Naruto pudo notar como el semblante alegre de la joven se ponía mas apagado – Lo siento… no fue mi intención.

-No, no, por favor no se disculpe, usted tiene razón, sin embargo, después de lo sucedido hace cinco meses, cuando mi padre fue asesinado, decidí convertirme en un policía.

-Ya veo…

-Usted y su forma de hacer las cosas me inspiraron y por eso me decidí finalmente, este es mi cuarto mes en la academia – Dijo Ino con una sonrisa – Aunque he dejado a Tochiro encargado de todos los negocios por ahora (N/A: Tochiro es el mayor domo de Ino) y también he contratado a unas cuantas personas más.

-Ajá, pues me da gusto que hayas decidido ser una mujer policía.

-Así es, porque las mujeres policías son incluso mejores que los hombres – Interrumpió Tenten.

-Claro Tenten – Dijo Naruto riendo.

-¿Te burlas de mi Naruto? – Lo miró Tenten con una vena marcada.

-N-no, como crees, hablo en serio Tenten, de verdad. Pienso que las mujeres policías son increíbles, en especial Hinata que a pesar de ser muy tímida es una excelente oficial – Decía el rubio con una gotita en su frente y una risa nerviosa.

-¿Hinata? No se por qué ese “Hinata es una excelente oficial” me suena a algún tipo de romance – Miraba Tenten con los ojos entrecerrados y de forma acusadora.

-¡¿Eh?! ¡N-nada que ver! – Gritó Naruto sonrojado – “Demonios ¿Por qué me he sonrojado?

Ino y Tenten vieron divertidas su reacción.

-Soy Tenten Ama, mucho gusto Ino-san – Dijo sonriendo mientras veían como Naruto tenía una especie de “guerra interna” pues se revolvía constantemente los cabellos rubios y mantenía los ojos cerrados.

-Mucho gusto Tenten-san, soy Ino Yamanaka – Ambas se dieron la mano.

-Bueno, tengo unas cosas que entregar al señor Kakashi, nos vemos luego, eh Naruto, gracias por traerme ¿Naruto? – La castaña observó como el rubio seguía con su extraño comportamiento – Bueno, cuando vuelva en sí le dices que vaya por Hinata por favor ¡Nos vemos!

-------

Bueno, esto es sólo la primera parte, para que no se aburran leyendo algo tan largo, es que ahora los capitulos son más largos y por eso ^^

Senaku: me gustaría ver que escribes ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 06 2010, 06:27

SELENE EL FIC ESTA QUEDANDO


ME ESTA GUSTANDO MUCHO TODO, ESTO SE PONE MUY INTERESANTE.

HABRA SIDO UN AKATSUKI O ALGUIEN DE LA OBRA LA QUE LA MATO?????

Y QUE TENDRA EL PAPA DE HINATA????

VAYA YA ME DEJASTE CON MUCHA DUDA XP

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Senaku
Invitado



MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Lun Jun 07 2010, 14:10

Cada vez se pune mas interesante la historia

me converti en un fan de este fic

Kiba y hanabi van a tener algo???? me gustaria verlo

ahhh me olvidaba, si todavia estas interesada en leer mi fic, se llama Galdford

hasta el proximo cap
Volver arriba Ir abajo
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Mar Jun 08 2010, 06:11

inu dijo:
Citación :
Y QUE TENDRA EL PAPA DE HINATA????

cancer del sida de la porcina xD

eso creo yo porque dijo grave

seguro tiene diabetes o lo que dije

inu dijo:
Citación :
HABRA SIDO UN AKATSUKI O ALGUIEN DE LA OBRA LA QUE LA MATO?????

quisas sea un akatsuki que esta en la obra xD

senaku dijo:
Citación :
Kiba y hanabi van a tener algo???? me gustaria verlo

tienen un amor secreto fuera del fic xD

ten ten dijo:
Citación :
Vaya, ahora entiendo por qué a Hinata le gusta tanto, si está muy guapo

ten ten enviame una foto!!!
------------------------------------------------------------------------------
conti!!!!!!!!!!!!!!!!!

quiero que la sigas!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Mar Jun 08 2010, 07:01

Gracias por sus post, aquí la parte dos del capi ^^

---------

Hinata se bajó de su automóvil blanco convertible. Lo estacionó frente a un gran edificio: Las empresas Hyuuga. La empresa más grande de comunicaciones del país. Su dueño era el padre de Hinata, Hiashi Hyuuga, pero el actual presidente era su primo Neji Hyuuga. Ella alguna vez fue la elegida para ocupar ese puesto, pero debido a sus fuertes deseos por hacer justicia con sus manos decidió convertirse en policía contradiciendo a su padre, quien con el tiempo la dejó de lado casi olvidando que existía. A su vez su hermana pequeña Hanabi también había pasado de ser la presidenta, primero porque aun era demasiado joven y segundo porque anhelaba ser una gran médico y aunque su padre también se opuso al principio al final lo aceptó pues Hanabi siempre fue su preferida. Con Hinata todo fue distinto, ella quien siempre fue débil y enfermiza no cumplía sus expectativas y por eso más que no estar de acuerdo con que ella se convirtiera en policía lo usó como una excusa para alejarla más de él. Pero Hinata siempre le guardó cierto cariño, a pesar de todo él era su padre.

Al bajar de su auto lo primero que vio fue a un joven alto, de tez clara, ojos perlados como los suyos, cabello castaño largo amarrado con una coleta baja. Su mirada era fría y calculadora, pero al ver a Hinata se volvió más apacible.

-Hinata… cuanto tiempo – Dijo el joven castaño.

-Hola Neji Onii-san – Dijo con una sonrisa la ojiperla – Me enteré de lo sucedido con Otto-sama y vine lo más pronto que pude, aunque… al llegar a la mansión sentí miedo de entrar y por eso decidí verte primero, soy una cobarde – Dando un suspiro.

-No, no lo eres, te entiendo considerando como fue la última vez que hablaron, pelearon de una forma horrible y tú te fuiste de la casa.

-Si, de eso ya van siete años – Dijo Hinata con melancolía – Me fui a los diecisiete de casa y papá jamás me perdonó, tampoco Hanabi Onee-chan, solo hemos hablado por teléfono durante este tiempo…

-Hinata… a pesar de lo que dice mi tío de ti, que has desperdiciado tu vida siendo una policía, yo estoy orgulloso de ti prima, seguiste tu propio camino sin importarte lo que el destino te imponía – Dijo Neji con una sonrisa amable.

-“Seguir mi propio camino…” – Pensó recordando las palabras que constantemente le decía Naruto para levantarle el ánimo. Sonrió al recordar a ese rubio cabeza hueca de Naruto, tan híper-activo, tan idiota, tan guapo, tan tierno, tan… Naruto. Podría estar horas y horas imaginando su sonrisa, sus gestos, sus frases ridículas y sus frases filosóficas como “yo nunca me retracto de lo que digo, ese es mi camino en la vida” Esa era una de sus frases más repetidas, pero más hermosas, le daban un brillo especial en sus ojos azules cada vez que las decía.

-¿De que te ríes? – Preguntó Neji.

-N-no es nada – Respondió sonrojada.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-¿Pero quien se ha creído que es Sasuke Uchiha? Solo porque es guapo y es el comisario no le da derecho a ser tan creído ¡Ja! Una copia de él, si como no, más le vale que se baje los humos de la cabeza señor Sasuke-Soy-perfecto-Uchiha.

-¿Estás loca cierto? Porque mira que hablar solo en medio de la calle no es para menos – Se oyó una voz masculina.

-¿Qué quieres Sai? “Y yo defendiéndote” – Pensó enfadada.

-Nada, solo venía a caminar, oye por cierto acabo de escucharte decir pestes sobre el Uchiha ¿Acaso se han peleado?

-Más o menos ¿Puedes creer que cree que entre tú y yo hay una relación? Por dios que tonto es ¿Verdad?

Sai no dijo nada.

-¿Verdad Sai?

Sai siguió en silencio.

-¿Sai? ¿Por qué te quedas callado?

-Porque no me parece tan mala idea – Dijo con su típica sonrisa.

-¿Qué? ¿Cómo? – Sakura parpadeaba sorprendida ¿Acaso oyó bien?

-Bueno… aunque me parezcas fea a mis amigos no, y puedo incluso lucirte en todas partes, además quien quita y podemos tener unas buenas noches juntos – Sakura se sonrojó a más no poder y le dio un zape al pelinegro - ¿Por qué me golpeas? Eso ha dolido – Dijo sobándose la mejilla derecha.

-Porque eres un idiota, ¿Cómo te atreves a sugerir algo semejante?

-Vamos solo era una broma, en realidad no creo que seas fea, eres muy hermosa Sakura… - De pronto Sai se puso muy serio y comenzó a acercar su rostro al de una sonrojada Sakura. Ella estaba nerviosa ¿Pero que le pasaba a Sai? Ese comportamiento no era propio de él, acercarse de esa forma tampoco lo era, se estaba poniendo muy nerviosa, tanto que no sabía como iba a salir de ésta. Dio gracias al cielo cuando oyó sonar el celular de Sai.

-T-te llaman – Dijo.

-Si, es mi mamá – Presionó la tecla verde - ¿Bueno mamá? Oh rayos se me olvidó, enseguida voy y lo compro, bueno adiós – Sai colgó – Tendremos que seguir hablando otro día Sakura, nos vemos y ah… tengo otra cosa muy importante que decirte – Dicho esto Sai guiñó un ojo y se fue alejando del lugar en un trote.

-Cielos ¿Qué fue eso?

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Mientras tanto, en la ciudad de Suna un joven pelirrojo observaba fotografías antiguas en donde estaban él, sus hermanos y sus amigos de la academia.

-Deberías decirle.

-¿De que hablas Temari? – El pelirrojo alzó su vista para encontrarse con la de su hermana. Ella podía leer en él cada cosa que le pasase así que era inútil tratar de ocultar lo que estaba sintiendo. Solo suspiró - ¿Y que le digo?

-Lo que sientes Gaara, no seas tonto, si no haces algo la vas a perder.

-Lo sé ¿Pero que gano con decirle? Ella ama a Naruto, jamás se fijará en mi o en cualquier otro – Decía Gaara un poco triste.

-No lo sabrás si no lo intentas, venga hermano, levántate de esa silla – La rubia lo tomó del brazo y lo levantó de un tirón.

-Eh ¿Qué crees que haces?

-Voy a ocuparme de tu cargo mientras tu vas a Konoha a ver a Hinata ¿No crees que soy genial?

-¿Qué? – Gaara la miró parpadeando – En primera ¿Cuándo dije que iba a ir a Konoha? Y en segunda, estás loca si crees que te dejaré a cargo.

-Bueno, bueno, dejemos a Kankuro y nos vamos los dos – Dijo la rubia soltando el brazo de su hermano.

-Nos vamos los dos, que se me hace que solo le quieres rehuir a tus responsabilidades – Temari tembló con disimulo – Pero bueno, supongo que es buena idea, así me podrás ayudar con Hinata.

-¿D-de verdad? ¡Viva, mi hermanito lindo va a llevarme de vacaciones a Konoha! ¡Que bien! – Saltaba Temari por toda la oficina.

-¿Vacaciones? – Gaara arqueó una ceja.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-Bien – Hinata suspiró – Aquí estoy, frente a la mansión Hyuuga, a punto de entrar.

-¿Qué tanto balbuceas Hinata? Ya es hora de entrar, mi tío te debe estar esperando – Dijo Neji viendo a Hinata con expresión seria.

-H-hai – Asintió la ojiperla, estaba nerviosa, no se veían desde hace siete años. – Siete años… - Murmuró antes de cruzar el umbral de la puerta. Ya casi cumplía los veinticuatro y todavía su padre no la perdonaba, era algo muy triste.

Al entrar, lo primero que vio fue a una joven de ojos perla iguales a los suyos y cabello castaño. Hinata la miró muy sorprendida, había cambiado un montón, estaba hecha toda una mujer.

-¿Hanabi-chan?

-Hinata… - Fue todo lo que dijo al verla su hermana menor.

Hinata se sintió un poco triste, esperaba al menos una sonrisa de su hermana, pero nada, era tan fría como su padre. Sonrió tristemente mientras Neji la observaba san decir nada.

-Has crecido mucho Hanabi-chan, estás muy bonita – Dijo un poco triste Hinata.

-Gracias… tu… también te ves bien – Dijo Hanabi volteando a ver a otro lado. Hinata sonrió con disimulo, en verdad su hermana no era capaz de demostrar así de fácil sus sentimientos, pero estaba segura que se alegraba de verla.

-Bueno… ¿Cómo está papá?

Hanabi suspiró, no sabía si había hecho bien o no en llamar a Hinata, pero su padre se lo había pedido.

-Él está bien por ahora, pero es un terco, no quiere hacerse ningún tratamiento para hacer perdurar su vida, le he dicho que el cáncer es algo peligroso, pero se niega rotundamente.

-¿Cáncer? Oh no… - Hinata se sintió muy triste al enterarse de la enfermedad de su padre. Él, el hombre más frío y duro del mundo tenía esa enfermedad, y como era de esperarse rechazaba el tratamiento por simple orgullo, porque según él, nada lo mataría ni lo haría más débil – Yo… voy a verlo.

-Está en el despacho – Dijo Hanabi.

-Hai – La Hyuuga mayor sabía perfectamente donde quedaba el despacho y no vaciló en entrar al lugar, mientras su hermana y su primo se quedaban a solas.

-¿Crees que fue bueno decirle a Hinata?

-No podía ocultárselo, además papá quería verla, aunque no se por qué.

-Ojalá Hinata haga recapacitar a mi tío – Neji cerró sus ojos con fastidio.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-¿Me traes esos informes Tenten? – Un hombre de cabello plateado con medio rostro cubierto por una máscara y el ojo izquierdo tapado estaba sentado en un lujoso escritorio, y en su mano sostenía un libro que decía “Icha-Icha Paradise” en la portada.

-Claro – Respondió Tenten - ¿Pero podría al menos soltar ese libro para pervertidos, capitán Kakashi? – Decía la castaña con un venita palpitando en su frente.

-Si, si, perdón – Dijo el hombre sonriendo - ¿Cómo van las investigaciones en criminalística?

-Mas o menos – Respondió Tenten – Ha subido de forma increíble el trabajo allá, ah y que sea la última vez que me hagan venir a traerle recaditos, porque yo no soy mensajera, estamos muy ocupados en el otro departamento como para venir a narcóticos todo el tiempo, eso que lo haga Kiba.

-Bueno, bueno, no te enojes, te lo pedí a ti porque eres la más confiable, pero bueno… espero les vaya bien allá – Kakashi cerró sus ojos y dejó que el viento acariciara su rostro – Los chicos de esta academia están siendo muy buenos este año.

-Ajá – Tenten bufó – “No sé como un hombre tan despistado y pervertido como él puede ser el que saque adelante la academia y además la brigada anti narcóticos, cielos…” – Se dirigió hacia la puerta – Bueno, me voy.

-Si, ve con Dios – Kakashi se despidió con la manita – Akatsuki… ¿Qué planean esta vez?

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Naruto salía de la academia aun pensativo sobre lo de Hinata.

//////Flash Back//////

-No se por qué ese “Hinata es una excelente oficial” me suena a algún tipo de romance.

-¡¿Eh?! ¡N-nada que ver!


//////Fin Flash Back//////

El rubio suspiró recordando esas palabras ¿Algún tipo de romance? ¿Con Hinata? Sonaba absurdo, ella era su mejor amiga, pero aún así… aún así no podía quitarla de su mente, ni menos… de su corazón.

-¿Pero en que estoy pensando? – Sacudió su cabeza y con ella sus pensamientos y fue cuando su celular comenzó a sonar - ¿Bueno? Sasuke… ¿Eh? Si, enseguida voy – Colgó, luego sólo suspiró, el caso del teatro… ya se le había olvidado.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Sasuke estaba en su oficina, esperando la llegada de Naruto, pero su mente no estaba tranquila del todo, porque el solo pensar en Sakura al lado de alguien como Sai… un tipo tan arrogante y creído, que casi le recordaba a…

Sasuke sonrió de medio lado, de manera arrogante. Tenía que admitirlo, ese tipo se comportaba como él en ocasiones, sólo que era un boca suelta y no contenía sus emociones como siempre lo hacía el azabache.

-Soy un idiota… - Suspiró para sí mismo.

-Me alegra que lo reconozcas tan abiertamente Sasuke.

-¿Pero que…? Naruto, no entres así – Dijo el Uchiha enfadado al ver al rubio en la puerta – Pasa y ven a ver esto, son unos informes que me trajo Sakura.

-¿Qué son?

-Ven y averígualo, te van a ayudar con el caso.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Lo que él le había dicho la dejó profundamente perturbada. Él… su padre, el hombre que la despreció, que muchas veces la trató como si fuese basura, estaba sufriendo por una enfermedad, y aunque era muy duro para él reconocerlo, tenía que.

-Otto-san, solo espero que con lo que hablamos… ya no sigas con tu terquedad…

La Hyuuga cerró sus ojos y oyó el sonido débil de su celular. Tomó el artefacto entre sus manos y presionó la tecla para contestar. Oyó como del otro lado le decían que debía ir al teatro y después de eso colgó sin más, estaba tan preocupada por su padre que no se enteraba del resto del mundo.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Al llegar al teatro, lo primero que vio fue a las personas que actuaban en él. No estaba muy seguro, pero debía decirles lo que había descubierto, aunque fuese algo impactante.

Naruto se acercó a los actores de “la obra encantada” y habló firmemente con ellos.

-¿Qué sucede señor Naruto? ¿Ya ha podido saber quien mató a mi hermana? – Preguntó Akiko con un hilo de voz.

-Así es… - Respondió el rubio muy serio.

-¿Quién ha sido? – Preguntó ésta vez Keiji.

-La víctima… es decir… Atsuko… tenía tratos con un miembro del grupo Akatsuki – Respondió el rubio – Presumo que sabía demasiado y por eso la mataron, aprovechando la actuación y la fama de la obra en cuestión, esos malditos se salieron con la suya una vez más… - Dijo apretando sus puños un enfurecido Naruto.

-Oh no… - Dijo la joven Akiko llorando en los brazos de Keiji.

-Lo siento… - Fue todo lo que dijo Naruto.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Hinata estaba frente a la entrada del teatro, pero para cuando iba a entrar ya Naruto venía saliendo.

-Naruto ¿Qué pasó?

-Fue Akatsuki, la mataron porque era amante de uno de ellos… aunque no estoy seguro de quien.

-Ya veo… - Fue todo lo que dijo Hinata.

-¿Hinata?

-¿Eh? – La chica levantó su mirada y vio como Naruto le sonreía.

-Ya está anocheciendo ¿Vamos a un bar y nos tomamos unos tragos?

-P-pero Naruto, si tú sabes que yo no tomo, además tú te embriagas con facilidad y luego soy yo la que tiene que cargar contigo cuando estás por golpear al barman, así que olvídalo.

-Vamos, solo serán uno o dos – Rogaba el rubio haciendo un puchero – Por favor Hinata, sabes que no me gusta beber solo, porfis, porfis.

Hinata lo miró un momento algo molesta, y luego de entornar los ojos al fin se rindió ante esa sonrisa. Soltó un suspiro.

-Está bien – Dijo.

-¡Si, Hinata eres la mejor! – Gritaba emocionado Naruto mientras la abrazaba y Hinata se ponía roja de la vergüenza – Bueno, vamos.

Naruto la tomó de la mano y ambos se alejaron del lugar. Mientras era jalada observaba la sonrisa en el rostro de su amigo, y el crepúsculo en el cielo, todo parecía indicar que sería una larga noche, y no estaba equivocada.

Continuara…

--------

Bueno, el capi 6 se ha terminado, pero el 7 si que estará bueno, ya lo verán.
Gracias por sus post ^^
Nos leemos.
Bye!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Mar Jun 08 2010, 08:03

hanabi dijo:
Citación :
le he dicho que el cáncer es algo peligroso

les dije a todos que era cancer!

narrador dijo:
Citación :
todo parecía indicar que sería una larga noche, y no estaba equivocada.

suena a lemmon *-*
va a ver lemmon si selene se atreve!

porque:
naruto borracho + hinata un poco borracha = acostados en una cama y haciendo el cuchiplancheo

solo te digo:

siguela!!!
quiero ver lemmon *-*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Mar Jun 08 2010, 08:49

QUE BUENA PARTE SELENE ESTA


VAYA POBRE DEL PADRE DE HINATA, HABER SI SE SALVA

QUIERO SABER QUE HABLO HINATA CON SU PADRE XP

YO OPINO LO MISMO QUE RENA, PERO BUENO HABER SI HAY LEMMON

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 13 2010, 15:22

Hola!!!!!
Perdón por la demora, aquí la conti.
Como ya dije, no, lemon aún no. Porque, si bien el fic no tiene lemon tal vez y sólo tal vez haga una excepción y si lo ponga ¿Que dicen? jeje. Bueno, primero les dejo la primera parte del capi, espero que les guste ^^
---------

Capitulo 7: Desilusión amorosa

-Ya está anocheciendo ¿Vamos a un bar y nos tomamos unos tragos?

-P-pero Naruto, si tú sabes que yo no tomo, además tú te embriagas con facilidad y luego soy yo la que tiene que cargar contigo cuando estás por golpear al barman, así que olvídalo.

-Vamos, solo serán uno o dos.



Hinata suspiró viendo su vaso vacío. Ella lo sabía, sabía que si traía a Naruto a un bar solo se iba a emborrachar como siempre lo hacía, y ya estaba harta de ello.

Hace más de media hora que el rubio discutía con el pobre y aterrado barman porque éste no le quería servir más tragos y no solo eso, sino que se había tomado media docena de botellas de whisky en menos de lo que canta un gallo y estaba tan borracho que a duras penas se podía mantener en pie. La ojiperla volvió a suspirar mientras Naruto aventaba una botella.

-Debí preverlo – Rezongó resignada al ver como el rubio amenazaba ahora al hombre que atendía el local.

-Señor, usted ya ha bebido demasiado – Decía el hombre asustado.

-¿Tu sabes quien soy yo? ¿Lo sabes? – Le gritaba en la cara - ¡Yo soy el gran Uzumaki Naruto y a mi nadie me dice lo que tengo que hacer! ¿Me oyes?

-S-si, señor – Respondió el tipo entre asustado y confundido.
Hinata volvió a suspirar – Aquí tiene – Dijo dándole algo de dinero al hombre para luego tomar al rubio por el brazo y lo entrelazó sobre su cuello – Es para pagar los daños ocasionados y los tragos que se bebió, yo me lo llevaré.

-¿Está segura señorita? – Preguntó incrédulo al ver como el amenazante rubio ahora roncaba con la cabeza apoyada en el hombro de la ojiperla.

-No se preocupe – Sonrió la chica.

De verdad estaba tan acostumbrada a los shows de Naruto, que ya nada podía empeorar esa noche, o al menos eso pensaba.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Como siempre se encontraba solo. Estar con gente a su al redor era molesto, por eso Hiashi Hyuuga siempre había sido un hombre de respeto.

-¿Estás bien papá?

-Ya te he dicho que debes tocar antes de entrar Hanabi, se te hace costumbre – Regañó el Hyuuga sentado en un imponente sillón aterciopelado.

-Solo quería saber como estabas, después de hablar con mi hermana… dime algo ¿Te convenció?

-Tú sabes que yo no voy a tomar ningún tratamiento, ahora vete y déjame solo – Dijo fríamente Hiashi. Hanabi sólo suspiró y salió del cuarto tristemente, de verdad no quería perder a su padre, aunque fuese un hombre tan frío.

-No lo logró… Hinata… - La chica sólo suspiró mientras que Hiashi recordaba la visita de ésta tarde.

//////Flash Back//////

-Padre… ¿Por qué? – Preguntó Hinata con sus ojos llenos de lágrimas. Llevaban un buen rato hablando sobre lo del tratamiento, pero la conversación se fue por otros rumbos.

-¿Por qué que? – Preguntó fríamente y sin mirarla a los ojos.

-¿Por qué… por que me odias tanto? ¿Por qué no me has perdonado a pesar de estos siete años? ¿Por qué no me miras a los ojos?

-Porque… - Hiashi volvió a desviar su mirada – Te pareces a ella…

-¿Eh? – Hinata se quedó con los ojos muy abiertos y de su boca no salió más ningún sonido. Sabía quien era ella, su madre… por eso él la odiaba, todavía la culpaba por la muerte de su madre. La joven no pudo más y se fue corriendo del cuarto.

Hiashi sólo se quedó ahí, sin hacer nada.


//////Fin Flash Back//////

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Hinata… mira… yo, Naruto Uzumaki… - Balbuceaba el ebrio rubio mientras Hinata trataba de poner la llave en la puerta. Le había costado un mundo meterlo en su auto, más aun sacarlo y subirlo por las escaleras pues el elevador estaba descompuesto, pero lo peor vendría después.

Cuando finalmente pudo abrir, no se preocupó de encender las luces, sino que llevó a Naruto de inmediato al baño. Una vez allí puso su cabeza bajo el agua helada para ver si así reaccionaba, y pareció hacerlo pues temblaba de frío.

-Está fría – Murmuró.

-Eso te pasa por embriagarte Naruto, te lo advertí – Dijo retirando la cabellera rubia de la ducha y cerrando el grifo – Te llevaré a tu cuarto, ven.

La chica llegó hasta el cuarto y como la vez anterior, no se preocupó de encender la luz, sólo abrió la puerta de golpe para que ambos pudieran pasar. Una vez en la habitación de Naruto se dispuso a dejarlo tendido sobre la cama, iba a soltarlo sobre la misma, pero… algo salió mal (por así decirlo), Naruto no la soltó, se aferró a su cintura haciendo que ella cayera bajo él en la cama.

Por un momento Hinata creyó que había sido algo accidental, pero pudo comprobar que no cuando trató de levantarse y Naruto se lo impidió, él la había arrojado a propósito.

-N-Naruto ¿Qué haces? – Preguntó con las mejillas encendidas cuando los ojos azules del rubio se clavaron en los suyos.

-Shhh – La cayó poniendo su dedo índice sobre los fríos labios de la chica
– Estás temblando… - Le susurró en la comisura de los labios - ¿Tienes frío o estás nerviosa?

Las gotas de agua del cabello de Naruto –que aun seguía mojado- caían sobre el rostro de Hinata y la mano izquierda de Naruto comenzó a acariciar desde el contorno de sus labios, hasta sus mejillas, su frente, su cabello, mientras que la otra subía desde su rodilla a su muslo. Todo su cuerpo se tensó ¿Qué estaba pasando? Podía sentir la respiración de Naruto sobre su rostro, sus labios bajando hasta encontrarse con su cuello desnudo, sus manos recorriendo su cuerpo ¡Esto tenía que ser un sueño! Pero un sueño tan hermoso que no quería despertar jamás.

-N-Naruto-kun… - Susurró nerviosa al sentir la respiración del rubio de nuevo sobre su rostro. Hubiera dado todo por que ese momento durara para siempre, o se repitiera mil veces, todo. Pero más hubiera dado por no dejar de sentir los labios de Naruto sobre los suyos. Sus ojos se abrieron con la sorpresa, Naruto la estaba besando, por primera vez podía sentirlo, besarlo, abrazarlo. Quería ser suya a toda costa, no importaba nada ya. Sentir la lengua de Naruto entrar en su boca sólo hizo que quisiese más, no podía soportarlo, le faltaba el aire, sus ojos se cerraban lentamente, hasta que Naruto se separó de ella, lentamente, con los ojos entrecerrados.

Hinata estaba ahí, sintiéndose tan indefensa ante cualquier caricia suya, ante cada suspiro, cada beso, pero él lo tenía que arruinar, tenía que romperle el corazón una vez más.

-Sakura-chan…

-¿Saku… ra? – Ahora lo comprendía, toda esa pasión, aquel beso, esas caricias, todo era dirigido a otra persona con la cual sólo había sido confundida por mera casualidad. Era otra mujer la dueña de los pensamientos de Naruto, de su corazón, de su cuerpo, de todo su ser.

Las lágrimas no tardaron en salir de sus ojos. Ya no quería estar ahí, así que apartó a Naruto de un empujón y se fue corriendo a su departamento. Cerró fuertemente la puerta y se encerró en su cuarto llorando a mares, no podía soportarlo más, sentía como algo dentro de ella se había hecho pedazos con sólo oírse llamada como otra persona, sentía como Naruto había tomado su corazón e hizo lo que quiso con él, lo rompió por completo, dejándola vacía.

-Soy una estúpida… - Lloraba tirada en la cama - ¿Cómo pude creer que él iba a quererme? Estaba borracho, era obvio que no iba a hacer todo eso por su voluntad – Tocó sus labios – Y aún así… te siento aquí Naruto-kun… ¿Por qué?


Mientras tanto Naruto seguía balbuceando cosas por lo ebrio que se encontraba en ese momento y ni cuenta se dio cuando Hinata había salido corriendo.

-Sakura-chan… ya no… te quiero… quiero a Hinata… - Con estas palabras finalizó su noche cayendo dormido completamente, sin saber que había hecho pedazos el corazón de Hinata.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

En un antro de mala muerte un grupo de personas de vestimenta oscura bebía mientras jugaba una partida de póker. Varias mujeres con vestimenta ligera pasaban tras ellos con tragos y esas cosas mientras los cinco sujetos seguían en lo suyo sin prestarles mucha atención.

-Gané – Dijo un tipo con medio rostro cubierto.

-¡Ja! ¡Tú siempre haces trampa puto Kakuzu! – Gritó un tipo con el cabello peinado hacia atrás y un rosario colgando del cuello. A simple vista parecía muy normal si no fuera porque en ese momento sacó un revolver y lo apuntó al otro sujeto.

-Oye, cálmate Hidan – Lo calmó el chico rubio – Además tú fuiste quien hizo trampa, no deberías sacar ese revólver por todos lados.

-Bah, sólo hice un poquito de trampa – Dijo Hidan guardando su arma sin mirar al que lo calmó.

-Oye Deidara ¿Al fin que hiciste con la tipa del teatro?

-¿Qué no viste las noticias Sasori? Esa perra me iba a traicionar, hasta tenía otro novio, por supuesto que la maté, aunque ese Uzumaki estaba ahí, por poco y me descubre.

-Me sorprende que un tipo como el Uzumaki te ponga en esos aprietos Deidara – Dijo Sasori con una sonrisa arrogante.

-¿Qué has dicho? – Deidara se subió sobre la mesa y sacó una navaja la cual puso justo al lado del cuello de Sasori mirándolo con expresión asesina en el rostro – Repite eso bastardo.

-¿Oye quien es el que pierde los estribos? – Habló Hidan con fastidio, luego volteó a ver a otra persona - ¿Y tú por qué tan callado Itachi?

-Por nada… juguemos otra partida – Dijo mientras veía a Deidara y Sasori ahorcarse mutuamente – Y dejemos solos a ese par de idiotas.

-Voy a volver a ganar – Dijo Kakuzu.

-Con trampa quien no – Dijo Hidan.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Cielos… - Suspiró Sakura mientras salía de la ducha con una toalla cubriendo su cuerpo y otra en su cabello. Estaba confundida, no sabía que había sido esa escena con Sai hoy en la tarde y además le intrigaba un poco esa sorpresa que según él tenía.
Se sentó frente al televisor y vio que en las noticias pasaban el caso de la muerte en el teatro, ahora si que nadie iba a querer hacer esa obra jamás.

-Esa chica… no era tan pobre como parecía, en los informes que yo misma reuní pude ver como había cometido algunos crímenes junto a los Akatsuki, bueno… espero que descanse en paz después de todo, al final nadie se merece morir así – Apagó la tele con el control remoto y fue cuando su teléfono celular sonó. Se sorprendió al ver que la llamada era de Sai y contestó de inmediato.

-¿Bueno?

-Hey, Sakura – Dijo el chico muy animado - ¿Qué tal ya te has acostado?

-No, pero estaba a punto de hacerlo ¿Qué sucede? – Preguntó confundida.

-Mira por la ventana de tu casa.

-¿Eh? – Sakura le hizo caso y se acercó a su ventana. Ella vivía sola en una casa de dos pisos, la verdad no era la gran cosa pero se sentía cómoda ahí, y como sus padres habían muerto hace mucho tiempo durante un asalto al banco, no tenía a nadie más. Al mirar por la ventana, hacia abajo, notó a Sai quien traía un ramo de flores amarillas en sus manos y sonreía como un idiota - ¿Pero que es esto?

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Hoy como todas las noches, cenaba solo. Desde la muerte de sus padres no había querido confiar en nadie, porque cuando confió en él, en su hermano mayor, él los asesinó a ambos. Así es, el hermano mayor de Sasuke había acabado con la vida de sus dos padres cuando él era apenas un niño de nueve años. Jamás iba a poder perdonar a Itachi ¿Por qué lo había hecho? No sabía con exactitud, sólo quería encontrar a su hermano y poder decirle cara a cara cuanto lo odiaba, cuanto deseaba una explicación, cuanto anhelaba una venganza.

-Maldición ¿Hasta cuando me voy a seguir atormentando con eso? Si tan solo pudiera encontrarte y destruirte con mis propias manos, Itachi…

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-S-Sai ¿Qué significa esto? ¿Estás loco o qué? – La sorprendida pelirrosa se puso una bata y salió a recibir a su amigo, éste solo le sonrió y entró a la casa con ella.

-Son para ti – Sai le ofreció las rosas que eran de color amarillo, nunca le habían regalado rosas de ese color, sólo Naruto una que otra vez cuando trataba de conquistarla, pero eso ya no sucedía pues lo veía muy apegado a Hinata.

-Que lindas Sai – Sakura las recibió algo apenada - ¿Pero por qué te molestas?

-Bueno… he tomado una decisión en mi vida y como eres la que se ha portado mejor conmigo quise venir a agradecerte. Pregunté en la florería que flores debía regalar para agradecer a alguien que haya sido gentil conmigo y me recomendaron rosas amarillas, simbolizan agradecimiento y… - El pelinegro se comenzó a acercar a la nerviosa Sakura – Quieren decir “piensa en mi”

-¿Q-que? – Para ese entonces el rostro de Sakura ya estaba completamente rojo, no sabía si por la cercanía del chico o por la frase que le había dicho, se contuvo de lanzarse a sus brazos y simplemente sonrió - ¿Y cual es tu decisión? – Preguntó para zafarse de la embarazosa situación.

-He decidido regresar a ser policía – Dijo sonriendo y retomando su posición lejos de Sakura – En parte te lo debo a ti porque siempre me has ayudado y apoyado en todo, aunque yo soy un poco torpe con las mujeres.

-Ah, ya veo, pues me alegra mucho – Sakura también sonrió, entonces se sintió muy a gusto con Sai.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

La noche por fin acabó. Fue una larga y fatídica noche para Hinata, quien aun no podía creer lo que le había pasado con Naruto. Se sentía como un alma en pena, ahí, tirada en la cama, con el rostro húmedo de tanto llorar, los párpados rojos he hinchados y la garganta reseca. No había dormido más de dos horas y ya debía irse al trabajo, e inevitablemente tendría que verlo ¿Oh Dios por qué tenían que trabajar juntos? ¿Por qué tenía que haberse enamorado como una niña de ese hombre que no la amaba? ¿Por qué tenía que haberle roto el corazón tan duramente?

Beep… Beep…

-No puede ser – Masculló rendida – Ese estúpido despertador – Se puso de boca arriba en la cama, sin levantarse, tenía mucho sueño pero el despertador no la dejaba dormir. Si, iba a llamar al trabajo para avisar que no se sentía bien y no podría ir hoy, eso era mejor que tener que mirar a esos ojos azules que la hipnotizaban – Eso será lo mejor…

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Rayos… mi cabeza. Siento que un tren pasó sobre mí – Decía con pesadez el rubio mientras se levantaba de la cama con calma. Le dolía la cabeza de la peor forma, como si tuviera mil martillos golpeando dentro de ella, definitivamente no volvería a beber así de nuevo - ¿Cómo llegué aquí? – Se preguntó de pronto, lo último que recordaba era que estaba en el bar gritándole en la cara a un tipo que jamás había visto en su vida y luego de eso ya nada, todo era negro, hasta que una imagen que vino de pronto lo dejó desconcertado. Hinata sobre su cama, debajo de él, con su rostro sonrojado, tan frágil y tan bella - ¿Pero que fue lo que hice?

-------

¿Que pasará?
Bueno, espero que les haya gustado, por fin pasa algo entre estos dos xD, pero van a suceder todavía más cosas, ya verán.
Bueno, nos leemos ^^
Bye.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 13 2010, 16:35

SELENE QUE ESTUVO.


POBRE HINATA LE PASAN MUCHAS COSAS MALAS

VAYA NARUTO SI LA QUIERE PERO HINATA NO LO SABE, POBRECITA

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Mar Jun 15 2010, 06:47

inu dijo:
Citación :
POBRE HINATA LE PASAN MUCHAS COSAS MALAS

si quien le haga una cosa mala lo violare puteare xD

a una mujer no tenian que hacerle nada malo

Citación :
VAYA NARUTO SI LA QUIERE PERO HINATA NO LO SABE, POBRECITA

entonces porque dijo sakura??

su corazon a sufrido mucho...

hasta podria llegar a suicidarse volverse akatsuki

o peor....












































cambiar de profesion y no volver a ver a naruto jamas!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jun 17 2010, 05:51

Hola!!!
Aquí les dejo la conti del fic, espero que les guste ^^

¿Por que Naruto dijo Sakura? Sólo lo dijo porque estaba borracho, por nada más, ah, y porque cree que ella le gusta, ya lo descubrirán ^^

-------

Lugar: aeropuerto de Konoha.

Hora: 07:30

-¡Hey Gaara! ¿Por qué demonios caminas tan rápido? ¡No estamos en una carrera!

-Calla Temari, quiero llegar pronto para verla, ya que nos pasamos toda la noche en el avión además no he comido nada y tengo muchísima hambre – Dijo Gaara malhumorado.

-Hambre, Hinata… lo tengo, hoy vas y la invitas a almorzar – Dijo Temari haciendo que su hermano se parara en seco.

-¿Cómo? ¿Así tan rápido?

-Claro, mira lo haremos de esta forma, yo la llamo y la invito, le digo que pasaremos unos días en Konoha y luego cuando sea la hora me invento algo y los dejo solos ¿No soy genial?

-Bueno… si es una buena idea pero… tengo ciertas dudas – Respondió el pelirrojo mirando a su hermana de forma reprobatoria.

-¿Dudas de que? Venga, toma esas maletas y busquemos un hotel, será lo mejor – Temari comenzó a empujar a Gaara para que avanzara y éste solo la miraba de manera seria y sin decir nada.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Así es… me duele mucho la cabeza Uchiha-san, así que por favor no me hagas ir a trabajar hoy… - Decía Hinata por teléfono sentada en el sillón de su apartamento y bebiendo un vaso de agua, la verdad aun tenía los párpados rojos y no quería presentarse así. Luego de eso colgó y dio un hondo suspiro, a pesar de todo no lo podía sacar de su cabeza, había sido tan maravilloso ese momento… tan perfecto, hasta aquello.

Se recargó en el sillón de color rojo y las lágrimas comenzaron a aflorar otra vez, no podía evitarlo, se sentía tan humillada, tan triste.

-¿Por qué Naruto-kun?

-¡Oye Hinata! – Se escuchó la voz del rubio de pronto. Hinata se sobresaltó pero se quedó ahí inmóvil, sólo podía oír los golpes de Naruto hacia la puerta - ¡Hinata, ábreme, se que estás ahí! ¡Por favor Hinata abre la puerta! ¡Hinata!

Pero ella no le pensaba abrir, no después de cómo la pisoteó la noche anterior. Solo cubrió sus oídos con sus manos y cerró sus ojos mientras la lágrimas corrían por su rostro.

-¡Hinata! ¡Ábreme por favor! – Naruto seguía golpeando, pero pasado un rato se cansó y dejó de hacerlo. Hinata abrió sus ojos y destapó sus oídos.

-Al fin se fue…

En eso la puerta se abrió de golpe y Hinata vio consternada como Naruto había roto su cerradura y se hallaba con una cara aun peor que la de ella parado en el umbral de su puerta. Entonces escondió su rostro entre sus rodillas y siguió llorando.

-¡Vete de aquí! – Gritó la chica.

-No por favor Hinata escúchame, se que anoche te hice algo horrible, te besé sin tu consentimiento, perdóname por favor – Decía Naruto ensimismado, con la cabeza baja y un tanto avergonzado por lo que había hecho.

-¿Solo me vas a pedir perdón por eso? – Preguntó la chica aun escondiendo su rostro entre las rodillas, ella no estaba así por el beso, sino por lo que dijo después.

-¿Eh? No entiendo, ¿acaso hice algo más? – Preguntó muy confundido el rubio, no sabía que su beso había molestado tanto a Hinata, se sentía algo trise por ello. Se le acercó y con sus manos tomó su mentón para obligarla a verlo a los ojos, y cuando lo hizo pudo notar el rostro de la chica y se sorprendió muchísimo de verla así – H-Hinata ¿Estuviste llorando toda la noche?

Hinata desvió su mirada soltándose del agarre del rubio, de verdad lo menos que deseaba era ver esos ojos azules que tanto amaba. Jamás pensó que su primer beso con el hombre que amaba iba a ser tan doloroso.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Sasuke suspiró mientras estaba en su oficina. Había sido llamado por Hinata avisando que no podía ir hoy y además por Naruto ¿Pero que estaba pasando hoy que todos estaban enfermos? Le dio una ligera patada al basurero que estaba junto a él y en eso alguien entró a su oficina.

-Vaya ¿Estás de mal humor?

-Sakura… y veo que tú vienes de buen humor ¿Te sucedió algo bueno?

-Pues si – Dijo la pelirrosa sonriendo y recordando la noche anterior, la visita de Sai y sus flores – Oye Sasuke, te traigo a alguien que viene de vuelta.

-¿Eh? ¿Quién? – Sasuke se quedó viendo la puerta que Sakura se acercó a abrir y ahí pudo verlo, a Sai justamente parado con su sonrisita estúpida en el rostro, como odiaba esa sonrisa.

-Hola Uchiha – Saludó el pelinegro.

-¿Qué haces aquí tú? – Preguntó el azabache fastidiado.

-Eh Sasuke no seas grosero, él viene a quedarse, espero no te importe.

-¿Así que abandonaste tus pinturitas? – Preguntó Sasuke con arrogancia.

-Si, pero hay otra cosa que no he abandonado – Mirando a Sakura. Sasuke se puso furioso, pero no dijo nada más, sólo le entregó su placa a Sai.

-Bienvenido, Sai.

-Gracias, Uchiha.

-“Las cosas se ven un poco tensas por aquí ¿Por qué será que se odian tanto?” – Pensaba la pelirrosa sin entender (N/A: Pues por ti babosa).

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Déjame en paz, por favor vete… - La voz se Hinata sonaba quebrada y a Naruto se le rompió el corazón de verla así, pero no entendía que podía haber sido tan malo para dejarla en ese estado.

-Hinata… yo… - La chica finalmente se levantó del sillón y le dio la espalda a Naruto – Por favor mírame – Naruto la tomó del brazo y la volteó quedando pegada a él. Juntó su frente con la de ella y la miró intensamente a los ojos – Si hice o dije alguna estupidez por favor perdóname, sabes que cuando me emborracho no hay quien me detenga, además no quiero verte así, me rompes el corazón.

-Sólo déjame sola, por favor Naruto – Decía la ojiperla también viéndolo a los ojos, aunque no quería hacerlo, ya que su corazón estaba latiendo fuera de control y no podría hacer nada para evitar que Naruto lo oyese.

-¡No! – Gritó muy alto el rubio – No te dejaré sola, Hinata yo… yo… no puedo vivir sin ti… - Le susurró en la comisura de los labios, tal como la otra noche, tan dulce, tan romántico ¿Era esto acaso una declaración de amor?

-N-Naruto-kun… yo… - Pero Naruto no la dejó terminar la frase, porque con sus labios la calló de inmediato, con un solo roce que se fue volviendo cada vez más intenso, un beso de verdad que si era para ella y para nadie más. A pesar de lo mal que se sentía, tuvo que corresponder ese beso, porque jamás podría negarse a los labios de Naruto, de ninguna forma. El aire le faltaba y fue cuando se tuvieron que separar, con mucho pesar porque hubieran querido seguir así.

-Perdóname Hinata, no debí hacerlo, soy un idiota – Y sin más, el rubio Salió corriendo, dejando a Hinata entre sorprendida y alegre, no sabía muy bien como sentirse, si bien o mal, si triste o feliz, pero ese beso… no había sido para Sakura, sino para ella.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-¡Ahh ¿Pero que torpeza acabo de cometer?! – Se reprochaba Naruto mientras se revolvía la rubia cabellera. Estaba afuera de su edificio y se sentía patético de solo pensar en lo que le había dicho a Hinata y en lo que había hecho después ¿Cómo se atrevió a besarla? Ahora si que ella lo iba odiar de por vida, no la podría mirar a la cara nunca más, pero… aquel beso había sido tan real, tan embriagador, tan lleno de pasión y deseo que se reprochaba aun más el querer repetir aquella sensación, aquel contacto tan suave. – Es verdad… desde que conocí a Hinata siempre había querido besarla, al menos una vez – Rió con nostalgia.

//////Flash Back//////

-Que fastidio ¿Por qué me envían a mí a dejar un recado a la nueva vecina? Ese conserje maldito me las va a pagar, ya va a ver cuando me lo encuentre – Se quejaba un rubio mientras apretaba insistentemente el botón del ascensor, pero este nunca bajaba y ya se estaba desesperando.

-¡Maldito ascensor del demonio, que siempre está descompuesto! – Gritó mientras la demás gente que estaba por ahí lo miraban asustados.

Con toda su rabia subió por las escaleras, pensaba gritarle a los cuatro vientos o a la nueva vecina que él no era ningún recadero, era un hombre respetable y no era posible que tuviera que hacer ese tipo de cosas, era el colmo.

-202, 203… 204 ¿Qué? – Naruto miró el apartamento al cual debía llevar el dichoso recado, se llenó de la cólera al notar que estaba frente al suyo – “Con razón me mandan a los mandados” – Pensó.

Golpeó la puerta una vez y nada, dos veces, y nada, la golpeó una tercera vez, ya se estaba impacientando, cuando iba a dar el cuarto golpe la puerta se abrió y se quedó boquiabierto al ver a tan hermosísima chica del otro lado. Todo lo que tenía para decir se fue por la borda mientras apreciaba sus “atributos” y se le caía la baba, pero enseguida notó como los ojos de la joven estaban enrojecidos, al parecer había llorado.

-¿Tu eres? – El rubio miró el papel que traía - ¿Hinata Hyuuga cierto?

-S-si, soy yo etto… ¿Quién eres? – La chica trató de esconder un evidente sonrojo desviando su mirada hacia el suelo, y su flequillo aprovechó de cubrir un poco sus hermosos ojos color perla, algo que Naruto jamás había visto en otra persona.

-Ah, yo, soy Naruto Uzumaki, vivo aquí en frente tuyo y me enviaron a darte este recado – Entregándole un pequeño sobre – Etto… si se te ofrece algo solo golpea aquí en frente y yo te ayudo en lo que sea, bueno… me voy – Naruto le sonrió de forma muy amistosa y alegre y la chica sonrió para corresponder el gesto, luego de eso cerró la puerta y Naruto se quedó solo en el pasillo, aun en un estado de shock – Que chica tan hermosa ¿Pero por que estaría llorando? – En eso miró su reloj de mano - ¡Ah, voy a llegar tarde a la academia!

El rubio se fue corriendo rápidamente de ahí, pero pensando en aquella chica, en esos hermosos ojos que le recordaban a la luna… y esos labios de rubí, ojalá algún día pudiera besarlos.

//////Fin Flash Back//////

-Soy un idiota, tanto tiempo tratando de disimular lo que siento y ahora tenía que salir a flote, Hinata me va a odiar y eso es lo que menos quiero – Suspiró.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Las cosas no fueron tan mal como pensaba – Decía una pelirrosa mientras ella y su amigo Sai caminaban por la calle.

-¿Tu crees? A mi me pareció que el Uchiha trató de fulminarme con la mirada, o más bien fusilarme – Decía el pelinegro con su sonrisa – Pero estuvo bien, después de todo… creo que está celoso…

-¿Celoso? No lo creo, es decir ¿Por qué iba a estarlo? El siempre me ha ignorado como mujer, no me ve más allá de una compañera de trabajo y nada más, no creo que estuviera sintiendo celos por mi, además por qué si entre tu y yo no hay nada.

-Pero quien quita esa posibilidad.

Sakura sonrió – Eres un bromista Sai.

-“No estaba bromeando” – Pensó el chico, pero prefirió guardarlo para sí. La verdad es que desde hace tiempo que estaba sintiendo cosas por la pelirrosa, pero no sabía como decirle, y durante este ultimo tiempo había habido una conexión especial entre ellos, que le había dado cierta confianza para tratar de confesarse, pero claro, Sakura lo tomaba como una broma de su parte.

-Oye Sai ¿Vamos a almorzar juntos? Ya son casi la una y me está dando hambre – Propuso Sakura con una animada sonrisa.

-Bueno.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-¿Quieres que vaya a almorzar con ustedes Temari? – Preguntaba Hinata hablando por teléfono, ya se veía mucho mejor, se había arreglado un poco y sus párpados ya no estaban rojos como antes, y es que ese beso de Naruto le había arreglado el día.

-Si, venga, mi hermano Gaara y yo estamos muy contentos de poder verte Hinata, aunque Kankuro no pudo venir porque ya sabes, alguien tiene que ocuparse del puesto de Gaara, y como él no me dejó hacerlo tuve que venir con él.

-Em, si ¿Pero que clase de asuntos urgentes tenían que arreglar aquí en Konoha para venir de forma tan repentina?

-Bueno… -Temari se oía algo nerviosa – Eh son cosas de Gaara, a mi no me preguntes ¿Y te vienes o no? Vamos a almorzar en el restaurante ese ¿Cómo se llama? Ichiraku o algo así.

-Ah si lo conozco, bueno iré, nos vemos ahí en media hora Temari, ah y mándale saludos a Gaara-kun de mi parte, adiós – Hinata colgó la llamada y se quedó pensando un momento. Gaara, era verdad, se suponía que él estaba enamorado de ella, pero ahora que al parecer todo iba bien con Naruto, las cosas con el pelirrojo no podían ser – Bueno, será mejor que me aliste, tengo que hacer algo con mi cara, cielos.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Temari terminó su llamada con Hinata y luego de eso miró a su hermano Gaara quien estaba sentado en una silla a su costado, vestía ropa casual, una camisa delgada de color rojo que combinaba con su cabello y unos pantalones de tela negros, sobre la camisa llevaba una chamarra negra abierta y sus zapatos también eran negros. Ambos estaban en una habitación de hotel. La chica rubia sonrió.

-Todo listo, esta es la dirección del restaurant, tú solo vas y me disculpas con ella porque… hem… me dio dolor de estómago y ya, te quedas con Hinata a solas ¿No soy genial?

-Pues tengo que admitir que sí – Dijo Gaara con una sonrisa. No podía creer que había dejado hasta su trabajo tirado por ir a conquistar a una chica, pero tenía que admitirlo, no era cualquier chica sino el amor de su vida, la chica con la cual quería estar para siempre, la única que había conquistado su frío corazón y la única con la cual quería compartir el resto de su vida.

-Bien, me voy entonces – Dijo Temari saliendo del cuarto de hotel.

-Espera ¿Qué harás mientras tanto?

-No se, esta ciudad es muy grande, voy a ver si hay algo de ropa que comprar, ya sabes que la que he usado más de dos veces ya no sirve – Respondió la rubia con una sonrisa antes de salir.

Gaara suspiró – Temari y su obsesión compulsiva por las compras… - Miró el teléfono que minutos atrás había usado su hermana – Bueno… será mejor irme a este restaurant – Mirando el papel donde estaba anotada la dirección – Ojalá tenga suerte con Hinata.

------

Bueeeeno, hasta aquí por ahora, aún falta una parte más para que acabe este capitulo, jeje, aún tengo muchas sorpresas bajo la manga, esto se irá poniendo cada vez mejor, ya verán ^^

Bueno, gracias por sus post, ahora me largo.
Bye ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jun 17 2010, 07:33

quiero que mi tobi secuestre a rena ryuugu xD alguien...

tengo una grandisima obsesion por tobi!!

siguela!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jun 17 2010, 08:02

SELENE QUE BUENA PARTE, ESTA


QUE BUENO QUE LAS COSAS MEJOREN CON HINATA Y NARUTO, PERO QUE PASARA CON GAARA

VAYA SAI TRATA DE CONQUISTAR A SAKURA Y SASUKE ESTA CELOSO

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 20 2010, 05:39

Hola!!!
Aquí les dejo la conti, gomen por la demora.

-------

-Que se joda este estúpido del capitán Kakashi – Mascullaba con rabia Tenten mientras salía de narcóticos. Una vez más la había hecho traer recaditos, estaba harta ¿Por qué todo el mundo tenía que pensar que era confiable? Le fastidiaba que todos le encargaran cosas y cuando preguntaba por que a ella le decían “porque eres confiable”. Al demonio con eso, ya estaba harta.

Caminaba por la calle mientras hablaba sola, cruzó sin darse cuenta de que la luz del semáforo estaba en rojo (N/A: aquí en mi país la gente cruza con luz verde) y de pronto escuchó una bocina a sus espaldas. Lo último que vio fue un coche negro que se dirigía hacia su persona, y después todo era negro, perdió la noción de todo a su alrededor.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Naruto iba por la calle, estaba tan pensativo que no notaba que su celular estaba sonando. Le dio un fastidio enorme contestar, pero lo hizo de todos modos.

-¿Qué sucede Sasuke?

-¿Dónde demonios estás? ¿Y como es eso que no vienes hoy?

-Mira, me duele la cabeza horrible y no quiero que me molestes por favor.

-¿Se te olvida que soy tu jefe? Que te jodan Naruto.

-Eh, déjame ser – Respondió el rubio con desgano – Me ha pasado algo horrible con Hinata y no quiero hablar ahora, por favor entiéndeme si eres mi amigo Sasuke.

-Bien, te voy a entender y a perdonar sólo por esta vez, porque te oyes realmente fatal ¿Qué diantres te pasó? No, mejor me cuentas luego, te invito a Ichiraku.

-Bueno – Le rugió el estómago – Ya tengo muchísima hambre.

-Bien, nos vemos ahí…

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Hinata llegó al lugar acordado y ahí estaba esperándola el pelirrojo, pero estaba solo, y Temari no se veía ni las luces.

-Etto, hola Gaara-kun – Saludó con una sonrisa la ojiperla.

-Hola Hinata – Gaara también sonrió – Disculpa que esté yo solo, a ultima hora Temari se sintió mal de… el estómago y no pudo venir, y me pareció una descortesía cancelarte la invitación así que vine de todas formas.

-Ah bueno… si es por eso yo entiendo, entonces vamos a comer algo, me muero de hambre.

-Si – El pelirrojo la vio entrar al restaurante, se veía un poco triste, como si algo le hubiese pasado, pero sea lo que sea él la haría olvidar aquello.

Ambos se sentaron en una mesa muy bien acomodada y Gaara pidió uno de los platos más costosos y también pasó un hombre ofreciendo rosas rojas, él enseguida compró una para Hinata.

-Gracias Gaara-kun, no imaginé que fueses tan atento – Decía Hinata pues la cita estaba resultando de ensueño ¿Cita? ¿Acaso era una cita entre ella y Gaara? Todo le resultaba tan lindo, incluso romántico, esa rosa roja… como su cabello de fuego.

-De nada Hinata, no podría comportarme de otra forma estando a tu lado, te mereces eso y mucho más – Con una sonrisa.

Hinata se sintió muy avergonzada y se sonrojó levemente, de pronto pudo oír una voz muy conocida entrando al mismo lugar donde ella estaba con Gaara, era la voz de Naruto. Se levantó rápidamente de la mesa, como asustada.

-Disculpa Gaara-kun, etto… voy al tocador – Y se fue del lugar directo al baño – “¿Voy al tocador? Que excusa más absurda Hinata, pero no quiero ver a Naruto, no quiero que me vea con Gaara-kun

-¿Eh? – El pelirrojo se quedó ahí sentado y parpadeó varias veces, fue entonces cuando vio a Naruto entrando junto a Sasuke al restaurante, pero rápidamente pasaron a otra sección del mismo sin si quiera verlo y se sentaron. Gaara estaba algo confuso ¿Hinata había huido por Naruto?

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-¿En donde rayos estoy? ¿Y por que me duele todo el cuerpo?

Tenten se despertó, estaba en un lugar donde las paredes eran completamente blancas. Se encontraba recostada sobre una camilla, si, eso tenía que ser un hospital ¿Pero como llegó ahí? Claro, la habían atropellado, con razón le dolía todo pensó.

De pronto alguien abrió la puerta y se acercó a ella. Aun llevaba puesto su uniforme de policía, se dio cuenta de ello al mirarse un poco, estaba algo morada por el golpe. La persona que entró se acercó un poco más.

-Vaya, al fin despierta, espero que no me demande señorita.

-¿Qué no lo demande? Claro que lo voy a… - En ese instante, dos orbes color perla se hicieron presentes frente a Tenten. Era un joven, un joven de cabello castaño y mirada seria, su piel era clara y era increíblemente guapo, guapísimo.

-¿Qué? ¿Me va a demandar? Pero si fue usted quien cruzó con la luz roja señorita – Aclaró el joven.

-Mi nombre es Tenten, oficial Tenten Ama para usted “Aunque sea guapo no le perdono que me haya atropellado, encima me culpa por ello ¿Pero quien se cree?

-Soy Neji Hyuuga, y de verdad siento haberla atropellado, pero la doctora dijo que no era nada grave, fue solo un topón.

-Como sea ya me voy – Tenten intentó pararse, pero todo el cuerpo le dolió al hacerlo. Neji la sostuvo con sus manos y al contacto con las mismas Tenten se sonrojó violentamente. –Suélteme ¿Pero quien se cree que es?

-Es mejor que descanse por ahora oficial Tenten – Dijo Neji con una sonrisita medio arrogante, lo que molestó mucho a la castaña quien se soltó de su agarre bruscamente y se volvió a acostar pues aun estaba algo mareada.

-Váyase, yo se me cuidar sola – Dijo la chica molesta.

-Bien, como quiera – Neji salió del cuarto con una sonrisa, nunca había conocido a alguien así, normalmente las chicas cuando lo conocían caían rendidas a sus pies, y aunque las hubiese atropellado ellas estarían contentas, pero esta chica era diferente, además de ser muy linda a su manera - ¿Pero en que tonterías estás pensando Neji Hyuuga? Será mejor regresar a la empresa.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-Ah si, Sakura-chan no ha tenido tiempo de comentarme nada porque no nos hemos visto, pero el caso del teatro me sigue perturbando la cabeza.

-Si, es que Sakura pasa demasiado tiempo con ese Sai, es un idiota, no se como Sakura no se da cuenta de ello – Decía Sasuke bastante molesto. Él y Naruto estaba en Ichiraku almorzando mientras platicaban.

-Oye, eso me suena a que tienes celos Sasuke, vaya Sasuke Uchiha celoso, eso si es de verse pocas veces – Reía Naruto.

-Cállate, como si un hombre como yo pudiera sentir celos por alguien como Sai – Vociferó el azabache fastidiado.

-Bien, bien, como tú digas, solo era un inocente comentario.

-Y en todo caso otro debería ser el celoso ¿No estabas tan enamorado de Sakura? – Sasuke le dio un pequeño sorbo a su vaso.

-No, de eso te quería hablar, creo que me estoy enamorando de Hinata – Sasuke escupió todo lo que se había bebido sobre la cara de Naruto - ¡¿Qué rayos crees que haces?!

-Lo siento es que… me sorprendes Naruto.

El rubio se puso de pie – Voy al baño, ya vuelvo teme.

-Si, como digas, date prisa.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Hinata estaba frente al espejo tratando de darse ánimos por si veía a Naruto, luego de eso decidió salir y afuera chocó contra el pecho de una persona.

-Lo siento – Se disculpó apenada.

-¿Hinata?

Hinata levantó su vista y sus ojos se clavaron en unos ojos azules como el mismo cielo.

-¿N-Naruto que haces aquí?

-Vine a almorzar con Sasuke ¿Y tú? – El rubio se acercó a la chica tomándola desprevenida y la tomó por la cintura. Sin duda su aspecto era mucho mejor que el de esta mañana, se veía hermosa con un vestido blanco y unas sandalias negras, su cabello suelto y liso, podía ser acariciado por el viento en cualquier momento, ella era perfecta, tal y como siempre había soñado al amor de su vida, un ángel caído del cielo y él un ciervo cegado por su luz.

-¿Naruto que haces? – Hinata trató de zafarse, pero le resultaba imposible, al ver como Naruto entrecerraba sus azules ojos y se le acercaba, que estaba a centímetros de sus labios, ella comenzó a hacer lo mismo. Quería besarlo, sentir sus labios dulces otra vez, que fueran suyos para siempre.

-¡Hinata! – Se oyó como la llamaban y al instante ambos se separaron, estaban nerviosos, pero más que todo se sentían frustrados – Hinata que bueno, pensé que te había pasado algo – Dijo Gaara al llegar junto a ellos - ¿Eh? Ah hola Naruto.

-¿Gaara? ¿Qué haces aquí? – Preguntó Naruto parpadeando.

-Vine a Konoha a arreglar unos asuntos y me quedaré unos días ¿Cómo has estado Naruto?

-Bien – Respondió Naruto mirando a Hinata y esta se sonrojó de inmediato.

-Que bien, bueno Hinata, sigamos con nuestra cita – El pelirrojo tomó la mano de la chica y se la llevó con él – Nos vemos Naruto – Se alejó.

Pero Naruto no dijo nada, más bien se había quedado en shock ¿Una cita? ¿Gaara y Hinata? Eso no podía ser verdad ¿O si?

-Hinata… ¿Estás con Gaara? ¿A pesar de lo que pasó entre tú y yo? No puede ser…

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-Cielos, cuantas cosas que comprar, que lindura, todo está genial – Decía Temari pegada a una vitrina en el centro de Konoha. Ya llevaba al menos cinco bolsas consigo y aun quería seguir comprando más, de verdad tenía una obsesión.

Después de salir de esa tienda con una sexta y séptima bolsa, caminó sin rumbo mirando a la gente, había chicos muy guapos en Konoha. Se distrajo viendo a un tipo que estaba del otro lado de la calle y chocó con alguien cayéndose todas sus bolsas al piso, y además ella misma cayó sentada y se golpeó muy fuerte.

-¡Auch! ¿Pero quien ha sido el idiota?

-Que problemático – Se oyó decir a un tipo. La chica levantó su vista y vio a un sujeto entre serio y no, andaba vestido de traje pero llevaba una coleta desordenada y parecía no prestar mucha atención a su alrededor.

-Oye tú – Lo apuntó la chica - ¿No piensas ayudarme o que?

-¿Yo? No, eso es demasiado problemático, yo me voy – El joven comenzó a caminar y se alejó lentamente, en medio de los gritos histéricos de Temari.

-¡Oye vuelve acá! ¡Me tiras todas mis compras y encima te vas de esa manera! ¡Regresa maldito hijo de pu**!

Toda la gente volteó a ver a la chica mientras ésta lanzaba improperios al aire, pero el tipo ya se había ido, así que tomó sus bolsas como pudo y se largó del lugar sin importarle la mala impresión que había dejado.

-¿Pero quien se ha creído que es? Pero pobre de que lo vea de nuevo porque es que lo reviento a puñetazos, y encima me tira todo lo que me costó tanto tiempo comprar porque no me decidía por nada, ese tipo no se saldrá con la suya, que se joda.

Así la rubia se fue lanzando improperios mientras la gente la veía asustada, otros se reían y algunos otros solo pensaban “loca”.

Mientras Shikamaru se paró en una esquina y encendió un cigarrillo, no acostumbraba fumar mucho, pero de vez en cuando lo hacía en memoria de su novia y de Asuma, su sensei, quien fue su mentor, un abogado brillante en sus tiempos y que jamás perdió un caso, pero le estaba pisando los talones a Akatsuki, y por eso hubo que desaparecerlo como dicen los asesinos. Todavía recordaba la cara y el nombre del culpable, Hidan, él había sido el asesino de su sensei. Era demasiado haber perdido a dos personas tan queridas a manos de la misma gente, era demasiado.

Apagó el cigarrillo y lo aplastó con la suela de su zapato para apagarlo. Sonrió al recordar a tan bella mujer, esa rubia no era cualquiera, nunca la había visto, al parecer era de otro lugar, pero debía admitir que era hermosa.

-Tsk, que mujer más problemática.

Continuara…

----------

Jeje, bueno, se ha acabado el capítulo siete.
¿Pobre Naruto no? Que impresión se llevó al pensar que Hinata andaba en un cita con Gaara.
Je, pero el pelirrojo astuto lo hizo a propósito jeje, que malo es.

Por cierto ¿Les gustaría que publique otro fic? Tengo muchos xD
Escolares, empresariales, e inlcuso en el universo de Naruto ¿Que les gustaría? ^^u
Bueno, me voy, gracias por sus post.
Bye!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 20 2010, 06:21

Siguela!!!

Si pobre naruto y sasuke

Ambos sufren por amor...

Citación :
quiere que publique otros fics? Tengo escolares, en el universo de naruto, imperiales

:D has uno escolar *-* que sea sasuhina :D
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 20 2010, 07:09

Siguela!!!

Si pobre naruto y sasuke

Ambos sufren por amor...

Citación :
quiere que publique otros fics? Tengo escolares, en el universo de naruto, imperiales

:D has uno escolar *-* que sea sasuhina :D
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 20 2010, 07:29

SELENE QUE CONTI TAN


VAYA SASUKE CELOSO DE SAI Y NARUTO DE GAARA

AHORA QUE PASARA CON GAARA Y HINATA Y QUE HARA NARUTO

POBRE TENTEN, PERO AL MENOS ASI CONOCIO A NEJI

CONTINUALO PRONTO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

P.D.SIIIIIIII PUBLICA CUALQUIER FIC, NO MEJOR PUBLICA MUCHOS FICS DE LO QUE TU QUIERAS XD

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Bea
Nivel 5
Nivel 5


Femenino
Cantidad de envíos : 160
Edad : 19
Localización : riendome con mis amigas, chateando en el foro...
Fecha de inscripción : 06/05/2009

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 20 2010, 07:38

CONTI CONTI
Sasuke con sentimiento que no son de maquina?! flipante
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jun 24 2010, 08:18

Rena ryuugu escribió:
Siguela!!!

Si pobre naruto y sasuke

Ambos sufren por amor...

Citación :
quiere que publique otros fics? Tengo escolares, en el universo de naruto, imperiales

:D has uno escolar *-* que sea sasuhina :D

Lo siento Rena, pero yo no hago SasuHina, perdón pero es que lo odio. Mm, aunque algunos de mis fics si tienen, pero es sólo una de la tantas parejas que deshago en las historias.

Bueno chicas, aquí les dejo la conti ^^

----------

Capitulo 8: Una inesperada visita.


Después de salir de aquel restaurante, Naruto se sentía perdido ¿Por qué Hinata estaba con Gaara? Se lo preguntaba una y otra vez sin hallar una respuesta que fuese coherente. Estaba tan celoso que no se lo podía imaginar, jamás se pensó que iba a sentir celos por Hinata, pero ya era demasiado tarde como para dar marcha atrás a sus sentimientos, estaba irremediablemente enamorado.

-Maldición, maldición – Masculló enfadado - ¿Por qué me tenía que pasar esto? Se supone que Hinata es mi mejor amiga ¿Cómo me pude enamorar de ella? Además… se ve que ella no siente lo mismo por mi… - El rubio bajó su mirada, estaba tan triste. Se regresó caminando hasta su casa.


Por otra parte Hinata y Gaara paseaban por el parque. Él le contaba algunas cosas y la ojiperla sonreía muy alegremente con cada comentario, la compañía de Gaara era muy agradable, lo quería mucho como amigo, pero no podía compararlo con sus sentimientos hacia Naruto, a él lo amaba con locura, con pasión, con todas sus fuerzas y lo seguiría amando aunque éstas se agotaran.

-Me alegra que al final te divirtieras – Dijo Gaara.

-Si, aunque tenía ganas de ver a Temari-chan, pero ni modo si se sintió mal no la culpo.

-Eh si “Cielos, ella es tan inocente al creer que de verdad Temari está enferma, y lo peor ¿En donde andará?” – Pensó algo preocupado el pelirrojo.

-¿Sucede algo Gaara-kun?

-N-no, nada, oye… la verdad hay algo que he querido decirte, pero cuando lo escuches, no quiero que te sientas presionada ni nada, solo quiero que lo sepas.

-¿Qué es Gaara-kun? “¿Será lo que creo que es?

-Hinata tú… - En ese momento, sonó el celular de Hinata y ella al ver que se trataba de su primo contestó enseguida. Gaara se sintió algo frustrado porque lo que tenía que decir era muy importante, pero ni modo, iba a tener que esperar.

-¿Bueno? ¿Cómo? ¿Y quieres que te consiga un abogado? B-bueno, nos vemos luego Neji Onii-san.

-¿Qué pasó?

-Lo que pasa es que mi primo Neji atropelló a una oficial de policía y como ella dijo que lo iba a demandar me pidió que le consiga un abogado, además quiere que vaya al hospital a constatar a la oficial – Suspiró la ojiperla.

-¿Y que estamos esperando? Te llevo en mi auto – Dijo Gaara con una sonrisa muy cautivadora.

-Gracias Gaara-kun, eres muy amable.

-Si se trata de un familiar tuyo por mi no hay problema, yo ayudo en lo que pueda.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Sakura estaba llegando a su casa, bajaba de su auto y al llegar a la puerta se encontró con alguien a quien nunca se esperó ver, recargado en la cerca de su casa.

-¿Sasuke que haces aquí?

-¿A dónde quedó el kun? – Preguntó el azabache con una sonrisa arrogante.

-¿De que hablas? No recuerdo haberte llamado así antes – Aseguró la pelirrosa volteando a ver a otro lado, evitando el contacto de aquellos ojos negros como la noche, no quería verlos y perderse en ellos como siempre, no más.

-Eso no importa – Sasuke volvió a sonreír - ¿Cómo vas con tu nuevo novio?

-Mira, si vienes a burlarte de mi te digo qu… - Sakura ya no pudo seguir hablando porque los fuertes brazos del Uchiha la aprisionaron y sus labios fueron cruelmente callados por los de él. Si, era cruel ¿Para que hacerle sentir todo aquello si de todas formas no sentía nada por ella? Ella lo amaba, desde hace tanto tiempo, pero él jamás le hizo caso, y no solo eso, fue tan frío, sus palabras fueron siempre tan hirientes “Eres una molestia” recordaba aquellas palabras que más le habían dolido

¿Entonces por que ahora la besaba? Y de aquella forma tan apasionada, que por más que quisiese era imposible resistirse a él.

¿Por qué la había besado? Fue un impulso, un maldito impulso que lo obligó a hacerlo, se sentía estúpido ¿Ahora como se iba a excusar? Se separó de ella desviando su mirada.

-¿Por qué… lo has hecho? – Preguntó la pelirrosa entre sorprendida y confundida.

-No se, porque quería comprobar que después de todo… solo estás utilizando a ese Sai, para olvidarme – Respondió el Uchiha mirando al suelo, entonces sintió como Sakura lo empujaba y posteriormente lo cacheteaba. Se quedó asombrado ante tal acción.

-No quiero volver a verte – Dijo entre lágrimas – Tú solo piensas en que eres mejor que los demás y no te importa que hagas sufrir a los que te rodean, te crees superior, Sasuke no tienes corazón.

-No, Sakura por favor déjame explicarte las cosas yo…

-¡No quiero oírte! ¡Lárgate, déjame sola! – Después de decir esto, Sakura le dio otro empujón en el pecho y entró a su casa dando un portazo.

Sasuke se quedó ahí parado como un idiota. Sus ojos estaban abiertos como platos por lo que le había dicho Sakura, pero más, porque la había perdido por ser tan idiota, Sai se la estaba ganando, y nunca ante se había dado cuenta de que ella en verdad le gustaba.

-Pero no voy a perder, ya verás Sakura que tú serás mía…

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Me quiero largar de este hospital de una buena vez, pero me duele todo el cuerpo, aunque… aquel chico… cielos, jamás pensé ser atropellada por un papasote ¿Ah pero que estoy diciendo? Definitivamente me afectó el golpe, y mucho…

-Disculpe señorita, voy a pasar para revisarla – Se acercó una enfermera de cabellera negra y mirada amable.

-No hay problema, solo quiero salir de aquí, mi jefe me va a matar porque no volví – Dijo Tenten entre risitas, ya llevaba como cuatro horas en ese hospital y aunque era muy bien atendido, estaba muy aburrida.

-No se preocupe, sus golpes no fueron muy graves, se podrá ir mañana – Aseguró la enfermera.

-Genial – Tenten entornó los ojos – Lo que me faltaba - En eso tocaron la puerta y una mujer rubia de rostro joven y generosas proporciones entró acompañada de Hinata y Gaara.

-Tsunade-sama… - Dijo la enfermera.

-Shizune, luego revisas a la paciente, estas personas vienen a verla.

-No puede ser, Tenten-chan – Exclamó Hinata al ver a su amiga tendida en la camilla – No me digas que mi primo te atropelló a ti.

-¿Ese tipo tan arrogante es tu primo? – Preguntó Tenten. En eso notó que Hinata veía acompañada del guapo de Gaara, y le pareció muy raro ya que se suponía el vivía en Suna.

-Cielos, Tenten-chan ¿Estás bien?

-Si, pero aun no puedo creer que él sea tu primo, aunque pensándolo bien se parecen muchísimo – Dijo la castaña.

-Hinata, voy a salir un momento, te espero afuera, aun no hemos acabado nuestra conversación – Habló Gaara, luego de eso abandonó la habitación.

-Vaya Hinata, no sabía que tenías algo con el señor Gaara – Dijo Tenten con picardía – Y yo que pensé que te gustaba Naruto.

-¡Nada que ver Tenten-chan! – Gritó la sonrojada ojiperla mientras la doctora, la enfermera y la enferma reían.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Ya era hora de recibir noticias tuyas – Hablaba un hombre de aspecto extraño, su piel era muy blanca y tenía un rostro que causaba miedo.

-Perdón Orochimaru, como sabrás no me es posible abandonar muy seguido la organización.

-Sasori, Akatsuki trae muchos problemas, ustedes llaman demasiado la atención – Dijo el hombre de larga cabellera negra.

-Lo se, es culpa de Deidara, siempre queriendo explotar cosas, por cierto, aquí está lo que querías – Dijo el pelirrojo entregándole un sobre.

-Que bien, hacía falta un poco de capital, los socios de Sunagakure y de Amegakure pronto pondrán el punto de encuentro, hay que cuidarnos de Kakashi porque él sus policías nos están pisando los talones, la última vez casi nos agarran con las manos en la masa.

-Si, pero por suerte nos salvamos – El pelirrojo se puso de pie – Como sea, me voy. Orochimaru, Akatsuki confía en ti para hacer la transacción con los narcos, dependemos de ti porque este es tu territorio, pero si nos traicionas…

-Cálmate, no los voy a traicionar – Aseguró el hombre con una sonrisa.

-Eso espero, sino te las verás con él – Amenazó Sasori.

-Si, lo se muy bien…

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Naruto se dejó caer sobre el sillón, menudo día que había tenido, primero se despertó con una enorme resaca y recordando la estupidez que había cometido el día anterior, después cometía una peor, y para terminar, Hinata estaba en una cita con Gaara ¿Por qué con él? En ese momento recordó el sueño que había tenido mientras estaba en el teatro ¿Acaso el sueño se cumpliría?

-No, no, no, no puede ser verdad, ya Naruto fue sólo un sueño, ni que los sueños se volvieran realidad así como así, claro que no – Tomó el control remoto y encendió la tele, estaban pasando un programa de farándula de esos tan famosos.

-¿A que no sabes quien ha venido a Konoha? – Preguntaba el animador de dicho programa a su co-animadora.

-Pues no ¿Quién?

-El famoso escritor de la tan exitosa saga de libros Icha-Icha, dicen que va a estar firmando los libros en la recepción del hotel Konoha esta noche.

-Que buena noticia, eso quiere decir que podré pedirle que firme mi libro.

-Claro, yo también iré.


-No puedo creerlo, ese viejo pervertido regresó, yo pensé que ya no volvía más aquí – Decía entre risas el rubio, en eso sintió que sonaba el timbre de su departamento - ¿Quién será? No creo que sea Sasuke porque ya me dio el día libre.

---------

Bueno, hasta aquí se queda por ahora. Gracias por sus post.
Por cierto, los fics que les mencioné son los que ya tengo escritos, por eso les pregunté cual les gustaría, aunque, podría ponerlos todos, no tengo problema jeje ¿Así que que dicen?

Aquí les dejo más o menos de que van:

Amores de Secundaria: Es un fic escolar que tiene como protagonistas a Naruto y a Hinata, y tiene mucho de otras parejas, como SasuSaku, GaaMatsu, NejiTen, etc. Tiene segunda temporada y estoy trabajando en ella.

El Error de Amarte: Es un fic donde todos los chicos son empresarios, como protagonistas también están Naruto y Hinata, pero debido a un mal entendido ellos se han separado y seis años después se reencuentran, Hinata está casada con Sasuke y tiene una hija, la cual en realidad es de Naruto. Este tiene de las otras parejas también, por supuesto (es uno de mis mejores fics)

Teenage Days: También es escolar, como protagoniastas están Sasuke y Sakura, quienes debido a las circunstancias terminan odiándose mutuamente, peleando cada vez que se ven. Sakura tiene un trauma en su pasado que le impide enamorarse, pero gracias a Sasuke eso cambiará. Obvio que contiene NaruHina, GaaMatsu y demás parejas.

Mi Tercera Cita: Este es un fic GaaMatsu, de sólo diez capítulos y un epílogo, el cual relata la historia de una chica que después de romper un espejo, se vio rodeada de mala suerte, pues todos los chicos con los que salía la dejaban después de la tercera cita, pero eso cambia al conocer a Gaara, un auténtico vividor que en realidad no es lo que parece.

------

Tengo más, pero eso les doy a elegir por ahora. Si quieren todos, pues ni modo xD.
Bye ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jun 24 2010, 10:39

SELENE QUE CAP. TAN


POBRE NARUTO, PERO ESO LE PASA POR BAKA IGUAL A SASUKE, LOS DOS SON UNOS BAKAS

VAYA QUE PLANEARA AKATSUKI, ESPERO QUE LOS CHICOS PUEDAN ATRAPARLOS

CADA VEZ SE PONE MEJOR LA HISTORIA XD

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

P.D. SI TIENES MUCHOS FICS PUES PUBLICALOS!!!!!!!!!!!!!!
YO LOS LEERE TODITOS XD
DE SEGURO SON MUY BUENOS ASI QUE PUBLICALOS!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 27 2010, 15:50

Hola, gomen por la tardanza, aquí la conti, y ya decidí cual fic voy a poner, todos xDDD.
-------

Naruto se dirigió a abrir la puerta, se quedó sorprendido al notar a la persona que estaba del otro lado.

-¿Tu?

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Hinata salía de la habitación en donde estaba Tenten, la castaña había accedido a no demandar a Neji, la verdad sólo lo había dicho porque en ese momento tenía mucha rabia, pero no hablaba en serio sobre hacerlo. Como fuese Hinata aun estaba un poco ruborizada por la vergüenza que pasó, dejó a Tenten pensando que entre ella y Gaara había una relación, pero eso no podía ser, Gaara era solo su amigo.

-¿Qué sucedió Hinata? – Preguntó el pelirrojo al verla salir.

-Nada, decidió no hacer la demanda, ya podemos irnos Gaara-kun.

-Bueno, entonces vamos, ya se está haciendo de noche y mañana tengo muchas cosas que hacer, ah por cierto ¿Quieres cenar conmigo mañana?

-¿Eh? P-pues… ¿Por qué no? – La ojiperla se sonrojó un poco al ver la mirada de Gaara, él siempre era tan serio con los demás, pero con ella era tan diferente, era un chico encantador, cualquiera se podría enamorar de él, cualquiera menos ella. – Bueno, vámonos.

-Si – El pelirrojo le dedicó una sonrisa y luego de eso bajaron hasta el estacionamiento. El día de hoy no había podido confesarse, pero ya lo haría mañana, después de todo aun le quedaba tiempo.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Sakura estaba tirada en la cama, llorando desconsolada. ¿Cómo podía ser tan estúpida? ¿Por qué tenía que amar a ese tipo tan cruel? Debería haberlo olvidado hace mucho tiempo, desde el primer momento en que él la rechazó, pero no pudo hacerlo, y se lo reprochaba mil veces.

-Ya no quiero amarte Sasuke, pero no se como sacarte de mi corazón, no lo se – Sakura seguía llorando, hasta que sintió el sonido de su celular que estaba sobre el velador, junto a su cama. Se limpió un poco las lágrimas y lo cogió para ver que era. Una sonrisa se dibujó en sus labios. – Sai…

Le había llegado un mensaje de Sai, el cual le hizo sentir mucho mejor, de verdad ese chico era todo un caso, siempre le levantaba el ánimo.
Dejó el celular sobre el velador y se acomodó boca abajo sobre la cama, cubierta por un edredón rosa, luego cerró sus ojos.

Piensa en mi, como yo pienso en ti…

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Hola Naruto ¿Así es como recibes a tu adorado padrino? ¿Diciéndole tú? – Habló un hombre ya de edad madura, con el cabello largo y blanco. Usaba un traje muy fino de color café oscuro.

-¿Qué quieres viejo pervertido? ¿No deberías estar en el hotel Konoha firmando autógrafos? – Le preguntó el rubio arqueando una ceja.

-Shhh – Le dijo el famoso escritor de libros, Jiraiya – He venido porque alguien me quiere matar, y recordé que mi querido ahijado es policía, por eso vine a verte – Contaba el hombre en voz baja y como diciéndole un chisme a Naruto en el oído, el cual asentía con cada palabra. - ¿Entiendes?

-Si, pero… - El rubio se alejó de él y lo miró con indiferencia. – Eso a mi no me importa, así que vete por donde viniste.

-¡¿Qué?! – La reacción de Jiraiya fue ponerse blanco como el papel y tieso como una estatua. Luego lloraba como si sus ojos fuesen dos cascadas. – No creí que fueses tan cruel Naruto, te digo que quieren asesinarme y tú solo me dices que me vaya.

-Es porque de seguro se trata de una mujer a la cual acosaste – Le dijo Naruto fríamente.

Jiraiya se puso rígido, definitivamente había sido descubierto, Naruto lo conocía muy bien.

-Lo sabía. – Dijo el rubio de la misma forma, aquel viejo era un pervertido, como lo eran todas las obras que él escribía. En ese momento oyó el sonido de risas que se iban acercando, y entre ellas reconoció la voz de Hinata. – “¿Esa es Hinata? Ay no, está llegando ¿Qué hago? ¿Y por que estoy tan nervioso?” – Se preguntaba mirando para todos lados como si lo estuviesen vigilando.

-Eres un desconsiderado Naruto – Lloraba el hombre peliblanco.

-Cállate viejo pervertido – Naruto lo tomó por el cuello de la camisa y lo hizo entrar a su casa. Entrecerró la puerta para poder oír y ver lo que sucedía afuera. Ambos se situaron junto a la hendidura de la puerta.

-¿Qué sucede Naruto?

-Shhh, tú solo cállate y déjame observar. – Le dijo el rubio volviendo a mirar, en ese momento fue cuando vio a Hinata, venía sonriendo, y detrás de ella venía Gaara. Ambos parecían estarla pasando muy bien y eso ponía furibundo al rubio, que no soportaba verlos juntos, es más, lo odiaba.

-Oye Naruto – Susurró el viejo - ¿Quién ese esa belleza de chica? – Mirándola pervertidamente.

-Te dije que te callaras – El joven rubio le acertó un golpe en la cabeza a su padrino – Además no hables así de ella, viejo pervertido.

-Deja de llamarme así, además tenme respeto y no me pegues que soy mayor que tú – Dijo el hombre sobándose el chichón que le había quedado tras el golpe.

-Pues no lo pareces, y cállate que no oigo nada. – Naruto volvió a poner su atención en el pasillo. Gaara y Hinata estaban justo delante de la puerta del departamento de ella, hablando sobre lo que habían hecho durante el día.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Tenten, quien seguía en el hospital, estaba viendo un programa en la tele, no se podía ni mover por lo que se sentía muy incómoda.

-Esto es un asco. – Apagó el televisor con el control remoto, y cerró los ojos. – Me pregunto… ¿Qué estará haciendo ese tipo?

//////Flash Back//////

-Vaya, al fin despierta, espero que no me demande señorita.

-¿Qué no lo demande? Claro que lo voy a… - En ese instante, dos orbes color perla se hicieron presentes frente a Tenten. Era un joven, un joven de cabello castaño y mirada seria, su piel era clara y era increíblemente guapo, guapísimo.

-¿Qué? ¿Me va a demandar? Pero si fue usted quien cruzó con la luz roja señorita – Aclaró el joven.

-Mi nombre es Tenten, oficial Tenten Ama para usted “Aunque sea guapo no le perdono que me haya atropellado, encima me culpa por ello ¿Pero quien se cree?”

-Soy Neji Hyuuga, y de verdad siento haberla atropellado, pero la doctora dijo que no era nada grave, fue solo un topón.

-Como sea ya me voy – Tenten intentó pararse, pero todo el cuerpo le dolió al hacerlo. Neji la sostuvo con sus manos y al contacto con las mismas Tenten se sonrojó violentamente. –Suélteme ¿Pero quien se cree que es?

-Es mejor que descanse por ahora oficial Tenten – Dijo Neji con una sonrisita medio arrogante, lo que molestó mucho a la castaña quien se soltó de su agarre bruscamente y se volvió a acostar pues aun estaba algo mareada.

-Váyase, yo se me cuidar sola – Dijo la chica molesta.

-Bien, como quiera – Neji salió del cuarto con una sonrisa.


//////Fin Flash Back//////

-Ese tipo, tan idiota… - Hizo una pausa y luego suspiró. – Creo que esto lo llaman amor a primera vista, no he dejado de pensar en él, que torpe que soy.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Me alegra que Tenten-chan no vaya a demandar a mi primo, me preocupé mucho cuando él me pidió que le consiga un abogado. – Dijo Hinata sonriendo tiernamente. Gaara se le quedó viendo con cara de tonto.

-Eh… s-si. – Dijo el pelirrojo desviando su mirada. A Naruto le hervía prácticamente la sangre al ver esta escena, deseaba interrumpirla, pero eso sería demasiado estúpido de su parte. Oprimió fuertemente su mano derecha, mientras Jiraiya lo miraba pensativo y algo intrigado.

-“Ah ya veo, así que a Naruto le gusta esa linda chica, jejeje, quien lo diría, este mocoso tiene buen gusto” – Pensó.

-Etto… Gaara-kun. – Habló Hinata con cierta timidez, lo que derritió por completo al pelirrojo y también al rubio.

-¿Si? ¿Qué sucede? – Preguntó éste mirándola a los ojos fijamente, notó como ella se sonrojó un poco y no pudo seguir sosteniendo la mirada. Se sintió triunfante al saber lo que provocaba en ella, tal vez no todo estaba perdido y aun podía ganarle a Naruto.

-La pasé muy bien contigo, fue muy divertido – Le confesó la ojiperla.

-Si… yo también. – Dijo Gaara. – Entonces… ¿A que hora paso por ti mañana? – Preguntó mirando al suelo. Naruto aun estando escondido tras la puerta, se sentía horriblemente celoso ¿Cómo es que iban a volver a salir juntos?

-¿Te parece bien a las ocho? – Le respondió Hinata con una sonrisa.
-Muy bien. – El pelirrojo también sonrió y se le acercó para darle un beso en la mejilla.

El rubio se alejó de la puerta con cautela y se sentó sobre el sillón en posición fetal y dando la espalda a la puerta.

-Demonios… - Se dijo totalmente deprimido.

-Oye Naruto ¿No vas a seguir viendo? – Decía Jiraiya aun viendo tras la puerta. A Naruto sólo le aparecieron unas rayas azules sobre la cabeza, señal de que estaba enormemente desanimado.

-Aléjate de la puerta, es de mala educación espiar a los demás. – Respondió cabizbajo.

-“¿Y que es lo que hacías hace un momento?” – El viejo arqueó una ceja, pero no tomó en cuenta lo que le dijo Naruto y siguió espiando.


-Hasta mañana Hinata, que duermas bien – Gaara estaba tan cerca de ella, que podía sentir su respiración sobre él, la tomó por los hombros, y sentía que sus latidos se aceleraban.

Hinata estaba igual, pero más que nada por la sorpresa de que Gaara hiciese eso, la tenía prácticamente acorralada. Él bajó sus manos hasta la cintura de ella y lentamente se acercó a sus labios.

-G-Gaara-kun…

-Hinata, perdóname por lo que voy a hacer. – Le susurró el pelirrojo.

-¿Por lo que vas a…? – La ojiperla ya no pudo seguir hablando cuando fue interrumpida por los labios de Gaara, que ahora la estaba besando. Se sintió tan sorprendida que se quedó inmóvil, sin hacer nada, hasta que él se separó de ella. Le dedicó una sonrisa y se alejó dejándola aun paralizada y sin poder creer lo que había pasado.

-Oh por Dios – Dijo Jiraiya – Naruto, te has perdido la mejor parte – Decía agitando su mano tras su espalda para captar la atención del rubio, pero él no lo podía ver.

-¿De que hablas viejo? – Preguntó con desgano.

-El chico pelirrojo ha besado a la bella chica y luego se fue. – Al decir esto, el viejo cerró la puerta y se acercó a Naruto quien ya no estaba en posición fetal, sino que se había levantado de golpe al oír que Gaara había besado a Hinata.

-¡¿Qué dices?! – Gritó.

-¿Qué estás sordo o que?

-¿D-donde la besó? ¿En donde? ¡¿En donde?! – Gritaba desesperado y zamarreando a su padrino.

-¡Cálmate! – Le gritó el peliblanco - ¡¿Pues en donde más?! ¡Obvio que en la boca idiota!

-N-no… no puede ser. – Naruto se agarró la cabeza emitiendo una sonrisa fingida. Hinata, su Hinata y Gaara se habían besado ¿Por qué Hinata le hacía esto?

Se dejó caer sobre el sillón ensimismado, estaba lleno de dolor y tristeza.

-“Vaya, parece que en verdad está enamorado” – Pensó Jiraiya.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-No puede ser, no puede ser… - Se decía Hinata a sí misma. Estaba dentro de su apartamento, apoyada en la puerta de su casa, con el corazón latiéndole muy fuerte y rápido, aun no podía creer que Gaara la había besado, si lo hubiese visto Naruto lo más seguro es que en estos momentos la estaría odiando.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-¡Ah! No puedo creer la estupidez que he cometido. – Se reprochó Gaara revolviendo su roja cabellera entre sus dedos. – Que estúpido soy ¿Qué le voy a decir ahora? Pero no pude resistirme.
En eso su celular comenzó a sonar, era Temari, que por fin daba señales de vida.
-------

Bueno, hasta aquí se queda esta parte ¿Que creen que pase? Tendrán que esperar para ver ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jun 27 2010, 16:18

SELENE QUE CONTI TAN


PERO AHORA QUE HARA NARUTO Y SASUKE

VAYA GAARA REALMENTE A DE QUERER A HINATA, PERO ELLA QUIERE A NARUTO

SE ESTA PONIENDO INTERESANTE LA HISTORIA XDDDD

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jul 01 2010, 04:54

Hola!!!
Vengo repertiendo contis, porque trataré de actualizar más seguido xD.

---------

-¿Viejo que voy a hacer si Hinata… si Hinata quiere a Gaara?

-Tranquilízate Naruto – Le respondió Jiraiya sentándose junto a él en el sillón – Dime algo… ¿Estás enamorado de esa chica?

-Y-yo… si, si lo estoy – Respondió el rubio con una expresión muy seria en su rostro, aunque se sentía morir después de saber que Gaara había besado a Hinata.

-Entonces… ¡Levántate de una vez y ve por ella idiota! – Le gritó el peli blanco mientras lo empujaba prácticamente del sillón y Naruto caía de cara al suelo.

-¡No es tan fácil como lo pintas! – Gritó luego de pararse y tomando su rostro entre sus manos, el cual estaba muy rojo por el golpe – Hinata es mi mejor amiga… no quiero hacerle eso, si ella no siente nada por mi nuestra amistad se arruinará.

-Bueno… eso ya entra a complicar las cosas… por cierto, te traje algo.

-¿Qué cosa? – Preguntó curioso Naruto, su rostro ya no estaba rojo por lo que retiró sus manos de él.

-La verdad es que hubo dos razones por las que vine aquí hoy, una era la que tu ya sabes y no pienso volver a mencionar – Contaba muy serio el escritor – Y la otra es porque alguien me pidió que te diera esto – Entregándole una pequeña caja aterciopelada.

-¿Qué es eso?

-Yo que se, solo se que una joven preciosa me dijo que te lo entregase, luego se fue muy rápido.

-A ver… - Naruto abrió la caja y el contenido era un pequeño prendedor con la forma de una rosa, era muy extraño el hecho de que le hubiesen mandado aquello así tan misteriosamente pues no traía ni una nota.

-¿Y bien? ¿Te dice algo?

Naruto, después de meditarlo un tiempo, recordó algo que lo dejó impactado, podía escuchar las voces dentro de su cabeza, lo que sucedió aquel día.

-Yo siempre te esperaré.

-¿De verdad Naruto?

-Te lo prometo, y yo siempre cumplo mis promesas… se que te volveré a ver Ayumi.

-Si también lo se…



-No puede ser… - Se dijo Naruto – No puede haber sido ella.

-¿De que hablas Naruto? Explícame mocoso, ¿Quién es “ella”?

-Eso no te importa, y mejor vete de mi apartamento que me voy a dormir – Dijo el rubio corriendo a su padrino hasta la puerta.

-Que mal ahijado eres Naruto, pero ya vas a ver cuando me quieras pedir un favor, con todo el gusto del mundo te cerraré la puerta en las narices.

-Si, adiós viejo pervertido – Dijo Naruto cerrándole la puerta en la cara.

-¡Mal agradecido! – Gritaba el viejo golpeando la puerta. Mientras, Naruto se sentaba en el sillón observando aquel prendedor, le resultaba impensable que de verdad se tratase de ella, aquella chica que se había alejado de su vida hace casi ocho años, de la cual ya no supo más desde hace siete años atrás, aquella chica a la cual amó.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Maldición, la he cagado otra vez – Decía Sasuke sentado en la barra de un bar, bebiendo un tequila. – Soy un idiota.

-¿Señor va a cancelar la cuenta? – Le preguntó el barman.

-Aun no, quiero otro trago, y del más fuerte.

-Si señor – Respondió el hombre. Mientras él servía el trago a Sasuke, su celular comenzó a sonar.

-¿Qué demonios querrá Shikamaru a esta hora? – Se preguntó mirando la pantalla. - ¿Bueno, que sucede Shikamaru?

El Uchiha se quedó en blanco al oír lo que el abogado Nara le decía.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

La noche por fin acabó y todos se levantaban para un pesado día de trabajo.


Naruto estaba muerto del sueño aun, pero no podía tomarse tantos días libres así como así, aunque no estuviese de ánimos debía ir al trabajo.

-Me siento como la mierda – Se dijo. Se levantó y al hacerlo observó que sobre la mesita de noche estaba aquel prendedor – No puede ser ella, estoy seguro.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Hinata se levanto y se arregló para ir al trabajo, después del encuentro en el restaurante no había vuelto a ver a Naruto, y tenía muchas ganas de verlo pero le daba vergüenza ir a su apartamento.

-Mejor me voy al trabajo y dejo de pensar en él – La chica cerró con llave la puerta de su departamento –a la cual había renovado la chapa que Naruto rompió-, y al darse la vuelta vio a Naruto parado frente a ella. – N-Naruto…

-Hinata… hola… ¿Cómo estás? – Preguntó como si no lo supiera – “De seguro lo pasó muy bien con Gaara ayer

-B-bien… ¿Y tú? – Preguntó la ojiperla con un ligero rubor en sus mejillas, por tan sólo recordar el día anterior.

-Bien, supongo… Bueno ya me iba a la comisaría ¿Quieres venir conmigo?

-Si – “Me siento extraña… ¿Por qué no hablamos como de costumbre?” ¿Oye Naruto te sientes bien? – Preguntó Hinata algo preocupada porque el rubio no mostraba su habitual sonrisa.

-¿Eh? C-claro que si, no tengo nada – Respondió el rubio negando con la cabeza mientras una gotita de sudor recorría su sien.

En eso el celular del Uzumaki sonó, y sonaba incansablemente, hasta que él por fin lo contestó.

-¿Bueno? Ah Sasuke ¿Qué pasa?

-Naruto necesito que tú y Hinata vengan de inmediato, tengo algo que decirles… - Sonaba muy serio.

-¿Qué pasa Sasuke? Me asustas.

-Mira Naruto, tú solo hazme caso y vengan aquí.

-Bueno, bueno, ya vamos – Colgó el teléfono – Hinata, Sasuke nos necesita no sé para que, pero dice que es urgente.

-Bueno, pues vamos.

-Si.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Por fin puedo largarme de este hospital de mierda – Decía Tenten levantándose de la camilla, mientras la doctora carraspeaba molesta por su comentario – Etto… es decir… este bello hospital, donde atienden de maravilla – Con una gotita en su frente.

-Bien, ya puede retirarse oficial, le deseo un buen día y que tenga más cuidado al cruzar la calle – Le dijo la doctora Tsunade.

-Hmp, como si hubiese sido mi culpa que ese imbécil viniera tan rápido.

-¿Así que soy un imbécil? – Justo en ese momento Neji había entrado al recinto con un ramo de violetas en sus manos, las cuales se veían muy hermosas.

-¿Eh? – Tenten se quedó perpleja al verlo ahí, tan elegante, tan guapo, y con esa sonrisa - ¿Qué hace usted aquí?

-Vine a buscarla, y a ofrecerle mis disculpas, pero no me esperaba que me tratara usted así aun antes de verme.

-L-lo siento mucho, perdone mi torpeza señor Hyuuga – Decía Tenten juntando sus dos manos como haciendo una plegaria, pero todo su cuerpo aun estaba adolorido y no era para menos, cayó sentada sobre la cama.

-¿Esta bien?

-Si, no fue nada, ¿Esas flores son para mí? – Preguntó un tanto sonrojada. Neji parecía un príncipe azul, cualquiera se podría enamorar de él así nada más verlo, pero ella no era cualquiera.

-Si, las traje como símbolo de mis disculpas, me dijeron en la florería que estas servían, de verdad lamento haberla atropellado oficial.

-Ya no importa, y muchas gracias, de cualquier forma ya me dieron de alta así que me voy – La castaña se puso de pie.

-Bien, la llevaré a su casa en mi auto.

-¿Eh? – Tenten pestañeó varias veces al oír esto.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Naruto y Hinata ya estaban afuera del edificio, estaban a punto de subir a sus respectivos automóviles, cuando una voz llamó su atención.

-¿Naruto eres tú?

-¿Eh? – El rubio se dio la vuelta y sus ojos se posaron sobre una hermosa mujer de cabello castaño hasta los hombros y unos hermosos ojos verdes - ¿Ayumi?

-¿Quién? – Preguntó Hinata, pero se quedó callada al ver como la recién llegada se lanzaba a los brazos de Naruto, y no solo eso, sino que también lo besó.

-Has regresado… después de todo. – Dijo Naruto cuando la chica se separó de él. Por otra parte, Hinata sentía destrozado una vez más su corazón ¿Quién era ella y por que besaba a Naruto?

Continuara…

----

Bueno, aquí acaba el capítulo.
Espero que les gustara ^^
Bye.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jul 01 2010, 07:44

SELENE QUE CAP. TAN


VAYA QUE SERA SOBRE LO QUE HABLABA SASUKE

O.O POR LO QUE PARECE AYUMI SE INTERPONDRA ENTRE HINATA Y NARUTO XPPPP

MMM AHORA QUE PASARA

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine2311
Nivel 11
Nivel 11


Femenino
Cantidad de envíos : 477
Edad : 17
Localización : Panamá Mi hermoso país :D
Fecha de inscripción : 03/07/2010

MensajeTema: Estuvo geniaaaaaaal   Dom Jul 04 2010, 02:50

ESTUVO GENIAAAAAAAAAAAAAL genial genial

NO PUEDO ESPERAR AL PROXIMO CAPITULO .... hora hora hora hora

MUY BUENO! OYE lol! lol! lol! JODER SIEMPRE LE ROMPEN EL CORAZON A HINATA verguen verguen verguen verguen

lol! lol! lol! lol! lol! lol! lol! lol! lol!

BUENO CHAO! ESPERAR ES CRUEL verguen verguen verguen verguen

ala ala ala ala ala

PRIMER FIC QUE VEO DE ESTE FORO Y ESTA genial genial genial genial
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.habbo.es , y el foro :)
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jul 04 2010, 03:51

Quien es esaa ayumi? *cargando escopeta*

si necesitas un personaje inventado cuenta conmigo

pero que esa ayumi que se prepare para morir »:(
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jul 04 2010, 04:34

Jajaja, no Rena, no te preocupes mucho por ella, bueno, lo que pasa con este fic es que ya lleva 21 capítulos terminados, además, aún vamos en el principio, así que no se desesperen chicas ^^

Bueno, les dejo la conti ^^
PD: no odien a Ayumi, ya van a ver que no es mala como piensan ^^
PD2: No se vayan a asusustar por el nombre del capítulo xD

-----

Capitulo 9: Adiós Naruto.

-¿A-Ayumi que haces? – Preguntó el rubio al fin reaccionando ante lo que había ocurrido, había sido besado por Ayumi en frente de Hinata.

-Perdóname Naruto, pero fue la emoción de volver a verte – Dijo la chica con una suave voz y una encantadora sonrisa.

Naruto miró a Hinata la cual parecía aun más sorprendida que él, pero cuando abrió la boca para decir algo fue interrumpido por Ayumi.

-Hina…-

-¡Ah, perdona, lo siento mucho! – Gritó Ayumi dirigiéndose a Hinata – No sabía que Naruto estaba con una amiga y yo voy y me aparezco así, de verdad que lo siento mucho, perdón, perdón – La chica hacía mil y un reverencias ante una ya mareada ojiperla.

-N-no tienes que disculparte tanto – Decía Hinata con una gotita en su frente.

-Bueno… en verdad lo siento, soy Ayumi Sasaki, mucho gusto en conocerte.

-Soy Hinata Hyuuga, el gusto es mío – Dijo Hinata con una sonrisa un tanto forzada, la verdad no tragaba nada a esa chica, sobre todo por haber besado a Naruto.

-Disculpen… pero me están ignorando – Interrumpió Naruto.

-Naruto… - Ayumi lo miró con un ligero sonrojo en sus mejillas – Tú también perdona por aparecerme así, pero creo que debiste imaginar mi regreso con lo que te envié ¿Cierto?

-Bueno… si.

-“¿De que estarán hablando? ¿Y quien demonios es ella? ¿Por qué conoce a Naruto y se toma tanta confianza con él?” – Pensaba Hinata entre desesperada y celosa.

-Hinata… ¿Podrías irte primero donde Sasuke? Tengo algo que hablar con Ayumi.

-Pero Naruto…

-Por favor – Pidió el rubio como haciendo una plegaria. Hinata infló las mejillas y se cruzó de brazos.

-Eres un tramposo porque sabes que no puedo negarme ¿Cierto? Está bien, ya me voy – Dijo mirando a Ayumi muy intrigada y muerta de los celos – Nos vemos luego.

-Si – Dijo Naruto mientras Hinata entraba a su auto – Oye Hinata, hoy tienes que prepararme el almuerzo, ya que ayer no estabas eh.

-Claro Naruto – Le respondió la ojiperla con una sonrisa.

Luego de eso partió hacia la comisaría. Estaba muy intrigada sobre quien podía ser esa chica, vaya que era atrevida, aunque no se veía una mala persona.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-¿Entonces vas a decirme que pasó anoche con Hinata? – Preguntaba la rubia muy intrigada a su hermano.

-Bueno… nada, solo comimos en el restaurante y luego fuimos al parque, después la acompañé al hospital y ya, eso fue todo.

-Mentira… - Dijo Temari viéndolo intrigada, no le había creído que no había sucedido nada más debido a la expresión avergonzada en su rostro.

-Bueno… también… nos besamos…

-¡¿Qué?!

-No grites Temari – El pelirrojo se cubrió los oídos con ambas manos – Me vas a dejar sordo.

-Pero es que no puedo creerlo, esto es muy bueno, apenas llevamos tres días aquí en Konoha y tú ya vas muy adelante, te felicito hermano – Dijo con una sonrisa.

-Cállate Temari – Dijo Gaara sonrojado.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-¿Es esta su casa? Es bastante grande para una sola persona – Decía Neji mientras observaba la casa de Tenten desde el interior de su auto. Ella estaba junto a él.

-Fue una herencia de mis padres, y por favor ya no me trate de usted, me incomoda – Pidió la castaña con el ceño fruncido.

-Bueno, lo haré solo si tú lo haces también – Sonrió.

-Como quieras – Dijo también sonriendo, lo que provocó que sus miradas se perdieran por unos segundos en la del otro.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Hinata había entrado en la comisaría, aunque no dejaba de pensar en lo de Ayumi y Naruto ¿Qué estarían haciendo ahora mismo los dos solos? La idea no dejaba de rondar en su cabeza, de solo pensar que Naruto y ella pudieran estar haciendo “cosas” le daba dolor de cabeza.

-Oh Hyuuga-san, la están esperando en la oficina – Dijo un oficial.

-Voy enseguida – La chica siguió caminando hacia la oficina de Sasuke mientras pensaba en lo que no quería que pasara. Entró y se sentó junto al escritorio, le sorprendió ver a Sasuke más serio de lo normal.

-¿Y Naruto?

-Tuvo que atender un asunto de último minuto – Respondió un poco fastidiada.

-No importa, era más importante que tú vinieras.

-¿Eh? – Exclamó Hinata sin entender por que era tan importante su presencia.

-Hinata… esto se trata de tu familia… hay cierta conexión con Akatsuki… - Comenzó diciendo el azabache, pero solo esas palabras la dejaron fría. ¿Cómo podía ser posible algo así? ¿Quién de su familia tenía conexión con Akatsuki?

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Naruto se encontraba sentado en el sillón de su departamento, frente a Ayumi quien observaba el lugar con gran interés, como si fuese un juguete nuevo.

El rubio solo se dedicaba a mirar sus ojos, esos ojos verdes que antes lo volvían loco, de los que tanto se enamoró y los que tantas veces soñó.

-“Es verdad… a mi me gustaba Sakura-chan porque sus ojos me recordaban a los de Ayumi…

-Naruto – Interrumpió los pensamientos del rubio – Que lindo departamento, te envidio, yo me estoy quedando en un hotel.

-¿A si? Pues no creo que esté tan mal.

-Je, deberías invitarme a vivir contigo.

-¡¿Eh?!

-Solo era un broma, jajajaja ¿Cómo crees que voy a pedirte algo así? – Naruto la quedó mirando mientras sonreía, pero de pronto su sonrisa desapareció – Además no tengo el derecho…

-Ayumi… - El rubio la miró seriamente, necesitaba desesperadamente saber lo que había sucedido - ¿Por qué jamás volviste a escribirme? ¿Por qué te desapareciste?

-Lo siento mucho Naruto… - La chica comenzó a bajar su mirada cada vez más, hasta que sus ojos se vieron cubiertos por su flequillo. Naruto solo pudo ver como unas cuantas lágrimas comenzaban a caer por sus mejillas y eso lo hizo sentir muy mal.

----Flash Back De Naruto----

Naruto y Ayumi eran compañeros de escuela en Konoha. Siempre se habían llevado muy bien como amigos, pero ambos se gustaban entre si y un día cualquiera se declararon su amor.

-Etto… Ayumi…

-¿Si, que pasa Naruto? – Preguntó la chica mientras reía divertida por el rostro sonrojado de su amigo.

-A-Ayumi… tú… sabes muy bien que te quiero mucho, porque somos muy amigos y… bueno…

-Si lo sé Naruto – Ahora ella también se había sonrojado, nada podía ir peor.

-“Mierda… estoy nervioso ¿Qué le digo?” - Pensaba el rubio mientras se rascaba la cabeza – A-Ayumi, te quiero, te quiero más que a una amiga… estoy enamorado de ti.

-Naruto… - La chica se sorprendió mucho al oír estas palabras, pero enseguida lo abrazó con una enorme sonrisa.

………………………….

Los años habían pasado, desde que se hicieron novios a los 15, hasta que ya tenían 17. Ambos se encontraban en el aeropuerto, ella lloraba y él la abrazaba firmemente.

-Perdóname Naruto, no quiero irme a Inglaterra, ya no volveré a verte.

-No es tu culpa Ayumi… tus padres deben irse.

-Pero no quiero dejarte Naruto, te amo… - La castaña quien se mantenía fuertemente abrazada al pecho del rubio, alzó su mirada para quedar frente a frente con él, y besarlo por ultima vez mientras las lágrimas recorrían sus mejillas.

-Yo siempre te esperaré – Le susurró el rubio al oído mientras se separaban.

-¿De verdad Naruto?

-Te lo prometo, y yo siempre cumplo mis promesas… se que te volveré a ver Ayumi.

-Si también lo se… -La chica le sonrió mientras él sacaba algo de su bolsillo.

-Es para ti, es el prendedor de rosa de mi madre, cuídalo bien y recuérdame cuando lo veas – Dijo Naruto mientras ponía el regalo entre las manos de su chica y las besaba con dulzura.

-Así lo haré, adiós Naruto – Ayumi tomó su maleta y se dirigió a donde sus padres la esperaban, dejando al rubio solo y desconsolado.


----Fin Flash Back----

-Nunca volví a saber de ti después de la navidad de ese mismo año… me abandonaste Ayumi, ya no respondías mis cartas… desapareciste, y yo me rendí y ya no intenté buscarte – Las palabras de Naruto y el tono de su voz, denotaban el dolor que sentía en ese momento, mientras que Ayumi no paraba de llorar y agarraba con firmeza la tela de su vestido.

-No fue así…

-----

Bueno, esta parte es muy corta, así que seré buena chica y les dejaré también la segunda ^^

-----

-¿Qué quieres decir con eso? ¿Es una especie de broma? ¡Responde Sasuke! – Hinata golpeó el escritorio del azabache mientras que él ni se inmutaba, sabía la reacción que tendría, no era para menos.

-Cálmate y déjame explicarte Hinata – Dijo sereno.

Hinata volvió a sentarse y dando un suspiro para calmarse, se decidió a escuchar lo que debía escuchar.

-Hinata… ¿Sabes quien… asesinó a tu madre?

-Un miembro de Akatsuki – Respondió rápida y seriamente – Aunque jamás supe por que… mi madre se inmiscuyó en algo tan peligroso… se que ellos me secuestraron cuando era pequeña y ella fue a rescatarme…

-No fue así, otra persona se encargó de hacerlo y dijo que había sido Akatsuki. Tu madre fue una oficial de policía Hinata.

-¿Qué?

-Fue una gran oficial, la cual descubrió muchas cosas que podían llevar a Akatsuki a la ruina, todas las pruebas que ella encontró se escondieron en alguna parte, hasta el momento su paradero es desconocido.

-Mi madre…

-Shikamaru me contó todo esto – Prosiguió el Uchiha – Ha estado investigando y encontró cosas muy interesantes, que involucran directamente a miembros de tu familia, entre ellos tu abuelo y… tu padre.

Hubo un silencio en la oficina, Hinata trataba de procesar toda esa información pero le era extremadamente difícil aceptar algo así, su padre, su abuelo… y hasta su madre, todos… todos, nadie era lo que ella siempre creyó, su mundo, en el que creció se había quebrado como un pedazo de cristal.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Sakura entraba a la comisaría, quería enfrentar al Azabache y reclamarle lo que había hecho, pero cuando se dirigía a la oficina una mano la detuvo.

-No puedes pasar Sakura-san.

-¿Por qué no Lee?

-Sasuke-san y Hinata-san están hablando de algo muy serio, me dijo que no quiere interrupciones.

-¿Qué será? – Se preguntó la pelirrosa.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-¿Qué no fue así? – Repitió Naruto con una sonrisa fingida - ¡¿Entonces como fue?! ¡Lo único que sé es que me abandonaste! ¡¿Para que regresas después de tanto tiempo?!

El rubio estaba fuera de si, ya no podía contener por más tiempo la rabia y el dolor que sentía, porque ella le había mentido, se había ido y se olvidó de él, y a pesar de todo él jamás la olvidó, siempre la recordaba, aunque últimamente ese sentimiento de nostalgia al pensar en ella se había ido, desde que se había dado cuenta de que sentía algo por Hinata.

-Hinata… -Susurró en voz muy baja.

-Naruto, te juro que yo nunca me olvidé de ti, lo que pasó fue… que sufrí un accidente, después de las navidades.

-¿Cómo? – Naruto se había quedado en blanco otra vez - ¿Un accidente?

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-No entiendo… no entiendo nada…

-Hinata, tienes que estar tranquila. Al perecer tu familia te ha ocultado ciertas cosas para protegerte, pero créeme, no es la forma de protegerte, debes saber lo que pasó en verdad, es importante – Dijo Sasuke dejando atrás su tono serio para reemplazarlo por uno un poco más comprensivo, entendía lo que sentía Hinata al saber que su familia estaba involucrada con esa escoria de Akatsuki, era lo mismo que él sentía.

-Por favor cuéntamelo todo – Pidió la ojiperla.

-Lo haré. Para empezar, no tengo toda la información ya que esta se encontraba en los informes que dejó tu madre, ella reunió gran información sobre los tratos de Akatsuki con tu abuelo que en ese entonces era el presidente de la empresa, fue usada para lavar dinero…

-Cielos… - Fue todo lo que pudo decir Hinata.

-Esos papeles podían causar la ruina de tu familia, imagínate la explosión mediática, tu abuelo hubiese ido a la cárcel y por eso el…

-¿La asesinó verdad?

-Si. Para eso te secuestraron y la amenazaron, las pruebas llevan perdidas desde entonces y nadie sabe nada de ellas, pero algo si es seguro, son lo que necesitamos para hundir a esos malditos.

-¿Y mi padre? ¿Él no sabía nada verdad?

-Hinata… él lo sabía todo, es por eso que no quería que tú fueses policía, porque tarde o temprano sabrías la verdad.

-Ya veo… con que eso era… - Hinata comenzó a soltar algunas lágrimas. Sasuke no supo muy bien por que, pero la abrazó, solo para hacerla sentir mejor, aunque sabía que el único que podía hacerlo era Naruto, por eso quería que estuviera presente.

-“¿Dónde se habrá metido ese pedazo de burro?

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-El auto en que iba con mis padres perdió el control, solo yo sobreviví pero solo lo supe meses después, cuando desperté del coma. Me entregaron el prendedor de rosa, me dijeron que cuando me sacaron del auto en llamas lo llevaba aferrado a mi mano… y… yo ya no era la misma…

-¿Qué quieres decir?

-Sufrí graves quemaduras en todo el cuerpo, no podía decírtelo porque tenía miedo, así que dejé de responder tus cartas… cuando me enviaste la última…

Ya no volveré a escribirte nunca más, se que te has olvidado de mi, y yo haré lo mismo contigo…

-Quise desesperadamente responderte, contarte todo lo que me había pasado, pero… habías cambiado tu dirección y desde Inglaterra me fue imposible saber tu nuevo paradero. Finalmente decidí dejarte ir… me operé y volví a ser la misma, me volví una exitosa diseñadora… y hace tres días llegué a Konoha por trabajo, te juro que jamás pensé en volver a encontrarte.

-Ayumi… - Naruto no podía creer todo lo que había escuchado, todo eso lo dejó mal, sintiéndose culpable por pensar todas esas cosas de Ayumi, la compadecía, pero… sobre todo estaba demasiado confundido ¿Por qué tenía que regresar justo ahora? ¿Por qué justo cuando creía haberla olvidado completamente? ¿Por qué justo cuando se había dado cuenta de lo que sentía por Hinata?

-Me encontré con Jiraiya-san en el hotel, me sorprendió saber que es un famoso novelista. Yo lo reconocí enseguida pero él a mi no, solo le dije que te entregara el prendedor, y lo seguí hasta aquí para saber tu dirección. Tenía miedo así que no vine inmediatamente, temí que tú me odiaras…

-Yo nunca podría odiarte – Dijo mientras la abrazaba fuertemente contra su pecho, respirando ese aroma que creyó haber olvidado por completo, pero ahí estaba otra vez, ella, su Ayumi de siempre. – Pero debo pedirte que me perdones…

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Sakura ya estaba cansada de esperar a que Sasuke y Hinata terminaran de hablar, a estas alturas, ahí encerrados ya parecía que estaba pasando otra cosa.

-No, claro que no – Disipó sus pensamientos sacudiendo su cabeza – Al carajo con lo que dijo, voy a entrar.

La pelirrosa se pasó de largo a Lee y cuando él intentó detenerla solo le dio un golpe que lo dejó viendo estrellitas y entró a la oficina estrepitosamente. Se encontró a Sasuke y a Hinata abrazados, y eso le causó un fuerte sentimiento de rabia.

¿Por qué estaban abrazados?

Un momento… ¿Por qué Hinata lloraba?

-Sakura… - Sasuke se alejó de Hinata, volviendo a adoptar su posición fría de siempre - ¿Se puede saber por que entras así?

-Tenía que hablar contigo… ¿Qué demonios pasó aquí? – Preguntó mientras apuntaba a Hinata, quien se secaba las lágrimas.

-No pasa nada ¿Sasuke puedo irme? – Preguntó Hinata.

-Si, y dile al idiota de Naruto que si no se aparece aquí dentro de una hora lo despediré.

-Si, se lo haré saber – La ojiperla salió de la oficina pareciendo un fantasma, no era la misma chica radiante de siempre, algo malo le había pasado y todos pudieron notarlo, últimamente Hinata Hyuuga no era la persona más feliz de mundo que digamos.

Y lo peor aun estaba por venir.

-¿Qué sucede Sakura? – Preguntó el azabache tomando asiento nuevamente.

-¿Desde cuando tan cariñoso con Hinata?

-No viniste aquí a preguntarme eso ¿No es cierto?

-No, vine a saber por que ayer me besaste, pero la verdad es que después de lo que acabo de ver ya no me interesa la respuesta – La pelirrosa se dio la vuelta para salir de la oficina, mientras Sasuke sonreía de forma victoriosa.

-¿Estás celosa?

-Eres un imbécil – Sin más, Sakura salió del lugar, pero Sasuke aun seguía sonriendo.

-No me has olvidado Sakura.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Neji se dirigía a la empresa, hoy tenía muchas cosas que hacer, entre ellas evaluar los estados de cuentas. Después de haber ido a dejar a Tenten a su casa no había podido dejar de pensar en ella, esa oficial de policía… tan distinta a las mujeres de las que acostumbraba rodearse, tan altiva y soberbia, pero con una belleza que le llamaba tanto la atención, que lo hacía perder la cabeza.

-Oh vamos, acabo de conocerla – Detuvo su auto frente a la empresa. Un hombre se le acercó.

-¿Estaciono su auto Neji-sama?

-Si por favor, aquí tienes las llaves – Le entregó dichas llaves al hombre y entró al edificio que constituía las famosísimas empresas Hyuuga.

Abordó un ascensor y subió hasta su oficina, la cual era enorme y decorada con un gusto exquisito, digno de un millonario recatado y fino.

Se sentó en su silla y llamó a su secretaria por el intercomunicador.

-Por favor tráeme los papeles de las cuentas, hace tiempo que no los reviso – Decía mientras presionaba un botón.

-Hai Neji-sama, ah lo busca su tío el señor Hiashi-sama.

-¿Mi tío? – Se preguntó intrigado – Dile que pase.

-Hai.

-Que extraño… él nunca viene por aquí.

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

Hinata se encontraba subiendo las escaleras, simplemente era absurdo creer en todo lo que le dijo Sasuke, todo eso… era como si toda su vida hubiese sido una mentira absoluta, un vil engaño. Después se puso a pensar en donde podrían estar esas pruebas, no tenía ni la más remota idea de donde pudiesen haber sido ocultas, pero necesitaba saberlo.

Al llegar al pasillo iba directamente hacia su departamento, pero se topó con algo que la dejó aun peor.

Naruto y Ayumi salían del departamento de éste.

-¿Ye te vas a tu hotel?

-Si, pero antes de irme, Naruto, solo espero que cambies de opinión sobre lo que me dijiste, se que no tengo derecho a pretender que aun me ames después de tanto tiempo… pero espero que en tu corazón aun hayan vestigios de mi amor, por favor piénsalo – Dijo sonriendo.

-“¿Ellos estuvieron juntos?” – Se preguntó la ojiperla olvidando por un momento todo lo que había pasado.

-Ayumi yo…

-No digas nada, solo piénsalo con calma – La castaña se acercó a él y volvió a robar un beso de sus labios, una vez más frente a Hinata la cual solo quería salir corriendo, olvidarse de todo, sobre todo que amaba a ese rubio cabeza hueca.

Ayumi se alejó y tomó el ascensor, mientras que Naruto aun seguía parado como un idiota en el mismo lugar.

Hinata se acercó a él.

-Naruto… Sasuke dice que si no vas a la oficina en menos de una hora te despedirá – Le comunicó con la cabeza gacha y sin mirarlo a los ojos ni por un segundo. Después de eso entró a su departamento cerrando la puerta de golpe.

-Hinata… - Agarró su cabeza con ambas manos – Maldición, ¿Qué me pasa ahora? ¿Por qué estoy tan confundido?

*• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •**• - _ - •*

-Naruto baka.

Hinata lloraba desconsoladamente en su habitación, otra vez Naruto había logrado romperle todas las esperanzas, era de esperarse, ella no significaba nada en la vida del rubio, nada.

Además de todo lo que se había enterado ¿Por qué le pasaban estas cosas solo a ella? No era justo, toda su vida era un desastre, un fiasco, nada le salía bien, ni en el amor, ni el trabajo ni que decir de la familia.

El celular sobre la mesa comenzó a vibrar ya que le había llegado un mensaje.

No olvides la cena de hoy. Gaara

-¿Tal vez lo mejor será enamorarme de Gaara-kun? – Se preguntó a si misma mientras secaba sus lágrimas, ya estaba cansada de llorar, ya no más.


----------

Bueno pues, la tercera parte del capítulo la pongo luego.
Espero que les haya gustado ^^
Ahora me voy, pero más tarde actualizo alguno de los otros fics. Hasta luego.
Bye ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jul 04 2010, 06:07

SELENE QUE DOS PARTES TAN


POBRE HINATA, SIEMPRE LE PASAN COSAS MALAS

HABER POR QUIEN SE DECIDE NARUTO BAKA

LA HISTORIA SE PONE INTERESANTE XDDD

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Dom Jul 04 2010, 06:20

Naruto baka!!!!!!!

Estupido haces que hinata se ponga mas triste!!

Baka, baka, baka!!!

*cogiendo pistola*
Inner de rena: ya esta exagerando, sera mejor ayudarla
Inuyasha: si tienes razon! *agarrando a rena de un brazo y el inner del otro* vamonos
Yop: esto no acaba aqui!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Katherine2311
Nivel 11
Nivel 11


Femenino
Cantidad de envíos : 477
Edad : 17
Localización : Panamá Mi hermoso país :D
Fecha de inscripción : 03/07/2010

MensajeTema: Estuvo genial!   Lun Jul 05 2010, 05:04

[b]ESTUVO GENIAL!!!!

SUBE LAS OTRAS PARTES! genial genial genial genial

ME MUERO POR SABER QUE PASA!

SABES ME DA VERGUENZA DECIRLO PERO AHORA SUEÑO
CON ESTE FIC DE NARUTO O_O

XDDDDDDDDD ENSERIO!

SIEMPRE ME MUERO POR SABER QUE PASA

OSHE ESTUUUUUUUUPIDA AYUMI LA VOY A MATAR!!!!!!!

*MANO A MOCHILA*
*ABRO*
*SACO USI Y METRALLETA*
*APUNTO A PANTALLA DONDE DICE 'AYUMI'*
*DISPARO*
*SE ME DAÑA PC*

OQNO XDDDDDDDD PERO ES UNA TONTA LA AYUMI TAL

UNA PREGUNTA, ESA AYUMI SALE EN EL ANIME?

AYUMI TE PEGARE EL CULO HASTA DEJARTELO ROJO
passs passs passs passs passs passs

lol! lol! lol! lol! lol! lol! lol! lol!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.habbo.es , y el foro :)
Selene-chan
Nivel 6
Nivel 6


Femenino
Cantidad de envíos : 213
Edad : 25
Localización : En mi casa
Fecha de inscripción : 21/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jul 08 2010, 05:13

Citación :
UNA PREGUNTA, ESA AYUMI SALE EN EL ANIME?

No, Ayumi es un personaje que yo inventé para este fic y que probablemente ponga en algún otro.

Bueno, gracias por sus comentarios, aquí les dejo la conti, espero que les guste ^^

-----

-Naruto, finalmente te apareces por aquí, yo pensé que jamás volverías a trabajar – Decía Sasuke con sarcasmo.

-Si, muy gracioso, te juro que tus bromas me hacen cada día más gracia – Dijo el rubio también con sarcasmo - ¿Qué querías?

-¿Hablaste con Hinata?

-No ¿Qué pasó con ella? – Preguntó estando algo distraído, cosa que Sasuke notó y le pareció un poco extraño.

-No se si deba decírtelo yo… pero en todo caso ¿Qué te sucede?

-Ayumi regresó… - Contestó mirando por la ventana. Sasuke al principio se sorprendió mucho, pero luego su expresión fue normal.

Ellos se conocían aproximadamente desde los seis años, y desde entonces habían sido muy amigos, todo cambio cuando apareció Ayumi en la vida de Naruto, porque… ambos se habían enamorado de la misma chica, sin embargo ella eligió estar con el rubio, pero su amistad se había ido al carajo.

Después, cuando Ayumi se fue y apareció Sakura, a la cual conocieron durante la universidad, Naruto pareció haber olvidado a la castaña, por lo que Sasuke también decidió olvidar el tema y que volvieran a ser amigos como siempre, pero sucedió lo mismo otra vez, a ambos les gustaba la misma chica. Sasuke no quiso aceptarlo al principio, por eso se alejó de Sakura enseguida, no quería que otra vez sucediera lo mismo, sin embargo las cosas fueron diferentes esta vez, la pelirrosa se había enamorado de él y no de Naruto.

Pero al final, como un idiota Sasuke la había perdido haciendo que se decepcionara de él y finalmente se volvieron a encontrar algunos años después.

-Ya veo… - Respondió con cierta indiferencia, aunque en el fondo el tema seguía afectándole - ¿Y que tal está?

-Aun sigue siendo la misma chica… y está muy linda, pero…

-¿Pero que?

-Mis sentimientos han cambiado – Naruto lo quedó mirando fijamente, no estaba bromeando y pensaba acabar con toda esta situación de una vez, las cosas se aclararían con Hinata.

-¿Lo dices por Hinata? – Sasuke apoyó ambos codos en el escritorio y su rostro en sus manos entrelazadas.

------Flash Back de Naruto------

-Tenía miedo así que no vine inmediatamente, temí que tú me odiaras…

-Yo nunca podría odiarte – Dijo mientras la abrazaba fuertemente contra su pecho, respirando ese aroma que creyó haber olvidado por completo, pero ahí estaba otra vez, ella, su Ayumi de siempre. – Pero debo pedirte que me perdones…

-¿Qué te perdone? ¿Por qué? – Preguntó mientras aun mantenían la misma posición.

-Porque ya no puedo corresponderte, me he enamorado de otra persona… ya no puedo cumplir mi promesa.

-Ya veo… - Ayumi solo emitió una fingida sonrisa mientras una lágrima bajaba por sus mejillas.


------Fin Flash Back------

-Así es, voy a hablar con ella, le diré que la amo y… le pediré perdón a Ayumi.

-¿Qué hay de Sakura?

Naruto esbozó una pequeña sonrisa mientras ponía una mano en el hombro de su amigo.

-Sakura-chan te ama, entre ella y yo no hay y nunca habrá nada, y ahora que el tema se ha finiquitado… hablemos sobre lo que nos concierne – Naruto adoptó una posición seria y Sasuke también lo hizo.

-Akatsuki ha empezado a moverse otra vez, tenemos problemas…

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-Son las ocho – Dijo Hinata mirando su reloj de mano, justo en ese momento el timbre de su casa sonó - ¡Voy enseguida!

La ojiperla se apresuró a abrir la puerta, y al encontrarse al otro lado con Gaara una pequeña sonrisa se dibujó en sus labios.

-Gaara-kun, que bueno que llegas, eres muy puntual – Le dijo sonriendo.

-Así soy yo… - Respondió un tanto embobado, pues Hinata se veía simplemente hermosa con un vestido negro muy elegante pero a la vez provocativo, el brillo rojo en sus labios y la cola de caballo en su cabello. Se había quedado boquiabierto. – Estás preciosa.

-Gracias.

-Bueno… vámonos – El pelirrojo le extendió su mano y ella la tomó con gusto. Bajaron por el ascensor hasta el estacionamiento del edificio, donde una limusina negra los esperaba.

Gaara le abrió la puerta a Hinata invitándola a pasar y ella así lo hizo, luego entró él y finalmente emprendieron camino hacia el lujoso restaurante.

Al mismo tiempo que ellos salían, el auto de Naruto venía de vuelta. Estaba ansioso por llegar y hablar con Hinata, aclarar todos sus sentimientos de una vez y decirle que quería estar con ella, que ya no se conformaba con ser solo su amigo, y claro, pedirle por las buenas que se alejara de Gaara, ya que la quería solo para él. Sin embargo al llegar al departamento de ella se dio cuenta de que no estaba.

Miró su reloj de mano.

-Demonios, son las ocho y diez minutos, jamás pensé que Gaara sería tan puntual – Se dijo resignado – No tengo idea de a donde hayan ido pero… ¡No pierdo nada con intentar buscarlos! No voy a permitir que Gaara se quede con ella.

El rubio bajó corriendo las escaleras, pues no quería perder tiempo esperando el elevador, se montó en su auto nuevamente y arrancó a toda velocidad, necesitaba encontrarlos antes de que fuese demasiado tarde.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Neji estaba llegando a su casa, estaba muy perturbado por la visita de su tío y lo que le había dicho.

-Existen papeles capaces de destruir las empresas Hyuuga para siempre…

-Hay que destruirlos, y la única que puede saber de su paradero es Hinata.


-Eso no puede ser verdad – Se dijo golpeando el manubrio de su auto - ¿En que clase de negocios se ha metido mi tío Hiashi? ¿Además que va saber mi prima sobre eso? Ella se ha desligado por completo de la familia desde hace siete años… no tiene nada que ver en esto – Se auto convenció, aunque muy en el fondo temía que sus palabras fuesen solo vanas fantasías.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

Una hora llevaban Gaara y Hinata hablando en ese restaurante, entre risas y comentarios el tiempo había pasado volando, y por poco Gaara olvida lo que en verdad venía a hacer.

-Hinata – Llamó seriamente deteniendo una sonrisa de la chica, la cual lo quedó mirando muy seria también.

-¿Qué sucede Gaara-kun? – Preguntó mientras lo veía fijamente a los ojos, no quería pensar en nada más, ni mucho menos en Naruto.

-Desde hace mucho tiempo que necesito contarte esto, Hinata yo… no sé como lo vayas a tomar, tampoco quiero exigirte nada, solo quiero que sepas… - Hizo un pequeño silencio, como buscando las palabras adecuadas, pero finalmente se decidió por las más directas – Que estoy enamorado de ti.

Aunque ya Temari se lo había dicho, no pudo evitar sorprenderse, le resultaba extraño que de verdad Gaara estuviese enamorado de ella ¿Por qué alguien como él se fijaría en una chica como ella? Él quien era un hombre exitoso, alguien a quien toda mujer desearía, y ella… una perdedora, por decir lo menos, le causaba algo de tristeza reconocerlo.

-Gaara-kun… yo…

-No tienes que decir nada ahora, de verdad no quiero presionarte, también quería pedirte disculpas por el beso de ayer.

Beso… Beso…

Aquella palabra comenzó a resonar en la cabeza de la Hyuuga.

El beso de Naruto y Ayumi…

Naruto no me ama… jamás me amará… soy solo una estúpida por creer que el llegaría a sentir algo más por mi más allá de una simple amistad.

Soy una ilusa…

-Gaara-kun… yo no puedo corresponderte…

Ya lo sabía… ella aun ama a Naruto y siempre lo hará…

-Demo… quisiera que lo intentásemos – Sus palabras sonaban decididas, estaba decidida a olvidarlo para siempre, ya jamás volvería a sufrir por Naruto porque dejaría su amor no correspondido, muerto y enterrado en las profundidades más recónditas de su corazón.

-¿Qué? – Gaara la miró sorprendido, no se podía creer lo que había oído de los propios labios de la ojiperla ¿De verdad le estaba dando una oportunidad?

-¿Lo sabes verdad? Que yo aun amo a Naruto, sin embargo… ya me di cuenta de que eso nunca funcionará, además tú eres una persona increíble y no voy a negar que me gustas, por eso quiero intentarlo contigo, Gaara-kun ¿Qué me dices? – Preguntó con una sonrisa. Gaara guardó silencio por unos segundos aun ensimismado, pero realmente estaba feliz.

-Sé que con el tiempo aprenderás a amarme, tanto o más de lo que lo quisiste a él, ya lo verás – Con estas palabras tomó ambas manos de la ojiperla – Sé que esto es demasiado rápido, pero ya somos adultos, no puedo quedarme aquí en Konoha para siempre ya que mi vida está hecha en Suna así que… ¿Aceptarías casarte conmigo e irte a vivir a Suna?

Oh Dios, demasiadas emociones en un solo día: una decepción, una revelación impactante, una declaración y ¿Una petición de matrimonio? Ya la vida de Hinata Hyuuga parecía un reality show, solo faltaban las cámaras, pero… ¿Qué podía hacer? Ya lo había decidido, olvidar a Naruto no sería fácil, pero si alguien podía hacerla olvidarlo ese era Gaara, el único hombre que de verdad la amaba. Ya no importaban sus sentimientos hacia Naruto, ya nada más importaba.

-Acepto – Dijo esbozando una sonrisa, por lo cual el pelirrojo también sonrió.

Después de acabar su cena ambos salieron hacia la limusina, pero antes de entrar se detuvieron afuera.

-¿Hinata… podría? – Trató de formular cierta pregunta que le daba un poco de vergüenza.

-Adelante Gaara-kun, ahora somos prometidos – Adivinó su pregunta con una sonrisa, entonces Gaara se acercó a ella para besarla, uniendo sus labios que eran lo que más quería en la vida.

-“Adiós Naruto…” – Pensó la ojiperla mientras era besada por su futuro esposo, no podía evitarlo, dedicaría un único y ultimo pensamiento a su gran amor, para comenzar a olvidarlo por fin.

-¿Oí bien? ¿Van a casarse? – La voz de un cansado Naruto resonó en los oídos de Hinata. Él estaba parado frente a ellos y se notaba que había corrido, tenía una mirada demasiado triste para ser de él, mientras no dejaba de ver a Hinata – Dime que no es cierto…

-Naruto – Gaara lo mencionó un poco sorprendido, mientras que Hinata estaba absorta – Parece que ya te has enterado, y eso que pensaba decírtelo en persona, pero ni modo – Abrazando a Hinata por la cintura – Te presento a mi futura esposa ¿Verdad que es hermosa?

Hinata aun no sabía que decir, mientras el corazón de Naruto se hacía trisas sin que ella lo supiera, no podía si quiera imaginarse lo que sentía Naruto en ese momento.

-¿Eso es verdad? – Preguntó Naruto bajando lentamente su mirada.

-Si… - Respondió ella.

-Ya veo… - El rubio retrocedió unos pasos – Felicidades… a ambos – Y después de decir esto salió corriendo sin dar una sola explicación, dejando a Hinata muy confundida y dolida y a Gaara seguro de una cosa, no iba a perder a Hinata tan fácilmente ahora que por fin era suya, no iba a dejarse vencer.

-Que extraño se comporta Naruto ¿No crees?

-Eh… s-si.

-Bueno, vamos, te llevaré a tu casa, tenemos mucho que planear – Le abrió la puerta del auto y Hinata subió aun muy sacada de onda, no había entendido del todo esa mirada de Naruto.

*· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·**· - _ - ·*

-La perdí… la perdí para siempre.

Unas lágrimas salían de los ojos azules del rubio, todo había salido pésimo el día de hoy, desde el regreso de Ayumi, hasta la noticia de la boda de Hinata con Gaara ¿Por qué fue tan estúpido y no hizo algo antes? Ahora ya era muy tarde, demasiado… era seguro que Hinata no sentía nada por él si había decidido casarse con el pelirrojo, ya todo estaba perdido.

-¡Mierda! – Se dejó caer de rodillas al suelo golpeándolo con sus puños, los cuales quedaron algo lastimados – Hinata… ¿Por qué?

Continuara…
-------

Muajajaja, que mala soy ¿Ya vieron el lío que armé? Jeje, soy drmática para estas cosas y no lo puedo evitar, amo hacer sufrir a los personajes xD

Bueno, espero que les haya gustado la última parte del capi 9, je se sorprenderán con el 10, pero mejor no digo nada ^^u
Bye!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Inu
Nivel 14
Nivel 14


Femenino
Cantidad de envíos : 623
Edad : 19
Localización : En mi casa frente a la compu xD
Fecha de inscripción : 27/03/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jul 08 2010, 05:37

SELENE QUE CAP. TAN


POBRE NARUTO

VAYA QUE DESICION LA QUE TOMO HINATA FUE MUY APRESURADA

AHORA QUE PASARA

CONTINUALO PRONTO SELENE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Rena ryuugu
Nivel 7
Nivel 7


Femenino
Cantidad de envíos : 257
Edad : 24
Localización : matando a mi sobrina (?), ok no pero quisiera matarla
Fecha de inscripción : 07/04/2010

MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Jue Jul 08 2010, 09:28

inuyasha y si te rompieran el corazon por ver que tu novio besa a otra chica?

Naruto no tiene nada de pobre...

Eso le paso por baka por no declararle sus sentimientos, por no pedirle disculpas, por aclararle el beso con ayumi

Pero la mas importante

Por no haberse dado cuenta de que a hinata le gustaba el

Y como dice el refran

No te das cuenta del valor de alguien hasta que lo pierdes (creo que era asi xD)

Siguela sele-chan ^//^!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.youtube.com/user/curiosita900?feature=mhw5#p/f
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!    Hoy a las 07:16

Volver arriba Ir abajo
 
Naruto, un detective muy particular - ¡Cap 21 Parte 1!
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 3.Ir a la página : 1, 2, 3  Siguiente
 Temas similares
-
» Imágenes de Naruto
» Curiosidades sobre el anime naruto.
» naruto shippuden: the new generation capitulo 2 parte 1
» [XP] Charas de' Naruto Shippuden'
» [T] [Naruto] Colección de One-shots. Espejo

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Foro Hyuga :: Sección de Historias. :: Fanfiction Anime/Manga-
Cambiar a: